El documento BOCYL-D-10122021-60.pdf contiene imágenes. Puede consultar la versión íntegra del documento en formato PDF en el siguiente enlace: BOCYL-D-10122021-60.pdf

I. COMUNIDAD DE CASTILLA Y LEÓN

D. OTRAS DISPOSICIONES

CONSEJERÍA DE FOMENTO Y MEDIO AMBIENTE

ORDEN FYM/1473/2021, de 30 de noviembre, relativa a la concesión de autorización ambiental para el proyecto de ampliación de una explotación para ganado porcino de cebo ubicada en el término municipal de Sahagún (León), titularidad de «Sociedad Europea de Nutrición Animal, S.L.». Expte.: AA-LE-002/17.

Vista la solicitud de autorización ambiental formulada por SOCIEDAD EUROPEA DE NUTRICIÓN ANIMAL, S.L., para una explotación porcina ubicada en el término municipal de Sahagún (León), y teniendo en cuenta los siguientes:

ANTECEDENTES DE HECHO

Primero.– Con fecha 30 de diciembre de 2016, SOCIEDAD EUROPEA DE NUTRICIÓN ANIMAL, S.L., con NIF B24342693, solicita autorización ambiental dado que pretende acometer la ampliación de una explotación porcina ya en funcionamiento, hasta alcanzar una capacidad de 7.200 plazas de cebo, ubicada en las parcelas 43, 44, 5098, 5100 y 5101 del polígono 215 y en la 5007 del polígono 213 del término municipal de Sahagún (León).

Segundo.– Junto con la solicitud aporta la siguiente documentación, firmada por técnicos titulados competentes:

  • Proyecto Básico para la tramitación de la Autorización Ambiental, que incluye un resumen no técnico del proyecto.
  • Estudio de Impacto Ambiental.

Posteriormente, a requerimiento del órgano instructor, el promotor ha presentado documentación adicional, necesaria para la tramitación del expediente.

Tercero.– Consta en el expediente administrativo el informe acreditativo de la compatibilidad de la actividad con la normativa urbanística municipal, de fecha 29 de abril de 2017.

Cuarto.– Con fecha 19 de enero de 2017 se dictó la Orden de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, por la que se acuerda la tramitación y resolución en dicha Consejería de la solicitud de la autorización ambiental presentada por SOCIEDAD EUROPEA DE NUTRICIÓN ANIMAL, S.L. para una granja de porcino de cebo para 7.200 plazas situada en Sahagún (León) y se avoca la competencia para resolver.

Quinto.– La Dirección General de Calidad y Sostenibilidad Ambiental, somete conjuntamente al trámite de Información Pública la solicitud de autorización ambiental y el estudio de impacto ambiental mediante anuncio publicado en el Boletín Oficial de Castilla y León n.º 86 de 7 de mayo de 2018, y expuesto en el tablón de anuncios del Ayuntamiento de Sahagún (León). Durante este trámite, se reciben alegaciones. En el Anexo II se recoge un resumen de las alegaciones recibidas y analizadas y las consideraciones sobre las mismas.

Sexto.– Concluido el período de información pública, el Servicio de Prevención Ambiental y Cambio Climático solicita informe a los siguientes organismos:

  • Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería de León.
  • Servicio Territorial de Sanidad de León.
  • Servicio Territorial de Medio Ambiente de León.

Séptimo.– En cumplimiento de lo estipulado en el artículo 15 del texto Refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León, aprobado por Decreto Legislativo 1/2015, de 12 de noviembre (en adelante texto refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León) el 26 de junio de 2018 se solicita al Ayuntamiento de Sahagún (León) informe sobre la adecuación de la actividad analizada a todos aquellos aspectos que sean de su competencia.

Octavo.– Durante la tramitación del expediente el Ayuntamiento de Sahagún (León) ha remitido al órgano sustantivo diferente documentación relacionada con el mismo.

Concretamente, con fecha 2 de junio de 2020, se aporta una modificación del proyecto objeto de esta autorización ambiental, presentado por el promotor con el fin de obtener la autorización de uso excepcional en suelo rústico para la ampliación pretendida. En este documento modificado se plantea una reducción de la edificabilidad, pasando de cuatro a dos las naves proyectadas y se indica una nueva ubicación de la balsa de purines, que guarda la distancia mínima establecida en la normativa sectorial respecto a núcleos urbanos, en consecuencia, la ampliación original (hasta 7.200 plazas) se reduce hasta 5.100 plazas de cerdos de cebo.

Con fecha 23 de diciembre de 2020 se da traslado de la solicitud de modificación de las parcelas vinculadas al uso autorizado de granja porcina de cebo con un total de 5.100 plazas, que se ven restringidas a las parcelas 43, 44 y 5098 del polígono 215 de Sahagún (León), la cual cuenta con el Acuerdo favorable adoptado por la Comisión Territorial de Medio Ambiente y Urbanismo de León, de 28 de enero de 2021, por el que se aprueba la autorización de uso excepcional en suelo rústico, sobre las actuaciones a realizar en dicho proyecto y que se recibe con fecha 15 de febrero de 2021.

Noveno.– Mediante Resolución de 6 de julio de 2021, de la Delegación Territorial de León, se hace pública la Declaración de Impacto Ambiental del proyecto de ampliación de una granja porcina de cebo, de 1.152 hasta 5.100 plazas, promovido por «Sociedad Europea de Nutrición Animal, S.L.», en el término municipal de Sahagún (León). Expte.: I.A. 023/2018-24. (B.O.C. y L. n.º 145, de 28 de julio de 2021).

Décimo.– Realizada la evaluación ambiental del proyecto por parte del Servicio de Prevención Ambiental y Cambio Climático, se inició el trámite de audiencia a los interesados. Durante este trámite, se reciben alegaciones. En el Anexo II se recoge un resumen de las alegaciones recibidas y analizadas y las consideraciones sobre las mismas.

Undécimo.– El 8 de octubre de 2021, la Dirección General de Calidad y Sostenibilidad Ambiental formula informe propuesta que se somete a la consideración del Consejo de Medio Ambiente, Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León.

Duodécimo.– De acuerdo con lo establecido en el artículo 18 del texto refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León aprobado por el Decreto Legislativo 1/2015, de 12 de noviembre (en adelante texto refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León), y en relación con lo estipulado en el artículo 3.2 del Decreto 24/2013, de 27 de junio, por el que se regulan las funciones, composición y funcionamiento de las Comisiones Territoriales de Medio Ambiente y Urbanismo y del Consejo de Medio Ambiente, Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León, a la vista del resultado del trámite de información pública, de los informes emitidos y del resultado del trámite de audiencia a los interesados, el Consejo de Medio Ambiente, Urbanismo y Ordenación del Territorio de Castilla y León, en la sesión celebrada el 24 de noviembre de 2021, elabora la correspondiente Propuesta de Resolución definitiva de Autorización Ambiental.

