I. COMUNIDAD DE CASTILLA Y LEÓN

C. OTRAS DISPOSICIONES

CONSEJERÍA DE FOMENTO Y MEDIO AMBIENTE

C. OTRAS DISPOSICIONES

CONSEJERÍA DE FOMENTO Y MEDIO AMBIENTE

ORDEN FYM/895/2011, de 5 de julio, por la que se aprueba definitivamente la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora.

VISTO el expediente relativo a la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora para su adaptación al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, promovido por el Ayuntamiento de Zamora.

ANTECEDENTES DE HECHO

PRIMERO: El término municipal de Zamora está ordenado por un Plan General de Ordenación Urbana de Zamora aprobado definitivamente por Orden de la Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio de 28 de julio de 1986, publicada en el «Boletín Oficial de Castilla y León» de 1 de agosto de 1986, cuya vigencia se encuentra suspendida a través de la Orden de la Consejería de Fomento de 16 de julio de 2009, en cuyo Anexo incluye unas Normas Urbanísticas Transitorias. Este Plan General no está adaptado a la Ley (fue adaptado a la Ley a través de la Orden de la Consejería de Fomento de 4 de julio de 2001, publicada en el «Boletín Oficial de Castilla y León» de 16 de julio de 2001, por la que se aprobó la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, la cual fue anulada por sentencia del Tribunal Supremo de 11 de mayo de 2009 que desestimó los recursos de casación números 4814, 4816 y 6341, todos de 2006, interpuestos por el Ayuntamiento de Zamora frente a las sentencias de 11 de octubre de 2005, 14 de octubre de 2005 y 8 de noviembre de 2005 dictadas por la Sección Primera de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León) y al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, aún cuando el plazo para adaptación a la Ley 5/1999, de 8 de abril, expiró el 5 de mayo de 2003, según la Disposición Transitoria 1.ª de la propia Ley, y que, en el marco definido por el R.D. Legislativo 2/2008, de 20 de junio, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Suelo, la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León y por el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, aprobado por Decreto 22/2004, de 29 de febrero, configura el régimen urbanístico de aplicación en dicho municipio.

SEGUNDO: El expediente para la aprobación de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora para su adaptación al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León fue incoado mediante Decreto del Ayuntamiento de Zamora de 8 de enero de 2007, una vez finalizados por el Instituto Universitario de Urbanística de la Universidad de Valladolid y por los técnicos municipales de la Oficina de Gestión Urbanística, los trabajos de adaptación del entonces vigente Plan General de Ordenación Urbana de Zamora aprobado mediante Orden de la Consejería de Fomento de 4 de julio de 2001, por el que se adaptó a la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León.

Respecto del documento dispuesto para su aprobación inicial, previamente a la misma el Ayuntamiento solicitó informes de la Diputación Provincial y del Servicio Territorial de Fomento, así como los exigidos tanto por la legislación sectorial del Estado, en concreto del Subdelegación del Gobierno, de la Confederación Hidrográfica del Duero, de la Direcciones Generales de Ferrocarriles, de Bellas Artes y Bienes Culturales, y de Demarcación de Castilla y León Occidental del Ministerio de Fomento, como los exigidos por la legislación sectorial de la Comunidad Autónoma, en concreto del Servicio Territorial de Medio Ambiente, y de la Comisión Territorial de Patrimonio Cultural, en aplicación del Art. 153 del Reglamento de Urbanismo de Castilla y León. El contenido de estos informes puede concretarse en los siguientes términos:

• La Subdelegación del Gobierno en Zamora, en fecha 9 de febrero de 2007, informa que por el extremo este del término municipal discurre por terreno rústico el trazado del gasoducto Salamanca-Zamora, perteneciente a la red básica de transporte de gas natural, si bien dicho trazado no parece representado en los planos de clasificación del suelo. El gaseoducto es de titularidad de la empresa

ENAGAS, S.A. con quien estimamos deberían contactar para delimitar con precisión el trazado y las afecciones. Por todo ello estiman que deberá representarse en los planos de clasificación del suelo el trazado de gasoducto Salamanca-Zamora, que deberá quedar comprendido dentro de una franja de 10 metros de anchura a ambos lados calificada como terreno rústico con protección de infraestructuras.

El 12 de marzo de 2007 el Ayuntamiento de Zamora solicita de la Dirección de Transportes de ENAGAS, S.A. que le remita en soporte digital el trazado del gasoducto en la parte que afecta al término municipal de Zamora.

• El 15 de febrero de 2007, el Jefe de la sección de conservación y explotación de carreteras del Servicio Territorial de Fomento emite informe desfavorable vinculante, en cumplimiento del artículo 14 de la Ley 2/1990, de Carreteras de la Comunidad de Castilla y León, en lo que afecta a la Línea de Edificación que deberá quedar reflejada en los planos, como sigue:

CARRETERA CATEGORÍA Línea de

Edificación

CL-612 PALENCIA - ZAMORA RED BASICA 28.50 M

CL-527 ZAMORA-FERMOSELLE RED BÁSICA 28.50 M

CL-605 DE SEGOVIA A ZAMORA RED BÁSICA 28,50 M.

ZA-330 ZAMORA - PUEBLlCA DE CAMPEAN RED COMPLEMENTARIA 21.50 M

ZA-325 DE ZA-305 A AZA-330 RED COMPLEMENTARIA 21.50 M

ZA-61 O DE CL-605 A MORALEJA DEL VINO ITINERARIO PREFERENTE 21,50 M.

• El 21 de febrero de 2007, la Dirección General de Ferrocarriles remite al Ayuntamiento informe vinculante, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 7.2 de la Ley 39/2003, de 17 de noviembre, del Sector Ferroviario, en el que se concluye que no se puede emitir informar favorable del documento «Revisión del Plan General de Ordenación Municipal de Zamora», hasta que dicho documento sea modificado para adaptarse a la ocupación de los proyectos ferroviarios que se están redactado y cuyo Estudio Informativo, y por tanto su trazado, fue aprobado el 12 de mayo de 2003, así como a la Ley 39/2003 del Sector Ferroviario y el reglamento que la desarrolla. Entre dichos proyectos relaciona los siguientes:

– El Ministerio de Fomento con fecha 12 de mayo de 2003 («B.O.E.» 7 de junio de 2003) dictó la Resolución de la Secretaría de estado de Infraestructuras por la que se aprobaba el expediente de información Pública y oficial definitivamente el «Estudio Informativo del Proyecto de Mejora de la línea Medina del Campo-A Coruña. Tramo: Medina-Zamora-Puebla de Sanabria. Dicha línea a su paso por la ciudad de Zamora aprovecha el corredor de la línea actual.

– Los proyectos que afectan a ese municipio son el denominado: «Proyecto Constructivo: corredor Norte-Noroeste de Alta Velocidad. Línea de Alta Velocidad Madrid-Galicia. Subtramo: acceso a Zamora», y el denominado «Proyecto Constructivo: corredor Norte-Noroeste de Alta Velocidad. Línea de Alta Velocidad Madrid-Galicia. Tramo: Zamora-Lubián. Subtramo Zamora-Perilla de Castro.

• En julio de 2004 se remitió el documento denominado «PROYECTO CONSTRUCTIVO: CORREDOR NORTE-NOROESTE DE ALTA VELOCIDAD. LAV MADRID-GALICIA. TRAMO OLMEDO-ZAMORA. SUBTRAMO: ACCESO A ZAMORA. PLATAFORMA».

• En febrero de 2007 se remite un ejemplar del documento «PROYECTO CONSTRUCTIVO: CORREDOR NORTE-NOROESTE DE ALTA VELOCIDAD LAV MADRID-GALICIA. TRAMO OLMEDO-ZAMORA. SUBTRAMO ZAMORA-PERILLA DE CASTRO PLATAFORMA», indicando que dentro de las actuaciones del proyecto esta la supresión de los pasos a nivel del tramo en el que la nueva línea discurre junto a la actual Medina-Zamora, en concreto, en su término municipal, de los pasos cuyo PK línea actual se corresponden con el 87/624 y 88/387, ambos denominados Camino de las Llamas.

El 12 de marzo de 2007 el Ayuntamiento de Zamora solicita de la Dirección General de Ferrocarriles que le remita en soporte digital la planta de ocupación de los Proyectos constructivos de las infraestructuras ferroviarias a que se refiere, cuyo trazado se contempla en el Estudio Informativo aprobado por Resolución de 12 de mayo de 2003.

• El 21 de febrero de 2007, la Dirección General de Bellas Artes y Bienes Culturales del Ministerio de Cultura, informa que la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora no afecta a competencias del Ministerio de Cultura, sino que sobre ese asunto le corresponde decidir, en virtud de lo establecido en el artículo 6.a) de la Ley 16/1985, de 25 de junio, del Patrimonio Histórico Español, a la Dirección General de Patrimonio y Bienes Culturales de la Junta de Castilla y León, y respecto del informe que solicita, esa Dirección considera que puede autorizarse la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora.

• La Unidad de Carreteras en Zamora de la Demarcación de Carreteras del Estado en Castilla y León Occidental, dependiente de la Dirección General de Carreteras, el 9 de marzo de 2007 emite informe vinculante desfavorable, en aplicación del Art. 10.2 de la Ley 25/1998, de Carreteras, con base en las siguientes cuatro prescripciones:

Primero.– En la zona de Villagodio y la Recta de Coreses de la N-122, han de hacerse las siguientes correcciones:

A) En el cambio de clasificación de Suelo Rústico a Suelo Urbano en la Zona de Villagodio, cuyo suelo, situado en la margen derecha de la N-112, es colindante con la citada N-122 y con el tramo de la Autovía Ruta de la Plata «Zamora Norte-Río Duero».

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-122, y la Autovía de la Plata y los terrenos expropiados propiedad del Estado. Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-122 y de la Autovía. La línea límite de edificación, se sitúa a 50 metros en autopistas, autovía y vías rápidas y a 25 metros en el resto de las carreteras, de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista.

– Se pone de manifiesto la necesidad de que con carácter previo al otorgamiento de licencias de edificación se lleven a cabo los estudios correspondientes de determinación de los niveles sonoros esperables así como la obligatoriedad de establecer limitaciones a la edificabilidad o de disponer los medios de protección acústica imprescindibles, en caso de superarse los umbrales recomendados, de acuerdo con lo establecido en la normativa vigente (Ley 37/2203, de 17 de noviembre de Ruido («B.O.E.» 18-11-2003) y en su caso, en la normativa autonómica.

– Ha de incorporarse a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-122 y de la Autovía Ruta de la Plata (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

B) En el cambio de clasificación de Suelo Rústico a Suelo Urbano en la Zona de Villagodio, cuyo suelo, situado en la margen izquierda de la N-112, es colindante con la citada N-122, con el tramo de la Autovía de la Ruta de la Plata «Zamora Norte-Río Duero», y con el enlace entre ambas:

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-122, y la Autovía de la Plata, así como los terrenos expropiados propiedad del Estado.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-122 y de la Autovía y su enlace. La línea límite de edificación, se sitúa a 50 metros en autopistas, autovías y vías rápidas y a 25 metros en el resto de las carreteras de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista. A efectos de lo indicado anteriormente, los ramales de enlace y las vías de giro de intersecciones tendrán en todo caso la consideración de carreteras convencionales.

– Se pone de manifiesto la necesidad de que con carácter previo al otorgamiento de licencias de edificación se lleven a cabo los estudios correspondientes de determinación de los niveles sonoros esperables en el mismo sentido que el punto anterior.

– Ha de incorporarse a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-122 y de la Autovía Ruta de la Plata (artículo 24 de la Ley de Carreteras), en el mismo sentido que el punto anterior.

C) Ha de suprimirse la rotonda que se ha previsto en la N-122 a la altura del punto kilométrico 452+420. La autorización de dicho acceso a la N-122, corresponde a la Dirección General de Carreteras y, llegado el caso, habrá de realizarse la oportuna solicitud que se tramitará, conforme a lo dispuesto en el Capítulo II del Reglamento General de Carreteras, en otro expediente independiente del presente informe.

Segundo.– En la margen derecha de la Autovía N-630-a, a la altura del punto kilométrico 278+420, habrá de excluirse del suelo urbano los terrenos expropiados propiedad del Estado de la N-630-a.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-630-a. La línea límite de edificación, se situará a 50 metros en autopistas, autovías y vías rápidas de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista.

– Se pone de manifiesto la necesidad de que con carácter previo al otorgamiento de licencias de edificación se lleven a cabo los estudios correspondientes de determinación de los niveles sonoros esperables en el mismo sentido que la prescripción anterior.

– Ha de incorporase a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-630-a (artículo 24 de la Ley de Carreteras), en el mismo sentido que la prescripción anterior.

Tercero.– En la margen derecha de la N-122, sentido Alcañices, a la altura del punto kilométrico 465+100, habrá de excluirse del suelo que se ha previsto para equipamientos o servicios urbanos, y grafiarse en los planos, la oportuna reserva para el futuro trazado de la Autovía de Zamora Portugal de la N-122, actualmente en estudio informativo, cuyo trazado será continuación del de la Ronda Norte de Zamora.

– Se pone de manifiesto la necesidad de que con carácter previo al otorgamiento de licencias de edificación se lleven a cabo los estudios correspondientes de determinación de los niveles sonoros esperables en el mismo sentido que las prescripciones anteriores.

– También ha de incorporase a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-122 y desde la futura Autovía de Zamora-Portugal (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

Cuarto.– En cuanto a la rotonda que se ha previsto en la travesía de la N-122 a la altura de la intersección de la calle Trascastillo con la Avenida de la Frontera, la autorización para remodelar dicha intersección y en definitiva la autorización de un nuevo acceso a la N-122, corresponde a la Dirección General de Carreteras y, llegado el caso, habrá de realizarse la oportuna solicitud que se tramitará, conforme a lo dispuesto en el Capítulo 11 del Reglamento General de Carreteras, en otro expediente independiente del presente informe.

• En sesión celebrada el 19 de marzo de 2007, la Comisión Territorial de Urbanismo emite informe en el que se relacionan los antecedentes y la documentación de la que consta la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, y se concluye que las determinaciones y documentación contenidas en el instrumento de planeamiento de referencia cumplen, en general, con los requisitos establecidos en la citada Ley 5/1999 y en el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, no aparentado disconformidad con el modelo territorial de Castilla y León definido por los instrumentos de Ordenación del Territorio vigentes. No obstante la documentación presentada debe completarse en todos los aspectos recogidos pormenorizadamente en sus artículos 111 a 116, que a su vez deben reflejar adecuadamente las determinaciones de ordenación general y detallada definidas en los artículos 79 a 109 del mismo Reglamento.

• La Comisión Territorial de Patrimonio Cultural de Zamora, en sesión celebrada el 27 de marzo de 2007, en relación con el informe e los trabajos de prospección arqueológica intensiva en la Unidad de Actuación 04. Carretera de Almaraz 1 de Zamora, acuerda notificar al Ayuntamiento de Zamora que el yacimiento arqueológico romano encontrado no está incluido en el inventario municipal teniendo que modificarlo en la Unidad de Actuación 04 del Plan General para presentar las medidas correctoras oportunas.

La Comisión Territorial de Patrimonio Cultural de Zamora, en sesión celebrada el 9 de abril de 2007, en relación a la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora para su adaptación al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, de acuerdo con los artículos 37 y 42 de la Ley 12/2002, de 11 de julio, informan favorablemente la documentación presentada, con una serie de prescripciones. Este acuerdo resulta condicionado a que en plazo de quince días, el interesado se comprometa por escrito al cumplimiento de las prescripciones indicadas, y aporte nuevo documento completo refundido y sellado, en caso contario el acuerdo será desfavorable. Dichas prescripciones versan sobre los siguientes aspectos:

En primer lugar en relación al Catálogo de edificios y elementos a catalogar se completará, ampliará o corregirá conforme lo indicado en dicho Informe, que relaciona una serie de edificios a incluir en las fichas de los edificios catalogados fuera de la delimitación del conjunto histórico-artístico, fijando el tipo de protección que les corresponde: Protección integral, estructural A, estructural B, estructural C.

En segundo lugar en relación a los yacimientos arqueológicos documentados fuera del ámbito del conjunto histórico, establece observaciones previas, conceptos a incluir en cada una de las fichas y precisiones sobre las fichas de yacimientos concretos.

En tercer lugar se prescribe que deben incluirse áreas donde se prevé la aparición de elementos o restos de valora histórico a partir de los datos documentales existentes.

En cuarto lugar se establecen modificaciones a introducir en las fichas relativas a entornos de inmuebles declarados Bienes de Interés Cultural.

En quinto lugar se añade una prescripción de carácter general para las Normas Urbanísticas.

En sexto lugar se introducen varias correcciones en la Ordenanza Arqueológica.

Por otra parte se recomienda una serie de edificios para su estudio e inclusión en el Catálogo del Plan General.

• La Comisión Territorial de Prevención Ambiental, el 29 de marzo de 2007, comunica informe ambiental en el que se señala que deben recogerse en planos el trazado de las vías pecuarias dentro de la zona urbana. De las vías pecuarias que discurren por terrenos rústicos solamente se recogen dos (la Cañada Real Zamorana y el Cordel Sanabrés), existiendo más vías pecuarias. También se indica que parte del Descansadero de los Llanos no aparece clasificado como suelo rústico con Protección Natural sino como suelo urbano, concretamente el de la franja terreno que hay entre la actual cerca del polígono industrial de los Llanos y la carretera de Ledesma. Dichos terrenos son descansadero de ganados y por lo tanto vía pecuaria, y así se informó al Ayuntamiento el 24 de febrero de 2005.

• El 10 de mayo de 2007, el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias remite al Ayuntamiento fotocopia parcial del Plano de Ordenación 3.8 de la aprobación inicial 2006 del PGOU, con el fin de que se incluya en la Revisión la pequeña corrección de parte del lindero existente entre el sector n-15 «RENFE Industrial» y el Sistema General Ferroviario, ambos de titularidad del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias.

• La Confederación Hidrográfica del Duero, en fecha 24 de agosto de 2007, emite informe, en aplicación del artículo 25.4 del Texto Refundido de la Ley de Aguas, en el que una vez examinada la documentación presentada y el proyecto LINDE, promovido por el Ministerio de Medio Ambiente, que comprende el «Estudio y delimitación previa del Dominio Público Hidráulico en la cuenca hidrográfica del Duero, se procede la comprobar la inundabilidad de los distintos sectores para los períodos de recurrencia de 100 y 500 años, formulando las siguientes observaciones para cada uno de los sectores en estudio:

1) SUR-D SECTOR 21ST SAN FRONTIS.

Consultados los planos que contienen las líneas de inundación correspondientes a las avenidas de períodos de retorno de 100 y 500 años (caudales de 2.811 m3/sg. y

3.614 m3/sg. respectivamente), que figuran en el «Estudio y Delimitación Previa del Dominio Público Hidráulico, correspondiente a la Segunda Fase - 2.ª Etapa del Proyecto LINDE» se comprueba lo siguiente:

– Una parte del Plan Parcial (aproximadamente el 50%) se ubica dentro de la zona de policía de 100 m. en la margen izquierda del río Duero.

– Una gran parte del Plan Parcial se encuentra afectada por la inundación producida por las avenidas del período de retorno de 100 años (Q100).

– La mayor parte del Plan Parcial se encuentra afectada por la inundación producida por las avenidas de período de retorno de 500 años (Q500).

En el tramo del río Duero donde se encuentra la parcela se observa que la lámina de agua para las avenidas de 100 y 500 años de período de retorno en el perfil 2610 alcanza las cotas z100=625,95 m. y z500=626,95 m., y en la sección 2620 z100=626,02 y z500=627,04 m.

2) SUR-D SECTOR 19ST. C. DE SAN FRANCISCO; PARQUES DE S. FRANCISCO.

Una pequeña parte de este sector se ubica en zona de policía (margen izquierda del río Duero, y dicha parte está afectada por la Q500 y no por la Q100.

La totalidad de la parte del sector ubicada fuera de la zona de policía igualmente está afectada por la Q500 y no por la Q100.

Los perfiles transversales tomados en este sector son el 2610 y 2570, y los niveles de la lámina de agua para cada una de las avenidas alcanzan la cota z100=625,95 m. y z500=626,95 m. en el primero, y z100=626,85 y z500=628, 13 m. en el segundo.

3) SUR-D SECTOR 16ST. CABAÑALES.

Una vez examinada la documentación presentada y el proyecto LINDE se observa que la acotación altimétrica de la parcela se encuentra entre z=623,63 y z=627,66 m.

y en el tramo del Río Duero objeto de estudio se observa una cota de lámina de agua para las avenidas de 100 y 500 años de período de retorno de, sección 2570 con cotas z100=626,85 m. y z500=628,130 m., sección 2580 con cotas z100=626,590 y z500=627,870 m.

Como puede observarse, la parcela se verá parcialmente afectada por la máxima avenida de100 años de período de retorno (Q1O0) y se encuentra completamente dentro de la llanura de inundación para 500 años (Q500).

4) SUR-D SECTOR 12B. OLIVARES.

Parte de este sector se sitúa dentro de la zona de policía en la margen derecha del arroyo de Valderrey. Las líneas de inundación muestran que la parcela será alcanzada casi en su totalidad por la máxima avenida de 500 años de período de retorno (Q500).

El tramo en el que se localiza el Sector Olivares está comprendido entre los perfiles 2620 y 2630, con cotas de z100=626,02 m. y z500=627,04 m. en el primero, y en la segunda sección z100=625,98 y z500=627,01 m.

5) SUR-D SECTOR OA. TRASCASTRILLO ESTE.

El sector Trascastrillo Este está ubicado en las márgenes del arroyo Valderrey, quedando los terrenos situados en su margen izquierda parcialmente inundados por las avenidas de 100 y 500 años y los de la margen derecha anegados casi por completo por la de 500.

Las máximas cotas de inundación obtenidas en los perfiles próximos alcanzan z100=629,26 m. y z500=630,39 m. en el perfil 6060, y en la sección 6040 z100=626,59 y z500=627,65 m.

En la margen izquierda no existe en el PLAN LINDE topografía suficiente para determinar las líneas de inundación de la avenida de 500 años.

6) SUR-D SECTOR ST. ASTURIAS.

Este sector se encuentra también en la margen derecha del río Duero, y las líneas de inundación para las avenidas de 100 y 500 años de período de recurrencia muestran que la parcela está fuera de la zona inundable para la Q100, en cambio podría esta afectada por la Q500 (en los planos del LINDE no existe topografía de dicha zona). La parcela se encuentra situada entre los perfiles 2450 y el 2410, alcanzando en ellos unos niveles de z100=627,44 m. y z500=628,64 m. y z100=627,34 y z500=628,50 m. respectivamente.

Así han quedado determinadas las zonas inundables de los distintos sectores, siendo la definición de «Zona Inundable» incluida en el Art. 14.3 del Reglamento del Dominio Público Hidráulico, las delimitadas por los niveles teóricos que alcanzarían las aguas en las avenidas cuyo período estadístico de retorno sea de quinientos años…»

A la vista de lo cual, en dicho informe se CONCLUYE:

– Desde el punto de vista de la existencia o inexistencia de recursos hídricos, la obligación del suministro de agua para el abastecimiento de la población, es del Ayuntamiento de Zamora. Por lo tanto en el caso de que el Ayuntamiento no pueda atender a la nueva zona urbana, con los derechos de agua que posean en la actualidad, deberá solicitar una ampliación de concesión u otra nueva, en el caso de que el abastecimiento a la nueva zona urbanizable se fuera a suministrar de manera independiente del actual.

– En cuanto a las obras que afectan al cauce o que estén situadas dentro de la zona de Policía, se deberá solicitar su autorización para la tramitación reglamentaria. A estos efectos se indica que se deberá respetar los cinco metros de zona de servidumbre, que regula la legislación sobre aguas, o en su caso tramitar la correspondiente modificación de servidumbre.

– Desde el punto de vista del saneamiento y depuración de las aguas, se tiene constancia de la existencia de una estación depuradora en la localidad de Zamora, con tratamiento biológico de fangos activos, que consta de un primer pretratamiento, decantación primaria, tratamiento biológico, decantación secundaria, desinfección del efluente y espesamiento de fangos, cuyo estado de funcionamiento es correcto para la población actual.

– En cuanto a la acumulación de estiércol, se indica que se realizará sobre un lugar expresamente dedicado a tal fin. Debiéndose tener en cuenta que de acuerdo con el artículo 234 del Real Decreto 849/1986 de 11 de abril, por el que se aprueba el Reglamento del Dominio Público Hidráulico, se prohíben los vertidos directos o indirectos que puedan producir una contaminación de las aguas, o acumular residuos sólidos, escombros o sustancias, cualquiera que sea su naturaleza y el lugar que se depositen, que constituyan o puedan constituir un peligro de contaminación de las aguas o de degradación de su entrono. Asimismo, no se podrá efectuar acciones sobre el medio físico o biológico afecto al agua que constituyan o puedan constituir una degradación del mismo. La zona de almacenamiento de estiércoles para su posterior uso como abono, se deberá ubicar a una distancia mínima de 100 metros de corrientes naturales del agua, pozos y manantiales de abastecimiento, depósitos de agua potable, zonas de baño tradicionales o consolidadas y viviendas.

– Teniendo en cuenta el aumento de la población, debido al desarrollo de los diferentes ámbitos tanto residenciales como industriales, se deberá ampliar la estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAD) con carácter previo, con el fin de garantizar el tratamiento adecuado de los vertidos.

– Finalmente, se deberán tener en cuenta una serie de obligaciones de carácter general en relación a los vertidos, en concreto en suelo urbano y urbanizable se prohíben expresamente los vertidos no conectados a la red de saneamiento. El control de los vertidos a la red municipal de saneamiento corresponde al Ayuntamiento, según dispone el artículo 101.2 del Texto Refundido de la Ley de Aguas, en su redacción dada por el Real Decreto Ley 4/2007, de 13 de abril («B.O.E.» del 14 de abril). Los vertidos industriales a la red que puedan tener especial incidencia en el medio receptor, deberán ser informados por esta Confederación Hidrográfica, con carácter previo a su autorización por el Ayuntamiento. Para los vertidos individuales o compartidos fuera de la red municipal, y en consecuencia realizados a elementos del dominio público hidráulico, se deberá contar con un sistema de depuración y deberán obtener con carácter previo la correspondiente autorización de vertido de esta Confederación Hidrográfica del Duero.

– Por último, desde el punto de vista de la inundabilidad de los distintos sectores se informa desfavorablemente respecto a actuaciones en los sectores ubicados en zona de policía que queden afectadas por la Q500.

Asimismo, y dado que la Confederación Hidrográfica del Duero solamente tiene otorgada competencia sobre la zona de policía, se desaconseja cualquier actuación respecto a los terrenos ubicados fuera de ésta que queden afectados por la avenida máxima (Q500).

Para una mayor concreción, el Ayuntamiento de Zamora deberá presentar en esta Confederación Hidrográfica del Duero los planos de clasificación del suelo del Término Municipal que contengan las líneas de inundación detalladas en el Proyecto LINDE, correspondientes a las avenidas de períodos de retorno de 100 y 500 años, las cuales se encuentran disponibles en el Servicio Territorial de Fomento en Zamora (Junta de Castilla y León). En dichos planos deberán igualmente dibujarse las líneas correspondientes a la zona de policía de 100 m. en las márgenes.

En cualquier caso, si se dispone algún tipo de medida estructural protectora o correctora que evite la inundabilidad de los sectores analizados para la Q100 y Q500, se deberá presentar el correspondiente Estudio Hidrológico-Hidráulico junto con el Proyecto Constructivo de las obras en zona de policía.

También se adjunta informe emitido con fecha 27 de julio de 2007, por la Dirección Técnica del Organismo de Cuenca en relación la Canal Toro-Zamora y Canal San José.

• UGT de Castilla y León, en fecha 30 de junio de 2009 presenta escrito de alegaciones en el que insta a la aprobación urgente y con carácter transitorio de la Revisión, si bien han de introducirse las enmiendas que se señalan que versan sobre la reconsideración del modelo territorial propuesto, eliminado ciertas clasificaciones de suelo urbanizable, sobre todo las masivas desclasificaciones de suelo rústico protegido, la revisión del ISA, la protección de los ámbitos naturales y ambientales como los entornos del Bosque de Valorio y Riberas del Duero en su integridad, formulación de una estrategia de movilidad sostenible, subsanación de las múltiples carencias documentales y legales exigibles.

• La Consejería de Cultura y Turismo, el 25 de junio de 2009, informa que el documento examinado contiene un listado completo del extenso Patrimonio Cultural del término municipal, incluyendo tanto un Catálogo Arquitectónico, como Catálogo Arqueológico cuyos datos concuerdan con los obrantes en la Dirección General de Patrimonio Cultural. La documentación también incluye su correspondiente Normativa de Protección, con referencias expresas tanto a bienes arquitectónicos, como etnológicos y el patrimonio arqueológico. Por otra parte, hay que señalar la correcta identificación y el establecimiento de las oportunas medidas de protección para los Bienes de Interés Cultural en el ámbito territorial afectado. No obstante si, una vez iniciada la tramitación del expediente del PGOU de Zamora, apareciesen nuevos elementos que pudieran afectar al patrimonio cultural, será necesario solicitar una nueva consulta a la Consejería.

• La Consejería de Agricultura y Ganadería, el 25 de junio de 2009, informa que el Instituto Tecnológico Agrario de Castilla y León en el marco del «Convenio de colaboración entre la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla y León, SEIASA del Norte, S.A., y la Comunidad de Regantes del Canal de San Frontis» ha realizado parte de las obras de modernización, consistentes en Estación de Bombeo, Balsa y tubería de impulsión, en el término municipal de Zamora. Estas actuaciones se encuentran dentro del ámbito de aplicación del Plan, por lo que se estima necesario tenerlas en cuenta en la planificación.

TERCERO: El documento presentado por el equipo redactor es informado favorablemente por el Arquitecto Municipal en fecha 11 de enero de 2007, y por el Secretario de la Corporación el 16 de enero de 2007.

Con fecha 19 de enero de 2007, el Pleno del Ayuntamiento de Zamora, vistos los informes técnicos municipales previos y el preceptivo de Secretaría, y de conformidad con el dictamen de la Comisión Informativa de Urbanismo y Seguridad Ciudadana, acordó por mayoría absoluta del número legal de miembros de la Corporación Municipal, aprobar inicialmente la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora para su adaptación al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, redactado por los Servicios Técnicos de la Oficina de Gestión Urbanística del Ayuntamiento y por el Instituto de Urbanística de la Universidad de Valladolid.

También se acuerda remitir un ejemplar del instrumento de planeamiento al Registro de la Propiedad para su publicidad y demás efectos que procedan.