Los antecedentes de hecho mencionados encuentran su apoyo legal en los siguientes:

FUNDAMENTOS DE DERECHO

Primero.– El Órgano Administrativo competente para resolver sobre las solicitudes de autorización ambiental en el caso de actividades o instalaciones recogidas en el apartado B.2 del Anexo II del texto refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León, aprobado por Decreto Legislativo 1/2015, de 12 de noviembre (en adelante texto refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León), es el titular de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León. Sin embargo, en este caso se dictó la Orden de 19 de enero de 2017 de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, por la que se acuerda la tramitación y resolución en dicha Consejería de la solicitud de la autorización ambiental presentada por SOCIEDAD EUROPEA DE NUTRICIÓN ANIMAL, S.L. para una granja de porcino de cebo para 7.200 plazas situada en Sahagún (León) y se avoca la competencia para resolver, por lo tanto, es este órgano administrativo el competente para resolver esta autorización.

Segundo.– El expediente se ha tramitado según lo establecido en el texto refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación, aprobado por Real Decreto Legislativo 1/2016, de 16 de diciembre, (en adelante Texto Refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación), el Reglamento de emisiones industriales y de desarrollo de la Ley 16/2002, de 1 de julio, de Prevención y Control Integrados de la Contaminación aprobado por el Real Decreto 815/2013, de 18 de octubre (en adelante Reglamento de emisiones industriales) y según el Texto Refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León.

Tercero.– De acuerdo con lo dispuesto en el artículo 10.3 del Texto Refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación, se someterán al régimen de autorización ambiental las instalaciones que se relacionan en su Anejo I. Igualmente se someterán a dicho régimen las recogidas en el Anexo II del Texto Refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León.

El proyecto está recogido expresamente en el punto 9.3.b) del Anejo 1, del Reglamento de Emisiones Industriales. «Instalaciones destinadas a la cría intensiva de cerdos que dispongan de más de 2.500 plazas de cerdos de cebo de más de 20 kg».

Cuarto.– La instalación que se pretende desarrollar es una explotación ganadera para 5.100 cerdos de cebo (612 Unidades de Ganado Mayor, en adelante UGM, Grupo Tercero) de acuerdo con el Real Decreto 306/2020, de 11 de febrero, por el que se establecen normas básicas de ordenación de las granjas porcinas intensivas, y se modifica la normativa básica de ordenación de las explotaciones de ganado porcino extensivo.

Quinto.– La Decisión de Ejecución (UE) 2017/302 de la Comisión de 15 de febrero de 2017, publicada con fecha 21 de febrero de 2017, establece las conclusiones sobre las mejores técnicas disponibles (MTD) en el marco de la Directiva 2010/75/UE del Parlamento Europeo y del Consejo respecto a la cría intensiva de aves de corral o de cerdos.

Conforme al artículo 26.2 del Texto Refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación, el órgano competente para otorgar la autorización ambiental integrada, garantizará que la misma sea revisada en un plazo de cuatro años desde la publicación de las conclusiones sobre las mejores técnicas disponibles, revisando y adaptando, en su caso, las condiciones de la autorización ambiental así como que la instalación cumple las citadas condiciones. Por su parte la empresa ha manifestado de forma expresa la acreditación del cumplimiento de las mismas en la documentación aportada en el expediente.

Estas mejores técnicas disponibles se encuentran recogidas tanto en el apartado correspondiente a Fase de Explotación del Condicionado Ambiental, como en el Anexo IV donde se incluye un resumen de las Conclusiones de las MTD implementadas por la empresa.

Los condicionantes de la autorización ambiental se establecen teniendo en cuenta los informes recibidos de los organismos competentes, que constan en el expediente, en particular:

  • Informe del Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería de León, de fecha 3 de mayo de 2018.
  • Informe del Servicio Territorial de Sanidad de León, de fecha 14 de mayo de 2018.
  • Resolución de 6 de julio de 2021, de la Delegación Territorial de León, se hace pública la declaración de impacto ambiental del proyecto de ampliación de una granja porcina de cebo, de 1.152 hasta 5.100 plazas, promovido por «Sociedad Europea de Nutrición Animal, S.L.», en el término municipal de Sahagún (León). (B.O.C. y L. n.º 145, de 28 de julio de 2021), cuyas medidas preventivas y/o correctoras, se incorporan al Condicionado Ambiental de la presente Resolución.

VISTOS

Los antecedentes de hecho mencionados, la normativa relacionada en los fundamentos de derecho y las demás normas que resulten de aplicación,

RESUELVO

Primero.– Conceder autorización ambiental a la explotación porcina para 5.100 plazas de cebo (612 UGM) ubicada en las parcelas 43, 44 y 5098 del polígono 215 de Sahagún (León), titularidad de SOCIEDAD EUROPEA DE NUTRICIÓN ANIMAL, S.L.

La autorización ambiental integra:

  • La autorización de atmósfera y las prescripciones en materia de prevención, vigilancia y reducción de la contaminación atmosférica, de acuerdo con la Ley 34/2007, de 15 de noviembre, de Calidad del Aire y Protección de la Atmósfera.
  • La comunicación previa de industrias o actividades productoras de residuos peligrosos procediendo a la inscripción en el Registro de Producción y Gestión de Residuos de Castilla y León y deberá cumplir las obligaciones y condiciones aplicables a la producción de residuos en la Ley 22/2011, de 28 de julio, de Residuos y Suelos Contaminados.
  • Las prescripciones para la adaptación a las conclusiones de las MTD de acuerdo a la DECISIÓN DE EJECUCIÓN (UE) 2017/302 DE LA COMISIÓN de 15 de febrero de 2017 por la que se establecen las conclusiones sobre las mejores técnicas disponibles (MTD) en el marco de la Directiva 2010/75/UE del Parlamento Europeo y del Consejo respecto a la cría intensiva de aves de corral o de cerdos.
  • Las prescripciones contempladas en la Declaración de Impacto Ambiental del proyecto según la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de proyectos.

Segundo.– La autorización queda condicionada al cumplimiento de las obligaciones derivadas de la normativa medioambiental que resulten de aplicación y de las prescripciones técnicas que se recogen en el Anexo III, con independencia del cumplimiento del resto de la normativa sectorial.