CUARTO: El documento de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora para su adaptación al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León ha sido sometido al preceptivo trámite de información pública por el plazo de cuarenta y cinco días, en cumplimiento del artículo 55 del Reglamento de Urbanismo y 10 de la Ley 9/2006, de 28 de abril, sobre evaluación de los efectos de determinados planes y programas en el medio ambiente, con inserción de anuncios en el «B.O.C. y L.» n.º 21, de 30 de enero de 2007, en el «B.O.P.» n.º 12 de fecha 26 de enero de 2007, y en los periódicos «El Norte de Castilla» y «La Opinión», ambos en fecha 26 de enero del 2007, así como en el tablón de Anuncios del Ayuntamiento.

De conformidad con lo dispuesto en el artículo 10 de la Ley 9/2006, sobre evaluación de los efectos de determinados planes y programas en el medio ambiente, el documento para aprobación inicial y el informe de sostenibilidad ambiental de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, fue sometido al trámite de consultas específicas a las Administraciones Públicas y al público interesado, por un plazo de 45 días desde la publicación del anuncio de información pública, comunicándoselo a las siguientes entidades privadas: La Asociación Provincial de las Unión de Consumidores y Amas de Hogar de Zamora, la Asociación Sanabresa de Apicultores, la Asociación de Medio Ambiente Naturaleza Viva de Zamora y la Asociación Ocellum Durii Ecologistas en Acción.

Dentro del plazo de información pública se han presentado un total de 8.850 escritos de alegaciones, en fecha octubre de 2008 se formula una propuesta de resolución de las alegaciones presentadas al documento de revisión del PGOU de Zamora, donde tras indicar el carácter de las alegaciones y los criterios de estimación, se procede a la contestación a las alegaciones, distinguiendo las presentadas por grupos y colectivos de ciudadanos, de las presentadas por particulares. Dicho informe se realiza teniendo como referente la propuesta y determinaciones del PGOU del 2001 y se precisa que todos los cambios y ajustes derivados de valoraciones estimativas, tendrán su plasmación efectiva y vinculante en la propuesta de ordenación del documento para la segunda aprobación de la revisión.

QUINTO: El 19 de noviembre de 2007 el Ayuntamiento de Zamora remite veinte copias del documento de Revisión a la Dirección General de Prevención Ambiental, a efectos de seguir la tramitación ambiental.

Mediante Resolución de 19 de febrero de 2008 la Consejera de Medio Ambiente aprueba el documento de referencia para la elaboración del informe de sostenibilidad ambiental del PGOU de Zamora, publicada en el «B.O.C. y L.» n.º 43 de 3 de marzo de 2008, en cuyo Anexo I se relacionan las Administraciones Públicas afectadas y el público afectado a efectos de la fase de consultas específicas, en concreto: el de las Administraciones competentes en materia de carreteras y demás infraestructuras implicadas, Ministerio de Agricultura, Delegación del Gobierno de Castilla y León, Confederación Hidrográfica del Duero, Consejería de Interior y Justicia, Dirección General de Medio Natural, Consejería de Fomento, Consejería de Cultura y Turismo, Consejería de Agricultura y Ganadería, Servicio Territorial de Medio Ambiente, Universidades de Valladolid, de León, de Burgos y de Salamanca, Asociación Consumidores y Usuarios de Castilla y León, Organizaciones Empresariales de Castilla y León, ASAJA Castilla y León, UGT Castilla y León, CCOO Castilla y León, COAG Castilla y León y Presidentes de Ecologistas en Acción de Zamora.

SEXTO: El 29 de octubre de 2008 el equipo redactor presenta ante el Ayuntamiento el denominado «Segundo Documento de tramitación posterior a la aprobación inicial» redactado por el Instituto Universitario de Urbanística de la Universidad de Valladolid. Dicho documento es informado por el arquitecto municipal el 27 de noviembre de 2008 señalando una serie de observaciones, y por el Jefe del Servicio de la Oficina de Gestión Urbanística el 1 de diciembre de 2008, indicando que procede una segunda fase de información pública, como consecuencia de los cambios resultado de la aceptación de algunas de las alegaciones presentadas, los informes sectoriales y de lo indicado en el documento de referencia aprobado por Resolución de 19 de febrero de 2008, y también formula algunas observaciones al documento. El 29 de diciembre de 2008 el equipo redactor adjunta documento de Estudio Económico, para su incorporación al expediente.

El 17 de febrero de 2009 se presenta un nuevo «Documento de tramitación posterior a la aprobación inicial. Febrero 2009. Revisión del Plan General de Ordenación Urbana para su adaptación al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León», elaborado por el Instituto Universitario de Urbanística de la Universidad de Valladolid. Dicho documento es sometido a los informes del Arquitecto Municipal de fechas 24 de febrero y 12 de marzo de 2009, del Secretario de la Corporación de 20 de febrero de 2009 y del Jefe del Servicio Jurídico de la Oficina de Gestión Urbanística de 24 de febrero y 12 de marzo de 2009, en ellos se indica que debe someterse a una nueva fase de información pública, y se señalan algunas observaciones a subsanar. Dichos informes son contestados a través de un informe de fecha 17 de marzo de 2009 elaborado por el Instituto Universitario de Urbanística de la Universidad de Valladolid.

Mediante acuerdo del Pleno del Ayuntamiento, de fecha 30 de marzo de 2009, por mayoría absoluta, previo dictamen de la Comisión Informativa de Urbanismo y Seguridad Ciudadana, se acuerda:

– En primer lugar aprobar el documento redactado por el Instituto de Urbanística de la Universidad de Valladolid fechado en febrero de 2009, denominado «documento posterior a la aprobación inicial» como instrumento catalizador de las revisiones esenciales producidas desde la aprobación inicial hasta el momento presente.

– En segundo lugar declarar como sustanciales las modificaciones introducidas en el referido documento de tramitación posterior a la aprobación inicial.

– En tercer lugar someter la revisión del Plan General de Ordenación Urbana a un nuevo trámite de información pública por un período de cuarenta y cinco días.

El anuncio del nuevo trámite de información pública fue publicado en «El Norte de Castilla» y «La Opinión» de 15 de abril de 2009, en el «B.O.C. y L.» n.º 71, de 16 de abril de 2009, en el «B.O.P.» n.º 46 de 17 de abril de 2009, en la página Web del Ayuntamiento y en el Tablón de Anuncios de la Casa Consistorial.

En esta fase de información pública han sido presentadas 9.776 reclamaciones en grupo, como consta en certificado emitido por el Secretario de la Corporación el 18 de junio de 2009. Y por otra parte, entre el 15 de abril y el 12 de junio de 2009 se presentaron 682 alegaciones individualizadas dentro de plazo, desistiendo la número 657, y entre el 15 de junio y el 26 de junio de 2009, 3 alegaciones fuera de plazo, y así figura en certificado del secretario fechado a 30 de junio de 2009.

Séptimo: Mediante oficio de 8 de abril de 2009 se somete a consultas específicas el documento de la Revisión del PGOU de Zamora, y el informe de sostenibilidad ambiental, de las Administraciones públicas afectadas y el público afectado relacionado en el documento de referencia, así como a la Subdelegación del Gobierno y la Diputación de Zamora, y el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, la Dirección General de Ferrocarriles, la Delegación de Patrimonio y Urbanismo de Castilla y León ADIF, cuyo resultado es el siguiente:

• El 13 de mayo de 2009 el Jefe de la Sección de Conservación y Explotación de Carreteras del Servicio Territorial de Fomento emite informe desfavorable vinculante, prescribiendo que debe solucionar las siguientes deficiencias detectadas que afectan a vías de titularidad de este Servicio Territorial de Fomento:

1.– En los planos 03 32 y 03 33 que afectan a la carretera CL-527 no aparece la rotonda ni la línea de edificación.

2.– En los planos 03 28 y 03 29 que afectan a la carretera CL-605 no aparece la línea de edificación.

3.– En los planos 03 12, 03 13, 03 08 Y 03 03 que afectan a la carretera

CL-612 no aparece la línea de edificación.

La línea de edificación deberá ir situada v acotada en los planos a una distancia no inferior a 18 m. desde la arista exterior de la calzada mas próxima, en cumplimiento del Art. 26.2 de la ley 10/2008 de Carreteras del la Comunidad de Castilla y León.

• El 25 de mayo de 2009, la Dirección General de Infraestructuras Ferroviarias remite informe vinculante, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 7.2 de la Ley 39/2003, de 17 de noviembre, del Sector Ferroviario, en el que concluye que no se puede informar favorablemente del documento «Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora», hasta que dicho documento sea modificado para adaptase a la ocupación de los proyectos ferroviarios que se han redactado y cuyo Estudio Informativo, y por tanto su trazado, fue aprobado el 12 de mayo de 2003, así como a la Ley 39/2003 del Sector Ferroviario y el reglamento que la desarrolla, relacionando dichos proyectos que básicamente coinciden con los indicados en el informe de fecha 21 de febrero de 2007, indicados en el antecedente de hecho segundo. Una vez modificado con las especificaciones del citado informe, el documento de Revisión deberá ser remitido a la Dirección General de Ferrocarriles para su comprobación.

A instancias del Ayuntamiento, la Dirección General de Infraestructuras del Ministerio de Fomento, en fecha 11 de julio de 2009, remite al Ayuntamiento el trazado de la línea de alta velocidad Madrid-Galicia a su paso por el término de Zamora, con el objeto de incluirlo en la Revisión del PGOU.

• La Dirección General de Medio Natural, en fecha 15 de junio de 2009 emite informe en el que se estudia la coincidencia con figuras de protección ambiental y se realiza un análisis ambiental de la propuesta urbanística, formulando las siguiente observaciones:

– En cuanto al modelo territorial defendido por el PGOU: En distintos apartados de la memoria vinculante del PGOU –también en su Informe de Sostenibilidad Ambiental– se apunta que la documentación presentada responde al objetivo de adaptación del Plan al nuevo marco legal y no a una revisión profunda de sus planteamientos. En concreto, en el primer párrafo del capítulo 2 «Objetivos de protección ambiental del PGOU» del ISA se señala lo siguiente: Aunque no nos encontramos ante un nuevo Plan General, sino ante una sencilla adaptación del mismo, mediante el procedimiento reglado de Revisión, vamos a tratar de justificar que no se alteran factores ambientales claves del territorio municipal, que en lo básico la estructura de protección de los suelos más valiosos sigue siendo la misma, mejor ajustada a las nuevas categorías de la LUCyL y RUCyL.

Igualmente se señala que en el término municipal los espacios incluidos en Red Natura 2000 se encuentran alejados del espacio urbanizado (página 15 del ISA).

En el informe se proponen capturas de pantallas que siguen permiten comparar la clasificación propuesta (de manera gráfica y también en términos cuantitativos) por el Plan vigente y por el PGOU en tramitación, y comprobar que las dos afirmaciones anteriores –mantenimiento de la protección de los suelos más valiosos y alejamiento de los desarrollos urbanísticos respecto de los Lugares Red Natura– son, cuando menos, inexactas.

También llama la atención la disminución de la superficie ocupada por los suelos adscritos a las distintas categorías de suelo rústico con protección natural entre el Plan vigente y el PGOU en tramitación. Así mismo, se constata un claro trasvase desde parte las bolsas de suelo no urbanizable contempladas en el Plan de 2001 hacia nuevos sectores de suelo urbanizable definidos por el PGOU que ahora se tramita. La clasificación de suelo urbano y urbanizable defendida implica la transformación de una porción significativa del territorio municipal y puede llegar a comprometer, sobre todo en los pagos más próximos al río, aguas abajo de la ciudad, el mantenimiento de los variables ambientales que merecieron la inclusión de este tramo del Duero en la Red Natura 2000.

– En cuanto a la adecuación del modelo territorial a los objetivos de conservación en Red Natura 2000: Teniendo en cuenta que el desarrollo urbanístico en varios tramos del río Duero es ya un hecho en las inmediaciones de la aglomeración urbana de Zamora, este Servicio considera importante que el nuevo PGOU oriente sus líneas de crecimiento hacia la consolidación de los ámbitos ya comprometidos en gran medida por la edificación y por las infraestructuras de comunicación y transporte energético, en lugar de proponer nuevas áreas de expansión sobre zonas próximas al río que aún conservan una aceptable calidad ambiental. En este sentido, resulta especialmente inapropiada la clasificación de grandes extensiones de suelo al oeste de la ciudad, sobre terrenos que, si bien es cierto presentan una significativa densidad edificatoria, mantienen una vocación esencialmente agraria e importantes valores ecológicos y paisajísticos.

Para garantizar el mantenimiento de las variables ambientales que motivaron la inclusión de este tramo fluvial en Red Natura 2000 es necesario evitar que la carretera que une la ciudad de Zamora con la vecina población de Carrascal, y que sigue un trazado paralelo al río por su margen izquierda, siga sirviendo de apoyo a distintas iniciativas edificatorias. En este sentido, la alternativa propuesta por el PGOU viene a reforzar esta dinámica territorial en lugar de combatirla. Por ello, y teniendo en cuenta además que en todo ese ámbito es de aplicación lo dispuesto en el Decreto 83/1995, de 11 de mayo, por que se aprueba el Plan de Recuperación de la Cigüeña Negra y se dictan medidas complementarias para su protección en la Comunidad de Castilla y León, se solicita al Promotor la reconsideración de la clasificación inicialmente planteada en la zona.

– En cuanto a la adecuación ambiental de la propuesta urbanística y algunas sugerencias al PGOU: Consta la presencia al sur del término, justo al oeste del asentamiento industrial que se apoya en la carretera de titularidad autonómica CL-528, de un Área de Interés para las Plantas. Conviene su inclusión en la categoría de suelo rústico con protección natural. A pesar de que en el ISA se afirma que no existen especies catalogadas por el Decreto 63/2007, de 14 de junio, por el que se crean el Catálogo de Flora Protegida de Castilla y León y la figura de protección denominada Microrreserva de Flora, consta la existencia del taxón Gratio/a linifolia Vahl, catalogado como «De atención preferente». Esta circunstancia debe ser tenida en cuenta en la ordenación, protegiendo dentro de la categoría de suelo rústico con protección natural los terrenos ocupados por el hábitat al que se asocia esta especie, y, en general, todos los hábitats naturales de interés comunitario presentes en el término.

Se concluye recomendando la toma en consideración de las observaciones indicadas, y se prescribe que debe figurar expresamente tanto en el texto normativo como en la cartografía, la existencia de espacios Red Natura 2000, detallando los mismos y los requerimientos legales a que están sujetos.

En constelación a la solicitud del Ayuntamiento, el 27 de junio de 2009, el Servicio Territorial de Medio ambiente remite informe al Ayuntamiento, en el que se relacionan los espacios naturales o protegidos en el término municipal de Zamora.

• La Unidad de Zamora de la Demarcación de Carreteras del Estado de Castilla y León Occidental, en fecha 9 de junio de 2009, emite informe desfavorable con carácter vinculante a la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, en aplicación del artículo 10.2 de la Ley 25/1998, de 29 de julio, de Carreteras, hasta que no se cumplan las siguientes seis prescripciones:

Primera.– En el acceso este, en la zona de Villagodio y la Recta de Coreses de la N122 han de hacerse las siguientes correcciones:

A) En el cambio de clasificación de Suelo Rústico a Suelo Urbano en la zona de Villagodio, cuyo suelo, situado en la margen derecha de la N-112, es colindante con la citada N-122 y con el tramo de la Autovía Ruta de la Plata «Zamora Norte-Río Duero»:

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-122, y la Autovía de la Plata y los terrenos expropiados propiedad del Estado. A tal efecto se acompañan los planos de expropiación de esa zona de la Autovía y se precisa que la N-122, en todo ese tramo, tiene una expropiación a ambos lados de la carretera, que se extiende hasta los 12 metros medidos desde el eje de la misma.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-122 y de la Autovía. La línea límite de edificación, se sitúa a 50 metros en autopistas, autovías vías rápidas y a 25 metros en el resto de las carreteras, de la arista exterior la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista. Desde la citada línea límite de edificación hasta la carretera queda prohibido cualquier tipo de obra de construcción, reconstrucción o ampliación (artículo 25 de la Ley de Carreteras).