Los Anexos, que a todos los efectos formarán parte de la autorización ambiental, serán:

  • Anexo I «Descripción de la Instalación»: recoge la descripción de la instalación y de la actividad, así como las clasificaciones ambientales que la afectan.
  • Anexo II: «Resumen de alegaciones y contestación a las mismas», recoge un resumen de las alegaciones presentadas en el trámite de información pública y de audiencia y la respuesta a las mismas.
  • Anexo III: «Condicionado Ambiental», recoge los condicionantes ambientales a los deberá someterse la actividad así como las condiciones de cese de la misma y cierre de la instalación.
  • Anexo IV: Adaptación a las MTD del sector porcino.

Tercero.– El titular de esta autorización ambiental dispondrá de un plazo de 5 años, contados a partir de la fecha de recepción de su notificación, para iniciar la actividad conforme a lo previsto en el artículo 12 del Reglamento de Emisiones Industriales.

Contra la presente orden, que pone fin a la vía administrativa, se podrá interponer recurso potestativo de reposición según lo dispuesto en el artículo 123 de la Ley 39/2015, de 1 de octubre, del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas, en el plazo de un mes, a contar desde el día siguiente al de su notificación, o contencioso-administrativo ante la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León, en el plazo de dos meses, a contar desde el día siguiente al de su notificación, de conformidad a lo establecido en la Ley 29/1998, de 13 de julio, Reguladora de la Jurisdicción Contencioso-Administrativa.

Valladolid, 30 de noviembre de 2021.

El Consejero
de Fomento y Medio Ambiente, Fdo.: Juan Carlos Suárez-Quiñones Fernández

ANEXO I

DESCRIPCIÓN DE LA INSTALACIÓN

1.– DATOS DEL CENTRO

Denominación del centro:

SOCIEDAD EUROPEA DE NUTRICIÓN ANIMAL, S.L.

Empresa/persona física titular de las instalaciones:

SOCIEDAD EUROPEA DE NUTRICIÓN ANIMAL, S.L.

Domicilio social

Avenida Constitución, 77, planta baja. 24320 Sahagún (Leon)

Actividad

Explotación porcina para 5.100 plazas de cebo (612 UGM)

DNI/NIF/NIE:

B24342693

NIMA:

2400076527

Provincia:

LEÓN

Municipio:

SAHAGÚN

Código postal:

24320

Dirección

Parcelas 43, 44 y 5098 del Polígono 215

Ref Catastral:

24142A215000430000MX 24142A215000430001QM 24142A215000440000MI 24142A215050980000MH

UTM X (m):

333405

UTM Y (m):

4691217

Huso:

30

Superficie parcela: 56.865 m²

Superficie construida: 4.000 m²

2.– CLASIFICACIONES AMBIENTALES

CNAE (2009)

01.46 - Explotación de ganado porcino

Reglamento de emisiones industriales y de desarrollo de la Ley 16/2002, de 1 de julio, de Prevención y Control Integrados de la Contaminación aprobado por el Real Decreto 815/2013, de 18 de octubre

Epígrafe IPPC

9.3.b) Cría intensiva de cerdos de cebo

Ley 21/2013, de 9 de diciembre, de Evaluación Ambiental

Declaración de impacto ambiental (B.O.C. y L. 28/07/2021)

Código CAPCA (actividad/foco principal) Real Decreto 100/2011, de 28 de enero, por el que se actualiza el catálogo de actividades potencialmente contaminadoras de la atmósfera y se establecen las disposiciones básicas para su aplicación

FERMENTACIÓN ENTÉRICA

B 10 04 04 01

MANEJO DEL ESTIÉRCOL

B 10 05 03 01

Clasificación a efectos de la Ley 22/2011, de 28 de julio, de Residuos y Suelos Contaminados:

Productor de residuos 07P02212400076527

Ley 5/2009, de 4 de junio, del Ruido de Castilla y León

La instalación está localizada en un área equiparable a una zona tipo 4.

Ley 26/2007, de 23 de octubre, de Responsabilidad Medioambiental

Afectada, Nivel 3.

Real Decreto 840/2015, de 21 de septiembre, por el que se aprueban medidas de control de los riesgos inherentes a los accidentes graves en los que intervengan sustancias peligrosas

No aplica.

Vertido de aguas residuales:

No hay vertido.

3.– DESCRIPCIÓN DE LAS INSTALACIONES

Características

Explotación porcina para 5.100 plazas de cebo (612 UGM)

Instalaciones principales

• Naves 1 y 2 de cebo existentes, 2.059,78 m2 • Naves 3 y 4 de cebo propuestas, 1.839,66 m2 • Balsa de purines existente, de 1.165 m3 • Balsa de purines propuesta, de 2.932 m3

Instalaciones auxiliares

• Oficina, vestuario, aseo, cuarto de instalaciones y almacenes, 100,56 m2 • Depósito de agua de 60.000 litros • Lazareto en Nave 1 • Cierre perimetral • 6 silos existentes y 4 silos propuestos • 2 sondeos piezométricos, uno aguas arriba y otro aguas abajo de la explotación • Instalaciones contraincendios según norma vigente • Ventilación natural mediante ventanas y caballete central

4.– CONSUMO DE RECURSOS

Agua

Total: 17.463 m3, de los cuales serán 14.433 m3/año para consumo animal y 3.030 m3 para limpieza y aseos

Origen

Sondeo

Pienso

4.188 t anuales. Características del pienso: Alimentación multifase según necesidades de los animaes

Energía eléctrica

214.073 kWh/año a partir de un centro de transformación

Medicamentos

300 kg

Productos químicos

Desinfectantes, insecticidas y raticidas

5.– GENERACIÓN DE DEYECCIONES GANADERAS Y RESIDUOS

Purín

10.965 m3/año

Nitrógeno total

45.900 kg/año

Nitrógeno Aplicable

20.945 kg/año

Fosforo (P2O6)

17.850 kg/año

Sistema de Gestión de las Deyecciones

Valorización agrícola

Capacidad mínima necesaria para acumular deyecciones ganaderas

2.741 m3

Capacidad de la instalación para acumular deyecciones ganaderas

4.097 m3

Características de las balsas

La balsa existente es de hormigón armado, de planta rectangular, de 21,60 x 16,45 m, con una profundidad media de 3,5 m, con paredes verticales y solera de hormigón armado impermeabilizado, lo que supone una capacidad de almacenamiento de 1.165 m3. La balsa proyectada también será de hormigón armado, de planta trapezoidal con la base inferior de 43 x 11 m y la base superior de 48 x 16 m y con una profundidad media de 5 metros, lo que representa un volumen de almacenamiento de 2.932 m3, siendo por tanto la capacidad total de 4.097 m3.