– Ha de incorporarse a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-122 y de la Autovía Ruta de la Plata (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

B) En el cambio de Clasificación de Suelo Rústico a Suelo Urbano en la Zona de Villagodio, cuyo suelo, situado en la margen izquierda de la N-112, es colindante con la citada N-122, con el tramo de la Autovía de la Ruta de la Plata «Zamora Norte-Río Duero», y con el enlace entre ambas:

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-122, y la Autovía de la Plata, así como los terrenos expropiados propiedad del Estado. A tal efecto se acompañan los planos de expropiación de esa zona de la Autovía y del enlace, se precisa que la N-122, en todo ese tramo, tiene una expropiación a ambos lados de la carretera, que se extiende hasta los 12 metros medidos desde el eje de la misma.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-122 y de la Autovía y su enlace. La línea límite de edificación, se sitúa a

50 metros en autopistas, autovías y vías rápidas y a 25 metros en el resto de las carreteras de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista. Desde la citada línea límite de edificación hasta la carretera queda prohibido cualquier tipo de obra de construcción, reconstrucción o ampliación (artículo 25 de la Ley de Carreteras). A efectos de lo indicado anteriormente, los ramales de enlace y las vías de giro de intersecciones tendrán en todo caso la consideración de carreteras convencionales (artículo 73 del Real Decreto 1812/1994, de 2 de septiembre, por el que se aprueba el Reglamento General de Carreteras).

– Ha de incorporase a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-122 y de la Autovía Ruta de la Plata (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

Segunda.– En el acceso este, en la margen derecha de la N-112, en la zona que se encuentra situada entre el río Valderaduey y hasta la primera rotonda de acceso a Zamora es colindante con la citada N-122, que se corresponde con una parte del Sector Sur 29 «Vista Alegre»:

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-122, y los terrenos expropiados propiedad del Estado. A tal efecto se acompañan los planos de expropiación de esa zona de la N-122, en todo ese tramo, tienen una expropiación a ambos lados de la carretera, que se extiende hasta los 12 metros medidos desde el eje de la misma.

– Ha de incorporarse a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-122 y de la Autovía Ruta de la Plata (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

Tercera.– En el acceso oeste, en la margen derecha de la N-122, sentido Alcañices (pasado el enlace proyectado con la Ronda Norte de Zamora de la Autovía A-11), a la altura del punto kilométrico 465+100:

– Habrá de excluirse del suelo para equipamientos los terrenos ocupados por la Ronda Norte de la Autovía A-11 (actualmente en construcción) y los terrenos expropiados propiedad del Estado. A tal efecto se acompañan los planos de expropiación de esa zona.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la Ronda Norte de la Autovía A-11 y su enlace. La línea límite de edificación, se sitúa a 50 metros en autopistas, autovías y vías rápidas y a 25 metros en el resto de las carreteras de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista. Desde la citada línea límite de edificación hasta la carretera queda prohibido cualquier tipo de obra de construcción, reconstrucción o ampliación (artículo 25 de la Ley de Carreteras). A efectos de lo indicado anteriormente, los ramales de enlace y las vías de giro de intersecciones tendrán en todo caso la consideración de carreteras convencionales (artículo 73 del Real Decreto 1812/1994, de 2 de septiembre, por el que se aprueba el Reglamento General de Carreteras).

– Ha de incorporase a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-122 y de la Autovía Ruta de la Plata (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

Cuarta.– En el acceso norte de Zamora de la Carretera N-630, en el tramo denominado «Corredor Zamora-Roales»:

A) En la margen derecha de la N-630, en el Sector de Suelo No Consolidado «Roales N 1»:

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-630, así como los terrenos expropiados propiedad del Estado. A tal efecto se acompañan los planos de expropiación esa zona de la N-630.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-630. La línea límite de edificación, se sitúa a 25 metros de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista. Desde la citada línea límite de edificación hasta la carretera queda prohibido cualquier tipo de obra de construcción, reconstrucción o ampliación (artículo 25 de la Ley de Carreteras).

– Ha de incorporarse a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-630/artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

B) En la margen derecha de la N-630, en el Sector de Suelo No consolidado «Carretera N-630 Norte N 2»:

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-630, así como los terrenos expropiados propiedad del Estado. A tal efecto se acompañan los planos de expropiación esa zona de la N-630.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-630. La línea límite de edificación, se sitúa a 25 metros de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista. Desde la citada línea límite de edificación hasta la carretera queda prohibido cualquier tipo de obra de construcción, reconstrucción o ampliación (artículo 25 de la Ley de Carreteras).

– Ha de incorporase a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-630 (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

C) En la margen izquierda de la N-630, en el Sector de Suelo No Consolidado «Corredor Industrial Este N 17»:

– Habrá de excluirse del suelo urbano la N-630, así como los terrenos expropiados propiedad del Estado. A tal efecto se acompañan los planos de expropiación esa zona de la N-630.

– Habrá de grafiarse en los planos la línea límite de edificación de la N-630. La línea límite de edificación, se sitúa a 25 metros de la arista exterior de la calzada más próxima, medidos horizontalmente a partir de la mencionada arista. Desde la citada línea límite de edificación hasta la carretera queda prohibido cualquier tipo de obra de construcción, reconstrucción o ampliación (artículo 25 de la Ley de Carreteras).

– Ha de incorporase a la documentación la prohibición de instalación de publicidad visible desde la zona de dominio público de la N-630 (artículo 24 de la Ley de Carreteras), hasta que los terrenos adquieran la consideración de tramo urbano.

Quinta.– En cuanto a la rotonda que se ha previsto en la travesía de la N-122 a la altura de la intersección de la calle Trascastillo con la Avenida de la Frontera, la autorización para remodelar dicha intersección y en definitiva la autorización de un nuevo acceso a la N-122, corresponde a la Dirección General de Carreteras y, llegado el caso, habrá de realizarse la oportuna solicitud que se tramitará, conforme a lo dispuesto en el Capítulo II del Reglamento General de Carreteras, en otro expediente independiente del presente informe.

Sexta.– También, en el Plano de «Estructura Urbana», se han previsto una serie de conexiones con alguna de las carreteras del estado, cuyo diseño no se concreta a nivel de detalle. En concreto:

A) Conexión con la Rotonda que se encuentra situada en el acceso este de la N-122, ZA-12, en su margen derecha, a la altura del «Sector de Suelo No Consolidado E 9».

B) Conexión con la N-122, en su margen derecha, a la altura del «Sector de Suelo No Consolidado Alto de los Curas E 6».

C) Conexión con la N-630, en ambas márgenes, a la altura del cruce de la Calle Obispo Nieto con la Avenida de la Frontera.

D) Conexión con la N-630, en la zona del «Corredor Zamora-Roales», en su margen izquierda, a la altura del «Sector de Suelo No Consolidado Corredor Industrial Este N 17».

• La Confederación Hidrográfica del Duero, en fecha 7 de septiembre de 2009 emite informe en aplicación del artículo 25.4 del Texto Refundido de la Ley de Aguas, en el que se concluye que analizada toda la documentación incluida en el expediente de referencia, esta Confederación Hidrográfica del Duero, se reitera, en el informe emitido anteriormente, de fecha 24 de agosto de 2007.No obstante, complementando el mencionado informe previo emitido por este Organismo de cuenca, se informa que:

– Desde el punto de vista de la existencia o inexistencia de recursos hídricos, la obligación del suministro de agua para el abastecimiento de la población es del Ayuntamiento de Zamora. Por lo tanto, en el caso de que el Ayuntamiento no pueda atender las necesidades del municipio con los derechos de agua que posea en la actualidad, deberá solicitar una ampliación de concesión u otra nueva, en el caso de que el abastecimiento se fuera a suministrar de manera independiente del actual.

Actualmente el municipio de Zamora se abastece de agua del río Duero (por lo que previsiblemente no presentará problemas para cualquier ampliación que se proponga), con una concesión de 216 l/s, suficiente para abastecer a la población actual. Dicha concesión está vigente desde el año 1978, con un horizonte hasta el año 2001 y aún hoy es adecuada. Si bien, debido al aumento de gasto que va a suponer la expansión contemplada en el desarrollo de los distintos planeamientos urbanísticos, se deberá solicitar una revisión de la concesión vigente actualmente.

No obstante, está en marcha una ampliación de las instalaciones de la E.T.A.P. con el fin de suministrar agua potable a la ciudad de Zamora y a las localidades que se encuentran en su Alfoz. Por lo tanto, la solicitud de la nueva concesión o ampliación de la misma se deberá cursar a nombre de la Mancomunidad de Municipios que deberá de constituirse al efecto.

– En cuanto a las obras que puedan afectar al cauce del río Duero o a cualquier otro cauce o que estén situadas dentro de la zona de policía del mismo (margen de terreno de 100 metros de ancho medidos horizontalmente a partir de cada lado del cauce), se deberá solicitar su autorización para la tramitación reglamentaria. A estos efectos, se indica que se deberán respetar los cinco metros de zona de servidumbre que regula la legislación sobre aguas o en su caso tramitar la correspondiente modificación de servidumbre.

– En cualquier caso se deberá tener en cuenta a efectos de la protección del Dominio Público Hidráulico así como de las personas y los bienes, lo contenido en la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León, modificada por la Ley 4/2008, de 15 de septiembre, de Medidas sobre Urbanismo y Suelo, así como en su Reglamento de desarrollo, que declaran como Suelo Rústico con Protección Natural (artículo 37 apartado b del Reglamento) «los terrenos definidos en la legislación de aguas como Dominio Público Hidráulico, cauces de corrientes naturales continuas y discontinuas así como las zonas de servidumbre de las riberas» y además, como Suelo Rústico con Protección Especial (artículo 38 apartado a del Reglamento) «los terrenos amenazados por riesgos naturales o tecnológicos incompatibles con su urbanización, tales como inundación». A estos efectos el Reglamento del Dominio Público Hidráulico en su artículo 4 apartado 3 considera «zonas inundables las delimitadas por los niveles teóricos que alcanzarían las aguas en las avenidas cuyo período estadístico de retorno sea de 500 años.

– Desde el punto de vista del saneamiento de aguas y su depuración, de acuerdo con la documentación con la documentación que obra en este Organismo de cuenca, la localidad de Zamora dispone de una Estación Depuradora de Aguas Residuales cuya línea de agua consiste en un pretratamiento mediante pozo de gruesos, desbaste y desarenado-desengrasado, decantación primaria y tratamiento biológico mediante fangos activados con zona anóxica, óxica y anaerobia y decantación secundaria, realizando el vertido de las aguas residuales una vez depurado al cauce del río Duero.

Por otro lado, este Organismo de cuenca ha tramitado últimamente varios planeamientos urbanísticos en el municipio de Zamora, con la previsión de conectar las redes de saneamiento de dichos sectores a la red general municipal de Zamora. Además, se tiene constancia del proyecto de conectar a la depuradora municipal algunas poblaciones del Alfoz de la ciudad, que unido a los desarrollos que se prevé en la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana, supone un aumento significativo de la población equivalente conectada a la depuradora de Zamora y por lo tanto un incremento del caudal y carga contaminante que sobrepasa la capacidad de las actuales instalaciones de depuración para asimilar la totalidad de los vertidos.

En este sentido, se considera necesario que antes de la conexión de todos los desarrollos urbanísticos propuestos por la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana y la aprobación de nuevos planeamientos urbanísticos, el Ayuntamiento de Zamora deberá ampliar y/o modificar las actuales instalaciones de saneamiento y depuración al incremento de caudal y carga contaminante que suponga la conexión de todos los desarrollos urbanísticos previstos en el término municipal. Asimismo, las industrias, que por sus características técnicas así lo requieran, deberán disponer previamente de unas instalaciones de depuración que cuenten al menos con un sistema de contención y separador de aceites e hidrocarburos antes de su conexión con la red general de saneamiento municipal de Zamora.

Debido a que la mayor parte de la red de saneamiento es de tipo unitaria, el desarrollo de los futuros planeamientos urbanísticos donde se proyecte una red de alcantarillado de tipo unitario, se deberá condicionar a la construcción y puesta en funcionamiento de tanques de tormentas antes de la conexión con la red general de Zamora.

En cuanto a la red de aguas pluviales, se considera necesario contar al menos con un sistema de pretratamiento a la salida del punto de vertido, que permita predepurar las primeras aguas de lluvia o evitar posibles vertidos accidentales. Asimismo, se deberá solicitar a este Organismo de cuenca, autorización para efectuar el vertido de aguas pluviales al río Duero.

– Por otra parte, puesto que el tramo del río Duero a su paso por el término municipal de Zamora, está declarado Zona Sensible por la Resolución 10 de julio de 2006, de la Secretaría General para el Territorio y la Biodiversidad, por la que se declaran las zonas sensibles en las Cuencas Hidrográficas Intercomunitarias, se recuerda al Ayuntamiento de Zamora, que deberá cumplir los valores límite de emisión referentes a los nutrientes fijados en la autorización de vertido revisada por este Organismo con fecha de julio de 2006.

En cualquier circunstancia, deberán tenerse en cuenta no obstante las genéricas obligaciones en la relación a los vertidos indicadas en el informe anterior de 24 de agosto de 2007.

– En cuanto a la posible inundabilidad de los terrenos, debido a que la zona de planeamiento se encuentra dentro de la 2a Fase-2a Etapa del Proyecto LINDE, promovido por el Ministerio de Medio Ambiente, que comprende el «Estudio y delimitación previa del Dominio Público Hidráulico en la Cuenca Hidrográfica del Duero», se procede a comprobar la inundabilidad de los Sectores de Suelo Urbano No Consolidado (SU NC) y de Suelo Urbanizable (SUR) afectados por las avenidas de 100 y 500 años de los ríos Duero, Valderaduey y Valderrey a su paso por la ciudad de Zamora.

Los caudales de avenidas extraordinarias del río Duero considerados en el proyecto LINDE son Q100=2.811 m3/s y Q500=3.614 m3/s. En el río Valderaduey, se han tomado los datos proporcionados por la estación de aforo «2148» en Villagodio 2, que son Q100=308 m3/s y Q500=667 m3/s.

Una vez examinada la documentación presentada y los planos incluidos en el proyecto LINDE tramo 02ZA11A: ríos Duero, Valderaduey y Valderrey en Zamora se realizan las siguientes observaciones para los sectores en estudio:

1) Sector SUR 50: La parte del sector más cercana al cauce del río Duero, ubicado en la margen derecha entre los perfiles 2730 y 2710, se encuentra afectado por la avenida de T=500 años.

2) Sectores SUR 12 A Olivares 1 y 12 B Olivares 2: Una parte de ambos sectores se sitúa dentro de la zona de policía en la margen derecha del arroyo de Valderrey, entre los perfiles 2630 y 2620. Las líneas de inundación muestran que los sectores se encuentran parcialmente afectados por la Q100, inundándose casi en su totalidad por la máxima avenida de 500 años de período de retorno.

3) Sector SU NC 04: Situado en la margen derecha del arroyo de Valderrey, entre los perfiles 6040 y 6020, el borde del sector es inundable por la avenidas de T=100 y T=500 años.