Superficie mínima necesaria para la valorización agrícola:

100 ha

Superficie acreditada para la valorización agrícola:

156,79 ha

Residuos zoosanitarios y envases de sustancias peligrosas

Serán retirados por gestor de residuos autorizado.

Cadáveres de animales:

Se estima un número de bajas de 176 animales por año que serán tratados por gestor autorizado SANDACH.

6.– EMISIONES A LA ATMÓSFERA

6.1. EMISIONES A LA ATMÓSFERA DERIVADAS DEL MANEJO DEL GANADO Y DE LAS DEYECCIONES

Metano (CH4)

46.288

kg anuales

Óxido nitroso (N2O-N)

222

kg anuales

Amoniaco(totales) (NH3-N)

24.733

kg anuales

Naves (NH3-N)

13.260

kg anuales

Almacenamiento exterior (NH3-N)

2.293

kg anuales

Volatilización abonado (NH3-N)

9.180

kg anuales

6.2. EMISIONES A LA ATMÓSFERA DERIVADA DE INSTALACIONES DE COMBUSTIÓN

--

6.3. EMISIONES DIFUSAS DE OTRAS INSTALACIONES

Evacuación de gases y respiraderos de los silos

6.4. HORNO INCINERADOR

No dispone de horno incinerador

6.5 EMISIONES DE RUIDO

Las derivadas del movimiento de maquinaria

7.– SITUACIÓN Y DISTANCIAS RESPECTO A ELEMENTOS SENSIBLES

Espacios Naturales Protegidos

No existe coincidencia geográfica del proyecto con la Red Natura 2000, ni se prevé la existencia de afecciones indirectas, ya sea individualmente o en combinación con otros, que pudieran causar perjuicio a la integridad de cualquier lugar incluido en aquélla. Tampoco existe coincidencia con montes de utilidad pública, zonas húmedas catalogadas ni espacio natural protegido, ni se prevé afección a especies con planificación de protección vigente, ni a especies incluidas en el Catálogo de Flora Protegida de Castilla y León, ni a ejemplares incluidos en el Catálogo de Especímenes Vegetales de singular relevancia de Castilla y León.

Vías Pecuarias

No existe colindancia con Vías Pecuarias

Distancia a otras explotaciones ganaderas de la misma especie:

> 1.000 m

Zonas Vulnerables (Decreto 40/2009, de 25 de junio / Decreto 5/2020, de 25 de junio)

Tanto la explotación porcina como la base tierra aportada se encuentran fuera de zonas clasificadas como vulnerables.

8.– INCIDENCIA AMBIENTAL DE LA ACTIVIDAD

Emisiones Atmósfera

Emisiones difusas procedentes de gases, olores y polvo de las naves, balsas de almacenamiento de purines y silos. Las naves disponen de ventilación natural.

Ruido

No se prevén molestias por los ruidos generados en la explotación.

Generación de aguas residuales

No hay Vertido a DPH. Las aguas pluviales se vienten de manera separada al terreno y las aguas sanitarias procedentes de oficinas y vestuarios son derivadas a la balsa de purines.

Generación de residuos y deyecciones

Residuos de envases de limpieza, residuos zoosanitarios (envases de medicamentos, punzantes y guantes) y asimilables a domésticos y de oficina. Las deyecciones en forma de purines tienes un destino agronómico.

ANEXO II

RESUMEN DE ALEGACIONES Y CONTESTACIÓN A LAS MISMAS

En la fase del procedimiento relativo al trámite de información pública, citado en punto Quinto de los antecedentes de hecho, se reciben alegaciones por parte por parte de varios particulares que versan sobre los siguientes aspectos

  • 1. Las actuaciones se ubicarán a menos de un kilómetro del casco urbano de Sahagún, incumpliendo lo dispuesto en la normativa sectorial y con las consiguientes consecuencias en cuanto a malos olores a dicha población, que ya se vienen soportando con la actual explotación ganadera y que se agudizarán con el notable incremento del volumen de almacenamiento de los purines, planteado en el proyecto de ampliación de la misma.
  • Respecto a los posibles incumplimientos del proyecto con la normativa urbanística, el Servicio Territorial de Medio Ambiente de León requirió al promotor del proyecto, para que modificase la ubicación de la nueva balsa de purines planteada en un principio, al ubicarse a menos de 1.000 metros del núcleo urbano de Sahagún.
  • Esta circunstancia, junto con informes técnicos municipales que ponían de manifiesto el exceso de edificabilidad en las parcelas, origina que el promotor presente un proyecto modificado, en el cual se reduce la edificabilidad, pasando a reducir de cuatro a dos las naves proyectadas, así como planteando una nueva ubicación de la balsa de purines, que guarde la distancia mínima establecida en la normativa sectorial respecto a núcleos urbanos, pasando asimismo la ampliación original (hasta 7.200 plazas) a la actual, esto es, hasta 5.100 plazas de cerdos de engorde.
  • Se indica que el proyecto modificado cuenta con acuerdo de la Comisión Territorial de Medio Ambiente y Urbanismo, de fecha 28 de enero de 2021, por el que se aprueba la autorización de uso excepcional en suelo rústico, sobre las actuaciones que se pretenden realizar. La autorización de uso excepcional se extiende a la totalidad de la explotación, tanto las instalaciones construidas como las referentes a la ampliación.
  • Por lo que se refiere a las molestias por olores que se pueden originar en las naves y las balsas, las mismas se verán minimizadas por la implantación de todas las MTDs aplicables a la actividad.
  • 2. Las actuaciones se ubicarán a menos de 100 metros de la carretera que une Sahagún con Grajal de Campos, que forma parte del Camino de Santiago que parte de Madrid, estando dentro del denominado Suelo Rústico de Protección Cultural.
  • 3. El proyecto de ampliación contempla una edificabilidad que excede a la permitida en las normas urbanísticas del Ayuntamiento de Sahagún.
  • Existe un informe del arquitecto del Ayuntamiento de Sahagún, de 23 de abril de 2017, en el que se afirma que la distancia de las edificaciones proyectadas a la carretera autonómica CL-613 de Palencia a Sahagún, es superior a 80 m, por lo que no es necesario solicitar autorización al organismo titular de la vía.
  • Por su parte, el mencionado acuerdo de la Comisión Territorial de Medio Ambiente y Urbanismo, de fecha 28 de enero de 2021 recoge el cumplimiento de los parámetros volumétricos especificados tanto en el Plan Especial de Protección del Conjunto Histórico y del Camino de Santiago como en las NUM, del proyecto modificado.