4) Sector SU NC C1: El sector está ubicado en la margen izquierda del arroyo Valderrey (perfiles 6040 y 6050) y se encuentra afectado en su mayor parte por la Q100 y la Q500.

5) Sector SU NC N4: El sector se encuentra situado en la margen izquierda del arroyo Valderrey, entre los perfiles 6120 y 6140. Las líneas de inundación de las avenidas de 100 y 500 años de período de recurrencia afectan ligeramente al borde del sector.

6) Sector SUR 19 Convento de San Francisco: El sector se sitúa en la margen izquierda del río Duero, entre los perfiles 2610 Y 2600. Los planos muestran que todo el sector está afectado por la avenida Q500.

7) Sector SUR 16 Cabañales: Como puede observarse, el sector situado en la margen izquierda del río Duero, se verá afectado casi en su totalidad por la máxima avenida de 100 años de período de retorno (Q100) y se encuentra completamente dentro de la llanura de inundación para 500 años (Q500) aunque la insuficiente topografía del proyecto LINDE en esta zona (perfiles 2580 a 2540) no permite verificar la totalidad de la inundación para la máxima avenida.

8) Sector SU NC E16: El sector se encuentra en la margen derecha del río Duero entre los perfiles 2480 y 2450, está totalmente dentro de la zona inundada por las avenidas de T=1 00 y T=500 años de período de recurrencia.

9) Sector SUR 41 Barriada de Asturias: El sector (perfiles 2450 a 2430), contiguo al anterior, se encuentra fuera del área de influencia de la avenida de 100 años, no siendo así para la Q500. Tampoco se pueden verificar con exactitud los límites de dicha inundación en dicha zona, debido a la insuficiente topografía del proyecto LINDE.

10) Sector SU NC E13: Este sector, al igual que los colindantes (SUR 13 y SUR 14 Alto de los Curas I y II), se encuentran fuera de los límites inundados por el Q100, pero se desconoce si se encuentran o no afectados por la avenida de 500 años de período de retorno, puesto que la deficiencia de la topografía no permite delimitar los límites con exactitud.

11) Sector SUR 40 IFEZA-Diputación: El borde de este sector, situado en la margen derecha del río Duero (perfil 2400) se encuentra afectado por la avenida de T=100 años. Al igual que en los casos anteriores, no se puede definir la influencia de la Q500 debido a la insuficiente topografía, por lo que se desconoce si ésta avenida afecta o no al vecino Sector SUR 15 La Aldehuela.

Según los planos contenidos en este documento (hojas 1, 2, 3, 4, 3 bis, 4 bis y 5 bis), todos los sectores propuestos en esta Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora localizados antes de la confluencia del arroyo Valderrey se encuentran fuera de la zona anegada por la avenida de 100 años de período de recurrencia, encontrándose afectados por la Q500 únicamente los sectores SUR 16 Cabañales y SUR 40 IFEZA-Diputación.

Una vez revisada toda la documentación presentada se realizan las siguientes observaciones:

– En el plano general de ordenación se puede observar que existen además otros sectores que pueden estar afectados por las avenidas extraordinarias de otros cauces existentes en la zona, que son:

1) Sector SUR 50, está atravesado por el arroyo de Guimarés.

2) Sectores SUR 53 y 54, colindantes por ambas márgenes con el arroyo del Llorga.

3) Sector SUR 52, situado en la margen derecha del arroyo del Zape.

Para evaluar la inundabilidad de estos sectores, se deberán presentar los estudios hidrológicos e hidráulicos correspondientes, que consistirán en un estudio previo de avenidas en el que se analice el comportamiento de estos cauces para los diferentes caudales circulantes, desde los de estiaje a los de avenida extraordinaria tanto en la situación actual como en la modificada, estableciendo los niveles de inundación así como la posible afección y las medidas de protección sobre dichas obras e instalaciones.

– Se deberá revisar la ordenación propuesta, de tal modo que los sectores a desarrollar respeten las líneas de inundación contenidas en el Proyecto LINDE, puesto que son más conservadoras que las contenidas en las Normas de Explotación del Embalse de San Juan.

En el caso de que la topografía contenida en dicho documento sea insuficiente para determinar con precisión la afección a los terrenos de Suelo Urbano No Consolidado o Suelo Urbanizable propuestos, se deberá presentar un nuevo estudio hidráulico en el que se analice con mayor detalle e comportamiento hidráulico de la corriente a su paso por las zonas objeto de planeamiento.

Si para realizar el análisis se emplean modelos matemáticos, tales como el HECRAS, como en este caso, se deberán adjuntar al menos los ficheros de entrada del modelo en soporte informático adecuado que permitan realizar las comprobaciones que se consideren oportunas.

Teniendo en cuenta todo lo anteriormente indicado, desde esta Confederación Hidrográfica del Duero, se consideran aceptables las actuaciones proyectadas, siempre que no se invada la línea de inundación de la avenida de 100 años de período de recurrencia.

De acuerdo con ello, son limitados los posibles usos del suelo en estas zonas y serán tales que los daños potenciales por avenidas sean moderados, no obstruyan el flujo de avenidas y que no requieran estructuras, terraplenes o almacenamiento permanente de bienes o equipos. En cualquier caso, ningún uso deberá disminuir la capacidad de la zona de flujo preferente, tal y como se define en el Real Decreto 9/2008, de 11 de enero, por el que se modifica el Reglamento del Dominio Público Hidráulico, aprobado por el Real Decreto 849/1986, de 11 de abril. En cualquier caso, ningún uso deberá afectar desfavorablemente la capacidad de la vía de intenso desagüe ni conllevará perjuicios tanto al Dominio Público Hidráulico como a terceros.

Se advierte que, según los criterios de inundabilidad emitidos por el Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (CEDEX), las futuras edificaciones de carácter residencial deben tener la planta baja o el sótano si lo hubiera, a una cota tal que no sean afectadas por la avenida de 100 años, ni se produzca la condición de inundación peligrosa con la de 500 años.

En cualquier caso se recomienda que la cota de la solera de las construcciones de uso residencial y/ó dotacional, sea algo mayor que la correspondiente a la de la avenida de los 500 años.

En el caso de las construcciones no residenciales (industriales, comerciales, etc.) deben situarse a cotas suficientes para evitar que durante la avenida de 100 años se produzcan alturas de inundación sobre el suelo superiores a 0,50 m., salvo que se hubieran adoptado en todo el contorno medidas impermeabilizadoras hasta el nivel de dicha avenida.

Se advierte que sobre los terrenos afectados por la avenida de período de retorno de 100 años, no se admite la adopción de medidas estructurales tales como rellenos, muros, malecones, motas o similares que eviten la inundabilidad, pues suponen un obstáculo a la corriente en régimen de avenidas e impiden la función que tienen los terrenos colindantes con los cauces en la laminación de caudales y carga sólida transportada e incluso podrían producirse eventuales perjuicios añadidos al Dominio Público Hidráulico y/o a terceros.

OCTAVO: En junio de 2009 los Servicios técnicos de la Oficina de Gestión Urbanística del Ayuntamiento de Zamora emiten un informe donde se formulan una serie de observaciones a subsanar en el documento de tramitación posterior a la aprobación inicial de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora.

El 9 de diciembre de 2009, el Director del Instituto Universitario de Urbanística de la Universidad de Valladolid presenta un segundo documento de tramitación posterior a la aprobación inicial de la Revisión del PGOU de Zamora.

En sesión del Pleno municipal de fecha 28 de diciembre de 2009, por mayoría absoluta del número legal de miembros de la Corporación, previo dictamen de la Comisión Informativa de Medio Ambiente y Urbanismo, acordó aprobar el documento redactado por el Instituto de Urbanística de la Universidad de Valladolid, fechado en diciembre de 2009, denominado segundo documento posterior a la aprobación inicial de la Revisión del PGOU de Zamora, y tras declarar como sustanciales las modificaciones introducidas en el referido documento, someter la documentación aprobada a trámite de información pública por un período de un mes.

El anuncio del nuevo trámite de información pública fue publicado en «El Norte de Castilla» y «La Opinión» de 30 de diciembre de 2009, en el «B.O.C. y L.» n.º 251, de 31 de diciembre de 2009, en el «B.O.P.» n.º 151 de 30 de diciembre de 2009, en la página Web del Ayuntamiento y en el Tablón de Anuncios de la Casa Consistorial.

Durante este tercer período de información pública se han presentado 699 alegaciones, que han sido informadas el 6 de mayo de 2010 por el Coordinador Gerente de la OGU del Ayuntamiento de Zamora.

NOVENO: El 25 de enero de 2010, el Ayuntamiento de Zamora remite a la Consejería de Medio Ambiente la documentación relativa a la tramitación ambiental del PGOU de Zamora, que incluye el informe de sostenibilidad ambiental (ISA), y las alegaciones de temática con incidencia ambiental directa recibidas al documento de tramitación posterior a la aprobación inicial de la Revisión del PGOU de Zamora (marzo 2009), así como el documento de respuesta motivada a las alegaciones.

El 29 de enero de 2010 la Consejería de Medio Ambiente solicita al Ayuntamiento la certificación sobre las alegaciones recibidas en la fase de consultas específicas, así como la remisión de los informes sectoriales de la Administración Hidrológica y de la Administración competente en materia de carreteras y demás infraestructuras afectadas, y tras su cumplimentación por el Ayuntamiento el 10 de febrero de 2010, la Dirección General de Prevención Ambiental remite el 22 de febrero al Ayuntamiento la guía de elaboración de la Memoria Ambiental del PGOU de Zamora, para que complete determinados apartados, los cuales son completados por el Ayuntamiento el 8 de marzo de 2010.

El 4 de mayo de 2010 la Consejera de Medio Ambiente aprueba la Memoria Ambiental correspondiente a la Evaluación Ambiental del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, en cuyo apartado V se señalan las determinaciones a incluir en el Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, indicando que las mismas deberán tenerse en cuenta en el Plan General de Ordenación Urbana que se apruebe, en concreto:

El PGOU de Zamora, al establecer el marco normativo para la autorización de proyectos en materias relacionadas con el urbanismo y la Ordenación del Territorio, se ha sometido al procedimiento de evaluación ambiental de planes y programas que ha sido desarrollado correctamente según dispone la Ley 9/2006.

– Conforme al artículo 12 de la Ley 9/2006, la Memoria Ambiental contendrá las determinaciones finales que deban incorporarse a la propuesta del Plan. La Memoria Ambiental es preceptiva y se tendrá en cuenta en el plan o programa antes de su aprobación definitiva. El Plan General deberá dar traslado a las medidas y actuaciones del ISA, al contenido especificado en los informes sectoriales resultantes de la fase de consultas y a las condiciones que se señalen en este apartado de la Memoria Ambiental. Igualmente, entre sus determinaciones finales, esta Memoria Ambiental asume las apreciaciones y condiciones incluidas en los informes sectoriales correspondientes a la Confederación Hidrográfica del Duero y a las Administraciones competentes en materia de infraestructuras. Estos informes, conforme al Texto Refundido de la Ley de Suelo, serán determinantes para el contenido la Memoria Ambiental, que solo podrá disentir de ellos de forma expresamente motivada.

– La Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora tiene por objetivo establecer un modero territorial que permita avanzar en el desarrollo de las funciones urbanas de Zamora, consolidando su centralidad e la provincia, así como reforzando el potencial de su espacio productivo y la mejor de la eficiencia y calidad de su sistema urbano. Desde el punto de vista ambiental, este modelo se encuentra profundamente marcado por la influencia de la configuración física de su emplazamiento. La ciudad de Zamora se alza sobre el valle excavado por el río Duero, marcando el contacto entre dos unidades ambientales diferenciadas que históricamente incluyen un uso y organización desigual del espacio: la vega del Duero y las penillanuras occidentales. Su entorno natural reúne las cualidades de los espacios de transición a los que se añade la rica herencia histórica y artística resultado de su carácter de encrucijada entre dos de los ejes más importantes de la región: el río Duero y la Calzada de la Plata.

De manera general, el Informe .de Sostenibilidad Ambiental ha seguido las indicaciones señaladas en el Documento de Referencia, no obstante, el apartado 5 relativo a la Identificación y Caracterización de los Efectos Ambientales debería haber profundizado en el análisis de los impactos ambientales asociados a las nuevas áreas de desarrollo urbano propuestas por el PGOU. En todo caso, el ISA incluye una valoración de la sostenibilidad del modelo territorial y de la ordenación de los usos del suelo del PGOU y considera que, global mente, la propuesta del Plan favorece la compacidad y continuidad del sistema urbano, a la vez que garantiza la protección de los suelos rústicos y la preservación de los valores paisajísticos y naturales frente a la proliferación de usos urbanos dispersos.

Atendiendo a las propuestas concretas del Plan, por lo que respecta a la ordenación de la malla urbana, el PGOU se basa en dos criterios esenciales: la importancia estructural y paisajística de la red hidrográfica del Duero y las acciones estructurantes y de activación de los barrios norte y sur del núcleo de población.

La forma tradicional de la ciudad de Zamora está definida por el río Duero asistido además por los cursos fluviales del ría Valderaduey y del arroyo de Valderrey, que delimitan la ciudad por sus flancos oriental y occidental, respectivamente. Desde este emplazamiento originario de la ciudad histórica la red de comunicaciones y los puentes han ido labrando el crecimiento de la ciudad y la configuración de sus barrios históricos del norte y sur de la capital. Ahora bien; la Revisión del Plan General, ha previsto la disposición de áreas de nuevo desarrollo urbano en las cercanías de las carreteras Carrascal y Almaraz, que superan los límites geográficos mencionados y favorecen la extensión de Zamora hacia el oeste. Esta prolongación longitudinal de la ciudad introduce una nueva lógica espacial distinta a su configuración originaria que tiene importantes implicaciones desde el punto de vista ambiental sobre la movilidad sostenible y la ocupación del suelo en el municipio.

Las deficiencias en la movilidad sostenible tienen una traducción directa sobre la calidad del medio ambiente urbano. El incremento de las distancias entre los extremos de la ciudad producirá previsiblemente un incremento del tráfico motorizado tanto en recorridos» por el aumento en la longitud del trayecto, como en frecuencia de uso, ya qué se dificulta el recurso a medios de locomoción no motorizados como alternativa, real de movilidad en la ciudad. Así pues, la delimitación de estas áreas urbanizables, podría generar un aumento de los impactos ambientales sobre la calidad atmosférica y sonora del aire en la ciudad. En consecuencia, sería interesante que el Plan, además de las medidas establecidas en el ISA, incluyera en re sus objetivos ambientales la reducción general de las emisiones a la atmósfera, planteando la ubicación de las principales fuentes de emisión en zonas donde sea favorable la dispersión de los contaminantes, una configuración de los espacios libres que mejore la calidad, del aire y los desplazamientos no motorizados y la implantación de sistemas de obtención de energía solar en las actuaciones urbanísticas. En cuanto a la calidad sonora, es necesario que se tenga en consideración las condiciones establecidas en la Ley 37/2003, de 17 de noviembre de Ruido, el Real Decreto 1367/2007, de 19 de octubre, que la desarrolla en lo referente a zonificación acústica, objetivos de calidad y emisiones acústicas, y la Ley 5/2009, de 4 de junio, del Ruido de Castilla y León, a fin de que se prevean pantallas acústicas u otras medidas de amortiguación del ruido de la red» de infraestructuras de transporte y de las áreas industriales. En general, los cambios esperados en la estructura urbana de la ciudad hacen más necesario llevar a cabo la reestructuración y modernización del transporte colectivo zamorano como parte de un plan de movilidad sostenible en el municipio.

– Por su parte, la ocupación del suelo constituye en la actualidad uno de los indicadores más expresivos sobre el grado de cumplimiento de los requerimientos de un desarrollo urbano sostenible. En este sentido, uno de los condicionantes más importantes de la presente Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora es el reajuste de la clasificación de suelos urbanizables, motivado por los cambios en la legislación urbanística autonómica, y que, según datos del propio Plan, ha supuesto la desaparición de casi 2.000 hectáreas de la categoría extinta de suelo urbanizable no delimitado. Desde esta Memoria Ambiental se considera que esta desclasificación es positiva y permite avanzar en una clasificación responsable, del suelo urbanizable del municipio que esté dirigida a atender las necesidades económicas y sociales de los ciudadanos.

A partir de aquí, el objetivo del Plan es consolidar un modelo urbano compacto y continuo capaz de reestructurar y mejorar los espacios del entorno inmediato al suelo urbano consolidado, sobre todo allí donde están más desestructurados: los arrabales del norte y del sur de la ciudad, Sin embargo, en la delimitación de los sectores se ha producido la tendencia contrapuesta con un crecimiento hacia el oeste articulado a partir de algunas de las principales arterias de comunicación del municipio. En algunos casos, el planeamiento se limita a reconocer lo existente, como ocurre en el sector 27 «Alto de Valorio» o en el sector 9 «Camino Lobata», mientras que en otros se definen nuevos ejes de crecimiento urbano como es el caso del sector 50 en la carretera de Almaraz y, especialmente, de los sectores 52, 53 y 54 en la carretera de Carrascal.

– Por otra parte, de cara al cumplimiento de los objetivos ambientales del PGOU, el ISA afirma en su apartado 2 que con el nuevo Plan se mantiene la estructura de protección de los suelos más valiosos del término municipal. Sin embargo, la categorización del suelo rústico ha experimentado algunos cambios importantes durante la Revisión. En primer lugar, gran parte de la superficie del municipio ha quedado incluida en suelo rústico común, que ha sido la nueva categoría que ha venido a sustituir a la gran masa de suelo urbanizable no delimitado. En segundo lugar, se han modificado las clases de suelo rústico protegido, dividiendo el suelo rústico con protección natural en tres niveles - Riberas y ecosistemas acuáticos (SRPN1), grandes paisajes homogéneos (SRPN2) e infraestructura. Históricas (SRPN3)- y estableciendo la nueva categoría de suelo rústico con protección especial. Además, según recoge la Memoria Vinculante, la nueva ordenación del suelo rústico es acorde con la escala más detallada de los trabajos de la Revisión del PGOU y supone una actualización a la realidad física del territorio. De este modo, la amplia protección paisajística que recogía el planeamiento anterior corresponde ahora a las nuevas clases de protección natural de las dehesas y de protección especial de las cuestas y laderas. En términos generales, la nueva clasificación del suelo ha tenido como resultado una reducción del suelo rústico protegido del municipio que afecta tanto a espacios con valores naturales –ríos y arroyos– como a ámbitos de importantes cualidades paisajísticas, es el caso de, la vega cultivada.

Sin lugar a dudas, el primer caso reviste una gran trascendencia ya que el propio Plan establece la importancia vital del río Duero y de los arroyos en la forma y en el potencial de Zamora y su entorno. La red hidrográfica, que tradicionalmente había marcado el origen, y los límites de la ciudad, es superada con el desarrollo urbanístico que propone el nuevo Plan, provocando que algunos arroyos, como Guimarés y Llorga, queden incluidos en sus tramos finales en las nuevas zonas urbanizables.

Esta situación no sólo afecta a los cursos menores sino también al río Duero, el cual merece mención especial a su importancia ecológica y territorial en el municipio. Según el informe de la Dirección General del Medio Natural, la propuesta del PGOU de nuevas áreas de expansión urbana próximas al río Duero aguas abajo de la ciudad, puede comprometer el mantenimiento de las variables ambientales que permitieron la inclusión de este tramo del río en el L/C (ES4170083) «Riberas del río Duero y afluentes».

Ciertamente, es preciso considerar que, aunque no se produzca una ocupación directa de estos espacios naturales, ya que muchos quedan incluidos en espacios libres, los cursos fluviales establecen múltiples conexiones ecológicas con los espacios de vega por lo que la intensa urbanización de su entorno puede afectar de manera indirecta a los ecosistemas acuáticos. Además, en las inmediaciones de muchos de estos cauces, se localizan hábitats de interés comunitario recogidos en el Anexo I de la Directiva Hábitat 92/43/CEE del Consejo, de 21 de mayo de 1992, como Bosques galería de Salix alba y Populus alba, Zonas subbestépicas de gramíneas y anuales (Thero-Brachypodietea) y Prados mediterráneos de hierbas altas y juncos (Molinion-Holoschoenion). En consecuencia, con el fin de preservar sus valores ecológicos, desde esta Memoria Ambiental, se propone que los arroyos Guimaré y Llorga actúen como límites de la expansión urbana de la ciudad paralela al Duero hacia el oeste, manteniendo en la totalidad de su trazado la clasificación como suelo rústico con protección natural (SR-PN1) «Riberas y ecosistemas acuáticos».

– De manera complementaria a su importancia territorial, la red hidrográfica adquiere una destacada significación en la propuesta de ordenación del PGOU, especialmente en la, articulación de un complejo y continuo sistema de espacios libres que sirve de apoyo a la mejora de la calidad ambiental ya la valorización del paisaje de la ciudad de Zamora. En éste apartado, mención especial merece el arroyo de Valderrey ya que el Plan le configura a modo de enlace entre los dos elementos fundamentales de la estructura de los espacios verdes públicos de Zamora: el río Duero y el Bosque de Valorio. Esta relevante función contrasta con el deterioro que padece en la actualidad el arroyo, y que se encuentra en la base de las acciones de mejora englobadas en el parque lineal del arroyo de Valderrey- Sin embargo paralelo a la atención del Plan a su trayecto urbano deben introducirse mejoras en su tramo periurbano que permitan recuperar su estado y preservar su entorno, especialmente en el Bosque de Valorio. Aparte de salvaguardar su ‘integridad, es necesario que el Plan garantice la conectividad ecológica de esta zona para Io cual deberá aumentar la superficie de suelo rústico con protección natural del arroyo de Valderrey hasta la carretera, en el contacto con el espacio libre del Bosque de Valorio (paraje de la Dehesa de Valderrey). En la margen contraria del arroyo, el Plan deberá permitir, ajustando la ordenación del suelo urbano no consolidado de Alamedilla, la conexión entre dicho espacio verde y el suelo rústico con protección especial aledaño.

El Plan establece además una estrecha relación entre el sistema de espacios libres y el paisaje de Zamora. No en vano ‘se considera que el río Duero ofrece grandes posibilidades para la articulación de los espacios libres de la ciudad y al mismo tiempo representa un elemento esencial del paisaje de Zamora junto con la ciudad antigua.

– Ahora bien, la impronta paisajística del Duero va más allá del curso fluvial, involucra a su entorno y se aprecia de manera especial en las áreas de vega. El paisaje de la vega del Duero alberga un mosaico de parcelas de cultivo, pastizales y bosque de galería de gran interés desde el punto de vista agronómico, ecológico y paisajístico a tal punto que es un patrimonio que forma parte indisociable de la imagen de la ciudad». El PGOU mantiene la categoría de suelo rústico con protección agro pecuaria pero ha redefinido el ámbito de distribución en algunas porciones del territorio municipal que han pasado a clasificarse como suelo rústico común. Entre ellas, destaca la superficie que albergará el Plan Regional Zamor@-Duero en Villagodio y que ha sido objeto de valoración en dicho Plan. Sin embargo, existen otros casos definidos por el PGOU en los que se considera que es especialmente necesario mantener su clasificación como suelo rústico con protección agropecuaria: en primer lugar, debiera clasificarse la superficie aguas abajo de la ciudad de Zamora hasta la carretera a Almaraz y en el paraje de Los Pisones hasta las laderas clasificadas como suelo rústico con protección especial y, en la margen opuesta, la franja en torno a la carretera hacia Carrascal; y, en segundo lugar, el extremo meridional del municipio, delimitado por la línea del ferrocarril y la carretera a Morales del Vino tal y como se establece en planeamiento vigente. En general, debieran incluirse en esta categoría los terrenos con especiales aptitudes para el riego por las especiales cualidades de los suelos de vega y aquellos en los que se hayan llevado a cabo actuaciones de modernización de los regadíos.

– Fuera de la unidad ambiental de los cursos fluviales «Y de las áreas de vega, el término municipal de Zamora alberga otros muchos e importantes valores ambientales, como es el caso del Plan de Recuperación de la Cigüeña Negra, en especial el Área Crítica ZA-O1, y las superficies de encinar que se extienden hacia la penillanura.» El PGOU clasifica correctamente estos espacios como suelo rústico con protección natural SR PN2 «Áreas de interés agroforestal y ambiental». Sin embargo, los informes de la Dirección General del Medio Natural y del Servicio Territorial de Medio Ambiente de Zamora llaman la atención sobre una superficie comprendida entre las carreteras C528 y C-527, en el paraje de Las Chanas, dotada de una gran importancia ecológica debido a la presencia de depresiones encharcadas que albergan una gran riqueza florística. De hecho, este ámbito ha sido propuesto para su declaración como microrreserva o Área de Importancia para las Plantas y alberga varias especies del Catálogo de Flora Protegida de Castilla y León, por lo que deberá ser clasificada como, suelo rústico con protección natural.

– Las vías pecuarias representan un instrumento eficaz en la interconexión entre todas estas unidades debido a su capacidad para articular el suelo rústico. Estas infraestructuras tradicionalmente daban servicio a la cabaña ganadera trashumante, pero en la actualidad se comportan, además, como auténticos corredores ecológicos, como espacios muy valorados para el ocio y esparcimiento y como un apreciado legado cultural de la población. El Servicio Territorial de Medio Ambiente de Zamora en su informe del 1 de febrero de 2010 realiza una serie de apreciaciones relativas a la información sobre la red de vías pecuarias del término municipal, así como alegaciones sobre el tratamiento asignado a las mismas por el PGOU. Según el informe de Alegaciones del propio PGOU, la mayor parte de estas consideraciones han sido tenidas en cuenta para la versión definitiva del Plan. En todo caso, teniendo en cuenta la afección de varios sectores a algunas vías pecuarias del municipio, desde esta Memoria Ambiental se quiere dejar constancia de la obligatoriedad de solicitar informe al Servicio Territorial de Medio Ambiente de Zamora de conformidad con la Ley 3/1995, de 23 de marzo, de Vías Pecuarias y de que los únicos usos permitidos en estos terrenos serán los contemplados en dicho texto legal como compatibles o complementarios.

– Junto con la ocupación del suelo y la protección de los espacios valiosos del municipio, el ciclo del agua constituye uno de los factores más importantes para la sostenibilidad del modelo territorial propuesto en el Plan. En principio, con relación a este apartado, esta Memoria Ambiental se remite al contenido de los informes que emita la Confederación Hidrográfica del Duero sobre el PGOU de Zamora. De acuerdo con la información suministrada por el Informe de Sostenibilidad Ambiental y por el Organismo de cuenca, las infraestructuras actuales de abastecimiento y saneamiento resultarían insuficientes para el desarrollo urbano proyectado. No obstante, está previsto llevar a cabo una considerable obra de ampliación en las instalaciones de la ETAP para aumentar la capacidad de potabilización (Convenio de colaboración con la Consejería de Medio Ambiente); incluyendo el Plan Nacional de Calidad de las Aguas (2007-2015) en su programa de inversiones actuaciones en la depuradora de Zamora. El progresivo desarrollo urbanístico irá determinando las necesidades secuenciadas de ampliación o refuerzo modulado de ambos tipos de infraestructuras.

La existencia de un sistema de depuración de las aguas residuales ajustado a las dimensiones y a las características del modelo territorial de Zamora reviste una importancia esencial en esta Memoria Ambiental. Es necesario tener en cuenta que uno de los principales elementos de vulnerabilidad de los ecosistemas acuáticos esta relacionado con la pérdida de calidad de las aguas debido a vertidos urbanos.

Teniendo en cuenta que en el término municipal existen dos espacios Red Natura 2000 asociados al curso fluvial del Duero - LIC (ES4170083) «Riberas del río Duero y afluentes» y LlC (ES41901 02) «Cañones del Duero» - y que el tramo del Duero a su paso por Zamora está declarado como Zona Sensible, la protección efectiva de buena parte de los valores naturales del municipio dependerá del cumplimiento de las obligaciones sobre vertidos y de la previsión de un adecuado sistema de depuración de aguas residuales en las condiciones establecidas por el Organismo de Cuenca.

– Las consideraciones ambientales sobre el ciclo hidrológico no son las únicas que convergen en el planeamiento urbanístico. Conforme a la Ley 9/2006 y al Real Decreto Legislativo 2/2008, de 20 de junio, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Suelo, el ISA incluye un análisis de los riesgos naturales en el término municipal de Zamora. De entre todos ellos, los que manifiestan una mayor incidencia en éste ámbito corresponden a las áreas sometidas a riesgo de inundación del río Duero y sus tributarios. Según la información suministrada por la Confederación Hidrográfica del Duero a través del proyecto LINDE, existen sectores afectados por las crecidas de los ríos Duero y Valderaduey y del arroyo Valderrey. Existen otros sectores que pueden estar afectados por las avenidas extraordinarias de otros cauces existentes en la zona, sectores SUR 50, 52, 53 y 54.

Para evaluar la inundabilidad de estos sectores, se deberán presentar los estudios hidrológicos e hidráulicos correspondientes, que consistirán en un estudio previo de avenidas en el que se analice el comportamiento de estos cauces para los diferentes caudales circulantes, desde los de estiaje a los de avenida extraordinaria, tanto en la situación actual como en la modificada, estableciendo los niveles de inundación así como la posible afección y las medidas de protección sobre dichas obras e instalaciones.

En todos estos casos, desde esta Memoria Ambiental se considera que la clasificación y el régimen de uso de estos terrenos deberá estar ajustado a las condiciones y restricciones establecidas por la Confederación Hidrográfica del Duero en relación al uso y ocupación de las áreas inundables, a fin de que se cumplan las garantías necesarias para evitar la exposición de la población y de sus bienes al riesgo de avenidas. En concreto, ante la posible incidencia de episodios de crecida, el informe de la Confederación Hidrográfica del Duero considera aceptables las actuaciones proyectadas que no invadan la línea de inundación de la avenida de 100 años. Por último, entre los criterios de intervención en áreas inundables establecidos por la Confederación Hidrográfica es preciso destacar, por un lado, que las futuras edificaciones de carácter residencial deben tener planta baja y sótano a una cota tal que no se vean afectadas por la avenida de 100 años ni se produzca la condición de inundación peligrosa con la de 500 años y, por otro, que en los terrenos afectados por la avenida de período de retorno de 100 años no se admite la adopción de medidas estructurales tales como rellenos, muros o motas que eviten la inundabilidad, al suponer un obstáculo a la corriente en régimen de avenidas.

DÉCIMO: Con fecha 6 de mayo de 2010 el equipo redactor presenta ante el Ayuntamiento documentación del PGOU para su aprobación provisional, y con la misma fecha el Coordinador Gerente de la OGU del Ayuntamiento de Zamora emite informe sobre las modificaciones incluidas en el documento de aprobación provisional, destacando que se trata de ajustes documentales menores, que no pueden ser considerados sustanciales, en relación con el anterior documento sometido a información pública, en tanto que no alteran el modelo de ordenación general propuesto por la revisión de dicho documento, obedeciendo los cambios a tres circunstancias: los derivados de la estimación de alegaciones, los derivados de informes sectoriales y del trámite ambiental y de la depuración de errores materiales y correcciones documentales sobrevenidas. El 7 de mayo el mismo Coordinador emite informe sobre los errores materiales detectados en relación a la estimación de la alegación n.º 10, el 7 de mayo de 2010 se presenta la documentación corregida.