En la fase del procedimiento relativo al trámite de audiencia, citado en punto Décimo de los antecedentes de hecho, se reciben alegaciones por parte de un particular colindante, que se resumen y contestan a continuación:

  • La explotación existente posee una balsa de purines para 1.200 cabezas de ganado que según manifiesta el alegante: «se ha desbordado en varias ocasiones afectando gravemente tanto a nuestra finca como en el desbordamiento hacia el camino que circula lateral y en pendiente hacia el río Valderaduey, con el consiguiente perjuicio tanto para la explotación de la finca y otras a las que da servicio, como para la afección medioambiental, al poder afectar a los freáticos del río Valderaduey».
  • El régimen administrativo que aplica a la explotación porcina existente en el momento actual, es de competencia municipal, y en relación con lo manifestado, en el expediente no se dispone de información relativa a los hechos que describe el colindante ni, en su caso, de las posteriores actuaciones ejecutadas para resolver las afecciones causadas.
  • Por lo que respecta al potencial efecto del desbordamiento de la balsa sobre los niveles freáticos del cauce público, se indica que, en todo caso la competencia recaería sobre el organismo de cuenca correspondiente.
  • En cualquier caso en el régimen de autorización ambiental objeto de la presente orden se establecen medidas que evitarán posibles desbordamientos de la misma, según las condiciones de la Declaración de Impacto Ambiental. Así también se ha prescrito el desarrollo de piezómetros de control de las aguas subterráneas que permitirán la detección precoz de cualquier incidencia en ese medio.
  • «Dentro de la ampliación propuesta implica la construcción de otra balsa o depósito de purines que aumenta hasta 2.932 m3, para hasta abastecer a las 5.100 cabezas aumentando así hasta tres veces la capacidad de la existente, para unas cuatro veces la capacidad de producción actual y por tanto de residuos y afectando gravemente la balsa a nuestra finca, tanto por la distancia, distante entre 3 y 5 metros, según planos de proyecto, como aumentando así mismo del peligro de desbordamiento y filtraciones, explicadas en el punto anterior.
  • Lo cual a todas luces implica un agravamiento de los riesgos anteriores, amén de correr el riesgo de desprendimientos en la fase de construcción, y con posterioridad, dado la composición granular de la capa superior y arcillosa e impermeable la siguiente, la cual es muy propensa al encharcamiento y consiguiente retención de los purines y merma en la productividad de la misma».
  • La balsa existente, con una capacidad de almacenamiento, definida en la última documentación técnica obrante en el expediente, de 1.165 m3 es de hormigón armado, de planta rectangular y cuenta con solera de hormigón armado impermeabilizado; por su parte la nueva balsa proyectada de 2.932 m3, cuenta con las mismas características en cuanto a materiales de ejecución. También se dispondrá de un área de seguridad consistente en un zócalo de construcción a lo largo de todo el perímetro de la balsa de 30 cm de altura como medida adicional para evitar rebosamientos accidentales y que a su vez servirá para impedir la entrada de agua del exterior, producida por escorrentía del terreno.
  • Como indica la Declaración de Impacto Ambiental, el principal impacto ambiental del proyecto, que podría producirse por un mal funcionamiento de las instalaciones, sería un vertido accidental de purín en caso de rebosamiento de las balsas, si bien llevando a cabo un adecuado mantenimiento de las instalaciones y cumpliendo el plan de gestión de purines descrito en el estudio de impacto ambiental, será muy improbable que se pueda llegar a producir este vertido. Con lo que cumpliendo con las prescripciones de la Declaración de Impacto Ambiental se debería evitar cualquier funcionamiento anómalo. Por lo que respecta a la posibilidad de filtraciones, el control de las analíticas de las muestras de agua de los piezómetros permitirá detectar cualquier anomalía y, en su caso, actuar para su resolución.
  • Además el promotor deberá adaptarse a las mejores técnicas disponibles para minimizar las presumibles afecciones derivadas del almacenamiento temporal de las deyecciones ganaderas.
  • Por lo que se refiere a los riesgos asociados a la construcción de infraestructuras, este procedimiento administrativo no es competente para su evaluación.
  • «También encontramos una contradicción entre el proyecto y la declaración de impacto ambiental ya que supone que existe, según proyecto, una producción real de 15.480 m3 de purines anuales y la justificación de impacto ambiental solamente admite 10.965 m3, lo cual implica una contradicción manifiesta.
  • Así mismo el proyecto necesitaría por esa regla de tres una balsa de purines de 3.870 m3 y solamente ha dispuesto de una balsa de 2.932 m3. Es decir casi 1.000 m3 menos, lo que es lo mismo un tercio menor».
  • La modificación del proyecto a la que se hace referencia en el punto Octavo de los antecedentes de hecho, recoge el valor de producción anual de purín de la explotación que se refleja en la Declaración de Impacto Ambiental, concretamente 10.965 m3, y, atendiendo a la misma Declaración, la capacidad útil de las balsas para el almacenamiento de purines deberá ser suficiente para su retención durante los períodos o épocas en que no sea posible o no esté permitida su aplicación al terreno y, en todo caso, para un período no inferior a tres meses.
  • Según lo anterior, la capacidad mínima de almacenamiento de purines de las balsas debería ser de, al menos 2.741, 25 m3, habiendo definido el promotor en el proyecto la disponibilidad de acumulación de 4.097 m3 de deyecciones ganaderas, entre la balsa existente y la de nueva construcción, acreditándose volumen suficiente.
  • «Por otro lado, tanto en proyecto como en la declaración de impacto ambiental aseguran que no existe ningún riesgo para las capas subterráneas que puedan afectar al freático, para lo cual no se aporta el más mínimo estudio de la composición de dichas capas, y sin embargo ya hemos dado razones suficientes del riesgo que existe. Aparte de admitir que la explotación se nutre de agua subterránea actualmente y se pretende ampliar con otro pozo, lo que indica que existe posibilidad de contaminación subálvea».
  • No se ha encontrado en la Resolución de 6 de julio de 2021, de la Delegación Territorial de León, se hace pública la declaración de impacto ambiental del proyecto de ampliación de una granja porcina de cebo, de 1.152 hasta 5.100 plazas, promovido por «Sociedad Europea de Nutrición Animal, S.L.», en el término municipal de Sahagún (León), ninguna referencia que coincida con lo manifestado en esta alegación, en lo que se refiere a asegurar que no existe ningún riesgo para las capas subterráneas que puedan afectar al freático, no obstante, en la autorización ambiental , al objeto de controlar el estado de la calidad de las aguas subterráneas, se establece la obligación de instalar al menos dos piezómetros, uno aguas arriba de las balsas y otro aguas abajo, teniendo en cuenta la piezometría del terreno, de los que se tomarán muestras y analizarán por una entidad acreditada al menos el contenido de amonio, nitratos, nitritos, fosfatos y cobre, así como de contar con un Plan de control y seguimiento de dichas aguas subterráneas.
  • Con respecto a la afirmación relativa a que existe posibilidad de contaminación subálvea, vinculada a la ampliación de la captación de agua mediante un nuevo pozo, cabe indicar que la concesión de aguas subterráneas, en este caso con destino a uso ganadero, es competencia exclusiva de la Confederación hidrográfica del Duero, que fija el régimen de explotación conjunta de las aguas superficiales y de los acuíferos subterráneos y que, con carácter temporal, también puede condicionar o limitar el uso del dominio público hidráulico para garantizar su explotación racional, siendo este organismo de cuenca el que valora las posibles afecciones mediante los permisos que otorga o deniega.
  • «De las parcelas que ha manifestado disponer, no hemos visto ni parcelas ni términos afectados, ni si esas parcelas se pueden encontrar disponibles durante todo el año, para poder verter en ellas el purín durante todo el periodo anual, ya sea por los ciclos de cultivo o por otras causas como ser más sensibles a la contaminación ambiental, cercanía a núcleos de población, etc. y de las capas subálveas, que puedan afectar al freático.»
  • Consta en el expediente el contrato de cesión de superficie agraria útil en los que el cedente declara que las parcelas no han sido cedidas a ninguna otra explotación para la valorización de las deyecciones.
  • Los planes de gestión de excretas son planes de abonado de tierras, que es algo que no precisa permiso alguno para su desarrollo. El purín es una sustancia que la normativa vigente permite utilizar como abono para las tierras en el marco del Reglamento (CE) n.º 1069/2009 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 21 de octubre de 2009, por el que se establecen las normas sanitarias aplicables a los subproductos animales y los productos derivados no destinados al consumo humano y por el que se deroga el Reglamento (CE) n.º 1774/2002 (Reglamento sobre subproductos animales).
  • El hecho de que se exija un plan de gestión en la documentación vinculada a la tramitación de las autorizaciones ambientales, es únicamente para que el promotor acredite que dispone de suficiente base tierra para realizar la aplicación agronómica de los purines, sin riesgo de contaminar por aplicación inadecuada de purines a las tierras lo cual se controla desde el órgano competente en agricultura y se vincula a la percepción de ayudas de la actividad agrícola.
  • En todo caso la aplicación de los purines no puede ser contraria a las posibles Ordenanzas municipales en vigor, y así se expresa en la presente autorización.
  • «…, nos oponemos a la aprobación del proyecto, por su inviabilidad manifestada en las presentes alegaciones, dadas las afecciones a terceros y a la flora la fauna y la naturaleza en general por la posible contaminación de las aguas subterráneas.»
  • Una vez realizado el análisis técnico del expediente se ha emitido la Declaración de Impacto Ambiental, que ha informado favorablemente, a los solos efectos ambientales, el desarrollo del proyecto referenciado siempre y cuando se cumplan las condiciones que se establecen en la misma.
  • Asimismo, al objeto de garantizar en mayor grado la protección del medio ambiente, la presente autorización incorpora además de las medidas preventivas y correctoras de la declaración de impacto ambiental, otras condiciones adicionales a aplicar en las diferentes fases del proyecto (diseño, ejecución y fase de construcción de la instalación, inicio de la actividad, explotación, situaciones de funcionamiento anormales y cese temporal de la actividad y cierre de la instalación).

ANEXO III

CONDICIONADO AMBIENTAL

A los efectos ambientales, se autoriza el proyecto con las condiciones que figuran en la documentación técnica y en el estudio de impacto ambiental presentado, y específicamente las siguientes:

1.– MEDIDAS RELATIVAS AL DISEÑO, EJECUCIÓN Y FASE DE CONSTRUCCIÓN DE LA INSTALACIÓN.

Adaptación a las Mejores Técnicas Disponibles: El promotor deberá aplicar las mejores técnicas disponibles establecidas a través de las guías oficiales existentes para este tipo de instalaciones, tanto en el diseño del proyecto como durante la fase de funcionamiento de la actividad, teniendo en cuenta las características, dimensiones y complejidad de la explotación.

Distancias preceptivas: La ampliación proyectada deberá guardar las distancias preceptivas con respecto a núcleos urbanos, vías de comunicación, límites de parcela, recursos hídricos, granjas, industrias e instalaciones diversas y otros elementos sensibles, establecidas en la normativa sectorial, urbanística o de cualquier otro tipo que sea de aplicación, tanto por lo que se refiere a su ubicación como para la aplicación controlada de los purines que se generen en la explotación.

Dada la naturaleza del proyecto, la ampliación proyectada cumplirá, en cuanto a distancias a núcleos de población y a otras explotaciones porcinas, mataderos, industrias cárnicas, vías públicas y establecimientos de transformación o eliminación de cadáveres, las distancias mínimas establecidas en el Anexo V del Real Decreto 306/2020, de 11 de febrero, por el que se establecen normas básicas de ordenación de las granjas porcinas intensivas, y se modifica la normativa básica de ordenación de las explotaciones de ganado porcino extensivo.

Residuos de construcción y demolición: La gestión de los residuos de construcción y demolición generados en la ejecución de las obras debe realizarse conforme lo establecido tanto en la Ley 22/2011, de 28 de julio, de Residuos y Suelos Contaminados, como en el Real Decreto 105/2008, de 1 de febrero, por el que se regula la producción y gestión de los residuos de construcción y demolición. En este sentido, se prestará especial atención a lo dispuesto en los artículos 17 y 18 de la citada Ley 22/2011, de 28 de julio, y en los artículos 4, 5 y 11 del Real Decreto 105/2008, de 1 de febrero.

Almacenamiento de residuos: Se habilitará una zona específica bajo cubierta para el almacenamiento en contenedores homologados de los residuos zoosanitarios infecciosos, químicos, aceites usados, así como para cualquier otro residuo peligroso.

Prevención de la contaminación: Tanto para la ejecución de los canales de drenaje y colectores, como para las conducciones y arquetas, deberán adoptarse soluciones constructivas que garanticen su estanqueidad, impermeabilidad y resistencia a lo largo del tiempo, a fin de evitar escorrentías y filtraciones al terreno. La impermeabilidad de los elementos construidos en obra de fábrica o de hormigón deberá reforzarse mediante aditivos que aseguren su eficaz hidrofugado u otras soluciones idóneas.

Deberán realizarse operaciones periódicas de revisión y mantenimiento en todas las instalaciones de recogida y gestión de deyecciones ganaderas, de modo que se garanticen sus condiciones de seguridad, estanqueidad y capacidad de almacenamiento.