UNDÉCIMO: Con fecha 18 de mayo de 2010, ha tenido entrada en el Registro Único de las Consejerías de Agricultura y Ganadería, Fomento y Medio Ambiente, copia compulsada del expediente administrativo del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, así como tres ejemplares en papel de la documentación técnica, 3 pendrive y 1 CD, para su aprobación definitiva. Acompaña un índice sobre el expediente administrativo.

Las características principales del documento de Revisión presentado son descritas en el informe del Servicio de Urbanismo de 22 de octubre de 2010, donde se relaciona la documentación, los objetivos, el modelo territorial propuesto, la clasificación del suelo, los Sistemas Generales, la Normativa y el Catálogo.

DUODÉCIMO: El 12 de junio de 2010 la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo, solicita informe de la Agencia de Protección Civil e Interior, en cumplimiento del artículo 12 de la Ley 4/2007, de 28 de marzo, de Protección Ciudadana de Castilla y León.

El 21 de junio de 2010 la Agencia de Protección Civil y Consumo informa que el municipio de Zamora conforme al Plan de Inundaciones de Castilla y León publicado en «B.O.C. y L.» de fecha 3 de marzo de 2010, a los efectos de riesgo poblacional e inundaciones, tiene un riesgo alto. Debido a estas circunstancias, dicho plan debe contener un análisis de riesgos, que comprenda tanto los riesgos naturales como los tecnológicos, entre estos últimos deben incluirse como mínimo los nucleares, el transporte de mercancías peligrosas tanto por carretera como por ferrocarril y los derivados del almacenamiento de sustancias peligrosas, bien en establecimientos SEVESO o en otro tipo de establecimientos. Asimismo de inundaciones, incendios forestales, sismos, desprendimientos y movimientos de tierras, además de los derivados de las condiciones climatológicas tales como heladas, nieblas y nevadas. Dicho análisis debe tenerse en cuenta a la hora de asignar los diferentes usos de suelo, para evitar situaciones de riesgo para la población, de forma que si se detectan situaciones de riesgo, deberán plantearse las modificaciones oportunas para la reducción y el control de los riesgos, y si los riesgos desaconsejan completamente el aprovechamiento urbanístico, no deberá permitirse ninguna construcción, instalación o uso de suelo incompatible con dichos riesgos.

En contestación a consulta formulada el 30 de junio de 2010, la Dirección General de Prevención Ambiental y Ordenación del Territorio en fecha 5 de julio de 2010 informa que la Ley 5/2009, de 4 de junio de Ruido de Castilla y León debe aplicarse a aquellos expedientes que inicien su tramitación administrativa a partir del 9 de agosto de 2009, fecha de entrada en vigor de la Ley. En base a lo cual, en el expediente de Revisión del PGOU de Zamora, iniciado con anterioridad a la entrada en vigor de la Ley 5/2009, de 4 de junio, no es exigible el cumplimiento de lo dispuesto en el artículo 7 de la citada Ley.

DECIMOTERCERO: Mediante oficio remitido el 18 de julio de 2010, la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo requiere al Ayuntamiento de Zamora para que complete el expediente remitido a la Consejería de Fomento en relación a la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, indicando aquellos informes sectoriales preceptivos cuya solicitud no constaba en el expediente, así como los informes vinculantes desfavorables respecto de los que se debía recabar un segundo informe, y por último los informes sectoriales vinculantes en los que se establecían prescripciones que el Ayuntamiento debía acreditar su cumplimiento.

El 9 de septiembre de 2010 el Ayuntamiento de Zamora presenta documentación en cumplimiento del requerimiento efectuado por la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo, por una parte justifica el carácter no preceptivo de los informes sectoriales cuya solicitud no constaba en el expediente, y por otra parte tanto para los informes desfavorables recaídos como para los informes sectoriales con prescripciones, justifica que ha dado cumplimiento lo prescrito en los mismos, sin constatar que haya solicitado un segundo informe en el caso de los informes vinculantes desfavorables invocando el artículo 153.3.d. del Reglamento de Urbanismo que establece que «No será exigible un segundo informe cuando el Ayuntamiento se limite a cumplir lo prescrito en el primero.»

El 27 de octubre de 2010 se reunió la Ponencia Técnica del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León, y con base en los informes técnico y jurídico del Servicio de Urbanismo de la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo, formuló propuesta de no informar favorablemente la aprobación definitiva de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, en tanto no se obtenga un segundo informe favorable expreso o por silencio en el caso de los informes sectoriales desfavorables indicados en el Fundamento de Derecho II, y se corrijan las observaciones documentales, materiales y formales indicadas en el Fundamento de Derecho V.

DECIMOCUARTO: El 30 de octubre de 2010 el Ayuntamiento remite oficios por los que se solicita un nuevo informe a los siguientes organismos:

– De la Unidad de Carreteras del Servicio Territorial de Fomento el 24 de septiembre de 2010.

– De la Demarcación de Carreteras de Castilla y León Occidental el 24 de septiembre de 2010.

– De la Dirección General de Infraestructuras Ferroviarias del Ministerio de Fomento el 24 de septiembre de 2010.

– De la Agencia de Protección Civil y Consumo en fecha 29 de septiembre de 2010.

– Del Servicio Territorial de Cultura el 21 de octubre de 2010.

También se remite informe favorable vinculante emitido el 14 de octubre de 2010 por la Sección de Conservación y Explotación de Carreteras del Servicio Territorial de Fomento, en el que se señala que deberán solucionarse las siguientes deficiencias detectadas que afectan a vías de titularidad de la Comunidad Autónoma de Castilla y León:

1.– En el plano O3 30 que afecta a la carretera CL-605 deberá grafiarse la línea limite de edificaron en los planos a una distancia no inferior a 18 m desde la arista exterior de la calzada mas próxima, en cumplimiento del Art. 26.2 de la Ley 10/2008 de Carreteras de la Comunidad de Castilla y León en el que se indica «La línea límite de edificación se sitúa a 50 metros en autopistas, autovías y vías para automóviles, y a 18 metros en el resto de las carreteras, desde la arista exterior de la calzada más próxima, medidas horizontalmente a partir de la mencionada arista. Se entiende que la arista exterior de la calzada es el borde exterior de la parte de la carretera destinada a la circulación de vehículos en general.»

2.– En los planos O3 13, O3 14, O3 09 y O3 04 que afectan a la carretera CL-612 se debe marcar con trazo rojo discontinuo correspondiente a la línea de edificación que aparece en la leyenda de los planos y no en trazo discontinuo en negro que corresponde con la línea de «Alineación interior- fondo máximo edificable».

El 3 de noviembre de 2010 se remite copia del informe emitido por la Dirección General de Infraestructuras Ferroviarias el 8 de octubre de 2010, en el que se concluye que se han subsanado los aspectos indicados en el anterior informe de mayo de 2010, por lo que no hay inconveniente en seguir la tramitación de la Revisión del PGOU de Zamora.

DECIMOQUINTO: El Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León en sesión celebrada el 10 de noviembre de 2010, tras escuchar a los representantes municipales personados, acordó informar favorablemente la aprobación definitiva de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, si bien con dos condiciones:

En primer lugar deberá obtenerse un segundo informe favorable expreso o por silencio en el caso de los informes sectoriales indicados en el Fundamento de Derecho II, y el Ayuntamiento deberá corregir las observaciones documentales, materiales y formales indicadas en el Fundamento de Derecho V, todo ello conforme a la propuesta de la Ponencia Técnica.

En segundo lugar la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo deberá dar conocimiento al Pleno del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de la obtención de los informes y del cumplimiento de las observaciones indicadas en la primera condición.

Dicho acuerdo fue notificado al Ayuntamiento el 1 de diciembre de 2010.

DECIMOSEXTO: El 25 de enero de 2011 el Ayuntamiento, en subsanación de las observaciones indicadas en los fundamento de derecho II y V del acuerdo del Consejo remite nueva documentación que consta de informe del Coordinador-Gerente de la Oficina de Gestión Urbanística del Ayuntamiento de fecha 25 de enero de 2011, y copias diligenciadas tanto del informe favorable vinculante de la Dirección General de Carreteras del Ministerio de Fomento de fecha 2 de noviembre de 2010, en el que se formulan advertencias principalmente en relación a las nuevas conexiones previstas en el Plan, como del acuerdo favorable de la Comisión Territorial de Patrimonio Cultural de Zamora, de 23 de diciembre de 2010, en donde se señalan una serie de prescripciones y recomendaciones sobre la Normativa (Normas de edificación, condiciones estéticas y regulación del suelo rústico), el Catálogo Arquitectónico y sus Fichas en relación a los edificios catalogados fuera de la delimitación del Conjunto Histórico-Artístico y el entorno de protección de los bienes de interés cultural, y el Catálogo Arqueológico en relación a la normativa aplicable a los bines arqueológicos de Zamora, y las áreas donde se prevé la aparición de elementos o restos de valor histórico a partir de los datos documentales existentes.

El 2 de febrero de 2011 se reunió la Ponencia Técnica del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León, y con base en el informe técnico previo del Servicio de Urbanismo de la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo, formuló propuesta de dar cuenta al Pleno del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León que sigue pendiente de corrección algunas de las observaciones documentales, materiales y formales señaladas en el fundamento de derecho quinto del informe del Pleno del Consejo de fecha 10 de noviembre de 2010, en los términos indicados anteriormente.

DECIMOSÉPTIMO: El 11 y 23 de febrero de 2011 el Ayuntamiento remite nueva documentación en subsanación de las observaciones indicadas en la propuesta de la Ponencia Técnica, y que constan de informe del Coordinador-Gerente de la Oficina de Gestión Urbanística del Ayuntamiento de Zamora y de Documento final en el que se incorporan las prescripciones establecidas por el Consejo de Urbanismo en relación con el documento de aprobación provisional de mayo de 2010.

Respecto de dicha documentación es emitido informe técnico en fecha 24 de febrero de 2011 por el Servicio de Urbanismo de la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo, en el que se concluye que han sido corregidas todas las cuestiones técnicas señaladas en el fundamento de derecho V del acuerdo del Consejo de Urbanismo de 10 de noviembre de 2010 en relación a la Revisión del PGOU de Zamora.

A la vista de la Propuesta de la Ponencia Técnica, y del informe técnico de fecha 24 de febrero de 2011, el Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León se reúne en sesión celebrada el 25 de febrero de 2011, acuerda aceptar el cumplimiento de las condiciones a las que se sometía el informe favorable a la aprobación definitiva de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora adoptado en la anterior sesión del Pleno del Consejo de Urbanismo.

Dicho acuerdo fue notificado al Ayuntamiento el 8 de marzo de 2011.

DECIMOCTAVO: El 13 de mayo de 2011 la Alcaldesa de Zamora solicita de la Consejería de Fomento la publicación en el «Boletín Oficial de Castilla y León» del documento aprobado por el Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio.

Mediante escrito de la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo de 25 de mayo de 2001, a fin de proceder a la publicación de la Orden de aprobación definitiva del PGOU de Zamora, se requiere al Ayuntamiento para que remita tres ejemplares completos de la documentación técnica del Plan, en soporte papel y otro más en soporte digital, así como la pieza de expediente administrativo generado a partir del acuerdo de aprobación provisional, que contenga los actos de instrucción necesarios para incorporar al plan las modificaciones no sustanciales introducidas por esa Corporación en respuesta o como subsanación de las deficiencias advertidas por el Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio.

Con fecha 4 de julio de 2010, ha tenido entrada en el Registro Único de las Consejerías de Agricultura y Ganadería, Fomento y Medio Ambiente de la documentación requerida, en concreto tres ejemplares en papel de la documentación técnica del PGOU con las modificaciones advertidas por el Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio, un ejemplar en soporte digital de la referida documentación técnica con certificación del Secretario de la Corporación sobre su conformidad con la documentación en papel, y pieza del expediente administrativo generado tras la aprobación provisional del documento, que consta principalmente del certificado del acuerdo adoptado por mayoría absoluta del Pleno del Ayuntamiento celebrado el 30 de junio de 2011, por el que se toma conocimiento y se ratifica el Documento Refundido del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, para su aprobación definitiva por la Junta de Castilla y León.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

I.– La aprobación definitiva de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora corresponde a la Administración de la Comunidad Autónoma, conforme al Art. 54.2, de la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León. Dicha aprobación definitiva es competencia del Consejero de Fomento, al tratarse de un Municipio con más de 20.000 habitantes, conforme a los Arts. 136.2 de la citada Ley 5/1999 y 160.1.a) de su Reglamento, y al Decreto 73/2007, de 12 de julio, por el que se establece la Estructura Orgánica de la Consejería de Fomento.

II.– La tramitación de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora se adecua, de acuerdo con la disposición transitoria segunda de la Ley 4/2008, de 15 de septiembre, a la legislación anterior a la entrada en vigor de dicha Ley, sujetándose a lo establecido en la redacción dada por la Ley 10/2002 al Art. 52 de la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León, y en el capítulo V del Título II del Reglamento de Urbanismo de Castilla y León: así el Ayuntamiento de Zamora ha procedido a la aprobación inicial del documento y a someterlo a una primera fase información pública en enero de 2007 por un plazo de cuarenta y cinco días, insertando el anuncio en el «B.O.P.», en el

«B.O.C. y L.» y en al menos uno de los diarios de mayor difusión en la provincia, según establece el citado Art. 52.2 de la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León y el Art.155 del Decreto 22/2004, de 29 de enero. Posteriormente se ha sometido a dos nuevas fases de información pública una en marzo de 2009 de cuarenta y cinco días y otra en diciembre de 2009 por el plazo de un mes, al considerarse que se han introducidos modificaciones sustanciales en los correspondientes documentos anteriormente expuestos.

También se han recabado los informes de la Excma. Diputación Provincial, y del Servicio Territorial de Fomento de Zamora, así como los exigidos por la legislación sectorial del Estado y de la Comunidad Autónoma, el contenido de los informes emitidos expresamente obra en el expediente.

Respecto de los informes sectoriales exigidos por la legislación sectorial estatal y autonómica, cabe entender subsanado lo indicado en el acuerdo del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de fecha 10 de noviembre de 2010, ya que el Ayuntamiento ha solicitado y obtenido un segundo informe favorable en los cuatro casos siguientes:

1.– El 8 de octubre de 2010 la Dirección General de Ferrocarriles remite al Ayuntamiento informe, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 7.2 de la Ley 39/2003, de 17 de noviembre, del Sector Ferroviario, en el que se concluye que no hay inconveniente para seguir la tramitación del mismo.

2.– El del Jefe de la sección de conservación y explotación de carreteras del Servicio Territorial de Fomento, en cumplimiento del artículo 14 de la Ley 2/1990, de Carreteras de la Comunidad de Castilla y León, que en fecha 14 de octubre de 2010 emite informe favorable vinculante, si bien deben corregirse dos deficiencias en relación a las vías de titularidad de la Comunidad de Castilla y León, trascritas en el antecedente decimocuarto.

3.– El de la Demarcación de Carreteras del Estado en Castilla y León Occidental, dependiente de la Dirección General de Carreteras, que en fecha 2 de noviembre de 2010 emitió informe vinculante favorable, en aplicación del Art. 10.2 de la Ley 25/1998, de Carreteras, formulando advertencias en relación principalmente a las nuevas autorizaciones previstas en el Plan que requerirán su correspondiente autorización por la Dirección General de Carreteras.