Se vigilará la correcta carga de las deyecciones ganaderas en los remolques, camiones o cubas, según corresponda, impidiendo que se produzcan pérdidas durante la carga y transporte desde la explotación hasta las parcelas de destino mediante cualquier solución que garantice la consecución de tal fin.

Integración paisajística: Con la finalidad de conseguir una correcta integración de las instalaciones en el entorno rústico en que se ubican, en el diseño de las mismas se cumplirá con lo establecido en la normativa urbanística vigente en cuanto a los colores de paramentos verticales y cubiertas que deben tener las edificaciones. Además, se deberán cumplir otros condicionantes estéticos relativos a formas y proporciones, pendientes de cubierta, máxima altura edificable, materiales a emplear, máxima ocupación de parcela, separación a linderos, etc. que, en su caso, contemple la referida normativa urbanística.

Las construcciones se adecuarán a la pendiente natural del terreno, de modo que esta se altere en el menor grado posible y se propicie su adaptación a la topografía natural.

Protección del suelo fértil: Los movimientos de tierras se harán de forma selectiva, reservando y tratando adecuadamente la tierra vegetal para su aprovechamiento en la adecuación posterior de los terrenos alterados. El decapado de tierras afectará a la superficie mínima imprescindible para la ejecución del proyecto, con el fin de que se vea afectado el menor volumen posible de tierra vegetal.

Protección del patrimonio cultural y arqueológico. El proyecto evaluado deberá adaptarse a las condiciones establecidas en el Plan Especial de Protección del Conjunto Histórico y del Camino de Santiago en el municipio de Sahagún, dado que una gran parte de las parcelas afectadas se encuentran dentro de la delimitación del Camino de Santiago, de conformidad con lo previsto en los artículos 30.2 y 44.2 de la Ley 12/2002, de 11 de julio, de Patrimonio Cultural de Castilla y León.

Afección a la red hidrológica: De acuerdo con la documentación aportada, la explotación ganadera no realizará ningún vertido a cauce público. En caso de que se contemplara, el promotor deberá obtener previamente la correspondiente autorización de vertido, conforme a lo dispuesto en los artículos 245 y siguientes del Reglamento de Dominio Público Hidráulico.

Los efluentes residuales procedentes de aseos y vestuarios de la explotación se podrán gestionar conjuntamente con las deyecciones ganaderas.

Queda prohibido efectuar vertidos directos o indirectos de excretas susceptibles de contaminar las aguas o acumular residuos que constituyan o puedan constituir un peligro de contaminación de las aguas o de degradación de su entorno. Asimismo, no se podrán efectuar acciones sobre el medio físico o biológico afecto al agua que constituyan o puedan constituir una degradación del mismo.

Las obras, trabajos o actuaciones que puedan afectar al Dominio Público Hidráulico requerirán autorización de la Confederación Hidrográfica del Duero.

Durante la ejecución de las obras no podrán ocuparse las franjas de vegetación de ribera, ni los cauces de los cursos de agua próximos. Con carácter general, se informa desfavorablemente la intercepción de cauces públicos o la modificación de los mismos en cualquiera de sus dimensiones espaciales.

El sistema de evacuación de las aguas pluviales será canalizado al terreno, de forma que no produzcan encharcamientos ni se modifiquen las condiciones de escorrentía superficial, evitando a su vez el contacto con elementos contaminantes (purines, piensos, desperdicios, etc.).

Infraestructura del agua: La instalación contará con sistemas de aplicación de agua a presión para la limpieza de naves. Asimismo, deberá establecerse un sistema de vigilancia general y de los bebederos para evitar pérdidas de agua, para controlar los consumos de agua y corregir las pérdidas o fugas que pudieran producirse.

Contaminación lumínica: De acuerdo con la Ley 15/2010, de 10 de diciembre, de Prevención de la Contaminación Lumínica y del Fomento del Ahorro y Eficiencia Energéticos Derivados de Instalaciones de Iluminación la instalación y los elementos de iluminación se han de diseñar e instalar de manera que se prevenga la contaminación lumínica y se favorezca el ahorro, el uso adecuado y el aprovechamiento de la energía, y han de contar con los componentes necesarios para este fin.

Contaminación acústica: El nivel sonoro no superará los límites establecidos por la Ley 5/2009, de 4 de junio, del Ruido de Castilla y León por causas derivadas del funcionamiento, instalación o desmantelamiento de la instalación.

Protección de la fauna silvestre. En la desratización de las instalaciones, con el fin de evitar intoxicaciones sobre la fauna silvestre, se deberán utilizar aquellos métodos y productos que supongan una menor afección para aquélla, buscando –con el principio activo y el método de aplicación– la mayor especificidad posible sobre la especie diana. En tal sentido, la aplicación del producto se realizará en porta-cebos herméticos rígidos, de modo que no tengan acceso otros animales, o en la entrada de las huras posteriormente tapadas.

Inicio de obras: El promotor de la instalación ganadera deberá comunicar al Servicio Territorial de Medio Ambiente de León el comienzo de la ejecución del proyecto y el final de las obras, y de comienzo de la fase de explotación.

2.– MEDIDAS PARA EL CONTROL INICIAL DE LA ACTIVIDAD.

De conformidad con lo recogido en los artículos 38 y 39 del texto refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León, el titular de la instalación comunicará el inicio o puesta en marcha de la actividad mediante la presentación de una declaración responsable según lo establecido en la normativa sobre procedimiento administrativo común, indicando la fecha de puesta en marcha de la actividad y el cumplimiento de las condiciones fijadas en la autorización ambiental, así como que dispone de la documentación que se relaciona en el apartado 2 del citado artículo 39, la cual deberá estar a disposición de los inspectores durante la visita de inspección inicial de la actividad que se desarrollará en el plazo de un año desde la comunicación de inicio.

El titular de la actividad o instalación, antes de presentar la declaración responsable a la que se refiere el párrafo anterior, deberá disponer de la siguiente documentación:

  • a) Certificado del técnico director de la ejecución del proyecto sobre adecuación de la actividad y de las instalaciones al proyecto objeto de la autorización ambiental.
  • b) Certificación emitida por un organismo de control ambiental acreditado relativa al cumplimiento de los requisitos exigibles, siempre que sea técnicamente posible. En el caso de que dicha certificación, por razones técnicamente fundadas, no pueda ser emitida para la totalidad de las instalaciones con anterioridad al inicio o puesta en marcha de la actividad o instalación, el titular deberá obtenerla en el plazo menor posible considerando los condicionantes técnicos.
  • c) Documentación acreditativa de la gestión realizada con los residuos producidos durante la ejecución de las obras y justificante de entrega de dichos residuos a gestor autorizado.
  • d) Informe base del Plan de Control y Seguimiento de Aguas Subterráneas, según las determinaciones descritas en el epígrafe correspondiente del apartado 6. Control, seguimiento y vigilancia, del condicionado ambiental de la presente autorización.
  • e) Acreditación de la autorización de concesión de aguas subterráneas emitida por la Confederación Hidrográfica del Duero, para los caudales y volúmenes necesarios.
  • f) Acreditación de las demás determinaciones administrativas contenidas en la autorización ambiental.