4.– La Comisión Territorial de Patrimonio Cultural de Zamora, en sesión celebrada el 23 de diciembre de 2010, en relación a la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora para su adaptación al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, de acuerdo con los artículos 37, 43 y 54 de la Ley 12/2002, de 11 de julio, informó favorablemente la documentación presentada, con una serie de prescripciones y recomendaciones en relación a la Normativa, el Catálogo Arquitectónico y sus Fichas y el Catálogo Arqueológico.

III.– Los acuerdos de aprobación inicial y provisional de la Modificación, han sido adoptados por el Pleno de la Corporación Local de conformidad con lo señalado en el Art. 22.2.c), de la Ley 7/1985, de 2 de abril, Reguladora de las Bases de Régimen Local, conforme a su nueva redacción por la Disposición Adicional Novena del Real Decreto Legislativo 2/2008, de 20 de junio, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley del Suelo y aprobados con la mayoría establecida en el artículo 47.2.II del mismo texto Legal, conforme a la redacción dada por la Ley 57/2003, de 16 de diciembre, de medidas para la Modernización del Gobierno Local.

IV.– En cuanto a la justificación del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, la Ponencia Técnica la considera correcta en cuanto que se trata de la necesaria adaptación del planeamiento general a la normativa urbanística en vigor, constituida por la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León, y el Decreto 22/2004, de 29 de enero, por el que se aprueba el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León. En concreto la Ley 5/1999 prescribe la obligación de adaptarse a la misma para el planeamiento general de los Municipios con población igual o superior a 20.000 habitantes, antes de cuatro años desde su entrada en vigor, plazo que expiró el 5 de mayo de 2003.

En concreto, el término municipal de Zamora está ordenado por un Plan General de Ordenación Urbana de Zamora aprobado definitivamente por Orden de la Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio de 28 de julio de 1986, publicada en el «Boletín Oficial de Castilla y León» de 1 de agosto de 1986, cuya vigencia se encuentra suspendida a través de la Orden de la Consejería de Fomento de 16 de julio de 2009, en cuyo anexo incluye unas Normas Urbanísticas Transitorias. Este Plan General no está adaptado a la Ley (fue adaptado a la Ley a través de la Orden de la Consejería de Fomento de 4 de julio de 2001, publicada en el «Boletín Oficial de Castilla y León» de 16 de julio de 2001, por la que se aprobó la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, la cual fue anulada por sentencia del Tribunal Supremo de 11 de mayo de 2009 que desestimó los recursos de casación números 4814, 4816 y 6341, todos de 2006, interpuestos por el Ayuntamiento de Zamora frente a las sentencias de 11 de octubre de 2005, 14 de octubre de 2005 y 8 de noviembre de 2005 dictadas por la Sección Primera de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León) y al Reglamento de Urbanismo de Castilla y León, aún cuando el plazo para adaptación a la Ley 5/1999, de 8 de abril, expiró el citado 5 de mayo de 2003, según la Disposición Transitoria 1.ª de la propia Ley.

Por lo que, de acuerdo con lo indicado en el informe técnico previo de fecha 22 de octubre de 2010, cabe concluir que en la actualidad Zamora carece de instrumento de planeamiento urbanístico general por haber sido anulados en primer lugar el PGOU 2001 y suspendida la vigencia del PGOU 1986; se dictaron unas Normas Urbanísticas Transitorias (NUT) que son de aplicación hasta que entre en vigor la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana, como tales no constituyen un verdadero instrumento de planeamiento sino unas reglas provisionales de regulación transitoria derivada de la anulación del instrumento vigente hasta entonces y llamadas a ser sustituidas por un PGOU que contenga todas las determinaciones necesarias de un instrumento de planeamiento general.

El instrumento se redacta de acuerdo con la Ley de Urbanismo de Castilla y León (LUCyL) y el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León (RUCyL) adaptándose a su contenido actual, tras las modificaciones operadas mediante la Ley de Medidas de Urbanismo y Suelo de 23 de diciembre de 2008 (LMUyS) y Decreto 45/2009 de 9 de julio (D. 45/2009) respectivamente, en las que se produjo la adaptación de las normas autonómicas a la nueva normativa básica del Estado en la materia que supuso la Ley de Suelo de 2007 y el RDL 2/2008 de texto refundido (TRLS).

El documento se titula «Revisión del PGOU»; se ha mantenido ese nombre al haberse iniciado así el expediente en el año 2007, habiendo optado el Ayuntamiento por una continuidad en el título del expediente inicial (que obedecía en principio a una mas modesta adaptación del PGOU de 2001 al RUCyL de 2004), pero el documento en realidad constituye un nuevo instrumento de planeamiento completo que establece «ex novo» todas las determinaciones urbanísticas preceptivas para el municipio obedeciendo a las 2 circunstancias esenciales sobrevenidas que no pueden se obviadas: la existencia de nueva normativa legal urbanística y la desaparición del instrumento de planeamiento en vigor actualmente que iba a ser revisado (ni el de 1986, ni el de 2001). El artículo 168 del RUCyL señala que los efectos de la revisión son la «sustitución íntegra» del instrumento que se revisa; ahora no hay instrumento que pueda ser sustituido puesto que por diversas causas han perdido vigencia y las NUT no pueden ser consideradas como tal, pero según el RUCyL (Art. 168) el contendido y la tramitación de una revisión es idéntica a un PGOU nuevo y su entrada en vigor tras su aprobación producirá los mismos efectos: establecer la ordenación urbanística del término municipal adaptada a las nuevas leyes cumpliendo los objetivos generales de la actividad urbanística pública y la obligación de los municipios mayores de 20.000 habitantes de elaborar un PGOU.

El planeamiento vigente es el PGOU 1986, porque está suspendido (temporalmente su vigencia), pero no anulado; éste es el que se debería haber sido revisado. En el expediente se toma como planeamiento vigente las NUT en algunas cuestiones (no son planeamiento), en otras cuestiones se parte de la situación conocida en el PGOU 2001 p. ej.: el SUR/SUNC antiguo delimitado no desarrollado, que se incorpora.

Por lo que se informa el instrumento como un PGOU nuevo, al no poder ser tenidas en cuenta las determinaciones de instrumentos no vigentes, pero como instrumentos anteriormente desarrollados debe ser reconocida la realidad que procede de los mismos (el planeamiento de desarrollo ejecutado, la obtención de SSGG, infraestructuras, etc..), normalmente estas cuestiones se citan en el nuevo PGOU como «planeamiento anterior» en la medida que responden a las situaciones de hecho derivadas de los PGOU previos.

V.– Respecto del contenido de la documentación presentada por el Ayuntamiento el 25 de enero de 2011, en cumplimiento de las observaciones documentales, materiales y formales indicadas el fundamento de derecho V del informe del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio adoptado en su sesión de 10 de noviembre de 2010, el Pleno del Consejo celebrado el 25 de febrero de 2011, ratificó el contenido del informe técnico del Servicio de Urbanismo de la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo emitido el 24 de febrero de 2011, entendiendo corregidas las observaciones documentales, materiales y formales indicadas en el citado Fundamento de Derecho V:

En la sesión del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de fecha 10 de noviembre de 2010, se acordó informar favorablemente la aprobación definitiva de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora, si bien con dos condiciones:

1.– En primer lugar debía obtenerse un segundo informe favorable expreso o por silencio en el caso de los informes sectoriales indicados en el Fundamento de Derecho II, y el Ayuntamiento debía corregir las observaciones documentales, materiales y formales indicadas en el Fundamento de Derecho V, todo ello conforme a la propuesta de la Ponencia Técnica.

En la propuesta de la Ponencia Técnica celebrada el 2 de diciembre de 2010 constaba que a través de la documentación remitida por el Ayuntamiento el 25 de enero de 2010, se habían recabado los informes sectoriales indicados en el citado Fundamento de derecho II, y en el informe emitido el 24 de febrero de 2011 por el Servicio de Urbanismo de la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo se constataba que a través de la documentación técnica presentada por el Ayuntamiento el 25 de enero, y el 11 y 23 de febrero de 2010, habían sido corregidas todas las observaciones indicadas en el Fundamento de Derecho V del citado acuerdo del Consejo de Urbanismo de 10 de noviembre de 2010.

Por lo que el Pleno del Consejo de Urbanismo de fecha 25 de febrero de 2011 asumió que el Ayuntamiento había cumplido la primera condición indicada en el citado acuerdo.

2.– En segundo lugar la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo debía dar conocimiento al Pleno del Consejo de Urbanismo y Ordenación del Territorio de la obtención de los informes y del cumplimiento de las observaciones indicadas en la primera condición.

En la sesión del Consejo de 25 de febrero de 2011, la Dirección General de Urbanismo y Política de suelo dio cuenta tanto de la citada propuesta de la Ponencia Técnica donde constaba la obtención de los referidos informes sectoriales por el Ayuntamiento, como del citado informe del Servicio de Urbanismo de 24 de febrero en el que se concluía que el Ayuntamiento había corregido todas las observaciones indicadas anteriormente.

Por lo que el Pleno del Consejo aceptó la dación de cuentas efectuada por la Dirección General de Urbanismo y Política de Suelo, entendiéndose cumplida la segunda condición a la que se sometía el referido acuerdo.

El Documento Refundido de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora ratificado por el Pleno del Ayuntamiento de fecha 30 de junio de 2011 incorpora las modificaciones introducidas en el documento aprobado provisionalmente en subsanación de las observaciones indicadas por el Consejo de Urbanismo y Ordenación de Territorio, y en los informes sectoriales, tal y como se relacionan en el informe emitido por el Coordinador Gerente de la Oficina de Gestión Urbanística de Zamora fechado a 16 de junio de 2011, que se trascribe en el acuerdo de aprobación municipal.

VISTA la Ley 5/1999, de 8 de abril, de Urbanismo de Castilla y León; el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León aprobado por Decreto 22/2004, de 29 de enero, así como la legislación básica del Estado integrada por el Real Decreto Legislativo 2/2008, de 20 de junio, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley del Suelo.

En su virtud, esta Consejería de Fomento y Medio Ambiente HA RESUELTO:

Aprobar definitivamente la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana de Zamora de acuerdo con el Documento Refundido en el que consta la diligencia de aprobación por el Pleno del Ayuntamiento celebrado el 30 de junio de 2011.

Contra la presente Orden, que agota la vía administrativa según el Art. 109 de la Ley 30/1992, de 26 noviembre, de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, en relación con el Art. 61.2 de la Ley 3/2001, de 3 julio, de Gobierno y Administración de la Comunidad de Castilla y León, podrá interponerse recurso contencioso-administrativo, que se interpondrá, conforme al Art. 25 de la Ley 29/1998, de 13 julio, reguladora de la Jurisdicción Contencioso-Administrativa, ante la Sala de idéntica denominación del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, con sede en Valladolid, en el plazo de dos meses contados desde el día siguiente de su publicación o notificación, de acuerdo con lo establecido en los Arts. 10, 14.1 y 46, respectivamente, de la citada Ley 29/1998.

Valladolid, 5 de julio de 2011.

El Consejero de Fomento

y Medio Ambiente,

Fdo.: ANTONIO SILVÁN RODRÍGUEZ

REVISIÓN DEL PLAN GENERAL DE ORDENACIÓN URBANA DE ZAMORA

RELACIÓN DE LOS DOCUMENTOS NO PUBLICADOS

ESCRITOS:

1) MEMORIA INFORMATIVA

Título I.– El territorio municipal. Medio físico, usos del suelo y paisaje.

Título II.– Balance demográfico socieconómico del municipio de Zamora.

Título III.– Zamora, territorio y ciudad. Evolución histórica reciente y singularidades de su estructura urbana actual.

Título IV.– Marco normativo y evolución reciente del planeamiento urbanístico en Zamora.

Título V.– Evaluación de la infraestructuras existentes, equipamientos, movilidad y transporte urbanos.

Título VI.– Estudio arqueológico.

2) INFORME DE SOSTENIBILIDAD AMBIENTAL

1.– La revisión del PGOU de Zamora: síntesis de objetivos y contenidos

2.– Objetivos de protección ambiental del PGOU

3.– Situación ambiental actual y problemáticas existentes

4.– Valoración de alternativas

5.– Identificación y caracterización de los efectos ambientales

6.– Medidas atenuantes en el PGOU

7.– Viabilidad económica de las alternativas

3) ESTUDIO ECONÓMICO

Antecedentes. Naturaleza del Estudio Económico en el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León.

1.– Las condiciones singulares de la Revisión del Plan General de Ordenación Urbana como marco del Estudio Económico: el ajuste a los cambios en la legislación urbanística y su impacto en la clasificación del suelo urbanizable.

2.– Las previsiones del Plan General como recurso de mejora urbana: Zamora en la encrucijada, un espacio para el cambio.

3.– Necesidades de suelo y vivienda: crecimiento del parque de viviendas e «impulso» demográfico.

4.– Valoración de la inversiones asociadas al PGOU propuesto (Sistemas Generales y otras actuaciones)

5.– Balance sintético de los presupuestos municipales (2001-2007)

6.– Evolución del reparto de cargas tributarias en el IBI y el IAE en el municipio de Zamora por «unidades urbanas» (1997-2008)

7.– Conclusiones: capacidad de inversión y desarrollo de las propuestas del PGOU

GRAFICOS:

1.– DOCUMENTACIÓN GRÁFICA DEL INFORME DE SOSTENIBILIDAD AMBIENTAL

Mapa 1: Riesgos naturales

Mapa 2: Condiciones legales del Medio Natural

2.– PLANOS DE INFORMACIÓN

I.1: Planeamiento vigente en el término municipal - 1/25.000. 1 hoja

I.2: Planeamiento vigente en el núcleo urbano - 1/10.000. 1 hoja

I.3: Planeamiento vigente: Grado de desarrollo - 1/10.000. 1 hoja

I.4: Territorio municipal. Estructura y componentes del paisaje - 1/25.000. 1 hoja.

I.5: Territorio municipal. Paisaje, comunidades vegetales y medio rural - 1/25.000. 1 hoja.

I.6: Vías pecuarias en el núcleo urbano y entorno - 1/20.000. 1 hoja.

3.– PLANOS DE INFRAESTRUCTURAS

R.1: Infraestructuras. Red eléctrica. 1/5.000 - 2 hojas.

R.2: Infraestructuras. Red de abastecimiento. 1/5.000 - 2 hojas

R.3: Infraestructuras. Red de Saneamiento y Depuración. 1/5.000 - 2 hojas

R.4: Infraestructuras. Red de Gas. 1/5.000 - 2 hojas

4.– PLANOS DE ORDENACIÓN

E) Estructura urbana 1/10.000 - 1 hoja

O.1) Clasificación del Suelo en el Término Municipal 1/25.000 y 1/10.000 - 5 hojas

O.2) Ordenación General. Instrumentos de Gestión y Sistemas Generales. 1/5.000 - 2 hojas.

O.3) Ordenación Detallada. 1/1.000 - 40 hojas y Plano guía.

O.4) Unidades Urbanas 1/10.000 - 1 hoja.

C.1) Catálogo Arqueológico. Yacimiento en el Término Municipal - 1/10.000 - 1 hoja

C.2) Catálogo Arquitectónico. Elementos protegidos en el Núcleo Urbano - 1/2.500 - 3 hojas

C.3) Catálogo Arquitectónico. Elementos protegidos en el Término Municipal - 1/15.000 - 1 hoja.

P.1) Acciones estructurantes y Actuaciones Estratégicas en el Sistema Urbano - 1/10.000 - 1 hoja