3.– FASE DE EXPLOTACIÓN.

A. ADAPTACIÓN A LAS MTD.

En el Anexo IV se hace un resumen de las MTDs que le son de aplicación a la instalación, tanto las de carácter general como las específicas para la cría intensiva de cerdos, que han sido implementadas y para las cuales la empresa acredita su cumplimiento.

Como parte fundamental del funcionamiento de la instalación y de la adaptación a las MTD, la instalación contará antes de su entrada en funcionamiento con un Sistema de Gestión Medioambiental (SGA), que cumpla y se adapte a la MTD1 de la DECISIÓN DE EJECUCIÓN (UE) 2017/302 DE LA COMISIÓN, de 15 de febrero de 2017, por la que se establecen las conclusiones sobre las mejores técnicas disponibles (MTD) en el marco de la Directiva 2010/75/UE del Parlamento Europeo y del Consejo respecto a la cría intensiva de aves de corral o de cerdos.

B. ATMÓSFERA.

La presente autorización se concede con los límites y condiciones técnicas que se establecen a continuación. Cualquier modificación de lo establecido en estos límites y características de las emisiones a la atmósfera, deberá ser autorizada previamente.

B.1. EMISIONES A LA ATMÓSFERA.

B.1.1. FOCOS.

La presente autorización tiene el alcance siguiente:

Emisiones difusas.

En las instalaciones también se generan emisiones difusas, difícilmente cuantificables, de olores y partículas propias de las actividades de almacenamiento y tratamiento de las deyecciones.

LISTADO DE FOCOS DE EMISIÓN DIFUSA

Id Foco

Descripción

Proceso asociado

Contaminantes emitidos

Régimen de funcionamiento h/día

Medidas de minimización

D-1

Naves

Fermentación Entérica, volatilización

Partículas sólidas, amoniaco y malos olores

24 h/día los 365 días al año

• Alimentación ad libitum. • El alimento será a base de pienso granulado en seco. • Sistema neumático y totalmente estanco de carga y distribución de pienso. • Evacuación frecuente del purín a las balsas exteriores. • Evitar la corriente de aire ascendente a través de las fosas de purín. • Una alimentación a base de productos que reduzcan la producción de gases, mediante piensos bajos en proteínas y fósforo.

D-2

Almacenamiento de estiércoles

Volatilización

Partículas sólidas, amoniaco y malos olores

24 h/día los 365 días al año

• Las construcciones se diseñan de forma que su eje longitudinal es contrario a la dirección de los vientos dominantes. • Se reduce la agitación de purín en la balsa, favoreciendo la formación de costra natural • Balsas impermeables. Revisión periódica de su estado.

D-3

Aplicación sobre el terreno

Volatilización

Partículas sólidas, amoniaco y malos olores

• Sistema de aplicación de bandas e incorporación del purín al terreno lo antes posible. • Respetar distancias a elementos sensibles. • Evitar aplicación en condiciones adversas (climatología, saturación del suelo,…). • Sincronizar la aplicación al campo del estiércol en función de la demanda de nutrientes de los cultivos. • evitará el tránsito por el interior de núcleos de población y el transporte será hermético. • Estimación de la reducción de emisiones. • Periódicamente se comprobará que la maquinaria utilizada para la aplicación del purín se encuentra en buen estado, así como la precisión del sistema de dosificación. • Tras el abonado, se inspeccionarán visualmente las parcelas para verificar que no se producen escorrentías de purín.

D-4

Emisiones de los silos

Volatilización

Partículas sólidas

No sistemático

Se adoptarán las medidas adecuadas para evitar la emisión de polvo durante el llenado de los silos

B.1.2. VALORES LÍMITE DE EMISIÓN (VLE).

VALORES LÍMITE DE EMISIÓN

Id Foco (1)

Cod. CAPCA

Parámetro (Sustancia)

Valores límite de emisión

Criterio de fijación

Cantidad

Unidad

D1 (Naves)

B 10 05 03 01 (Cerdos)

Amoniaco

13.260

Kg/año

Decisión conclusiones MTD

(1) Código numérico asignado al foco de emisión.

Cualquier modificación relacionada con los límites y características de las emisiones atmosféricas que impliquen un cambio en su caracterización, nuevos focos de emisiones y/o cambios significativos en las emisiones habituales generadas por los mismos que pueda alterar lo establecido en las presentes condiciones, se tramitará según lo recogido en el artículo 10 del texto refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación, en relación con el artículo 14 del Reglamento de emisiones industriales.

B.1.3. FRECUENCIA DE LOS CONTROLES.

Los controles de las emisiones difusas de amoniaco del Foco D-1, se realizarán mediante:

La implantación de un sistema de supervisión de acuerdo a la MTD 25, una vez al año o cada vez que se produzcan cambios significativos en, al menos, uno de los parámetros siguientes: a) el tipo de ganado criado en la explotación; b) el sistema de alojamiento:

  • Estimación utilizando un balance de masas basado en la excreción y del nitrógeno total.
  • Estimación utilizando factores de emisión.

B.1.4. MEDIDAS DE REDUCCIÓN DE EMISIONES DE AMONIACO EN LAS NAVES.

La instalación para la reducción de las emisiones de amoniaco a la atmósfera, implementará una o una combinación de las técnicas indicadas en la MTD 30 de la Decisión de Ejecución (UE) 2017/302 de la Comisión de 15 de febrero de 2017 por la que se establecen las conclusiones sobre las mejores técnicas disponibles (MTD) en el marco de la Directiva 2010/75/UE del Parlamento Europeo y del Consejo respecto a la cría intensiva de aves de corral o de cerdos.

B.1.5. PRODUCCIÓN DE OLORES Y MOLESTIAS.

Con el fin de atenuar la producción de olores molestos y reducir su dispersión, se utilizarán las mejores técnicas disponibles que sean de aplicación y la puesta en práctica de otras medidas que incluya al efecto el citado Código de Buenas Prácticas Agrarias de Castilla y León. Los estiércoles se gestionarán de forma que no se conviertan en foco de proliferación de insectos o roedores.

El transporte de purines y estiércoles se efectuará preferentemente por el exterior de los núcleos urbanos, salvo que se utilice un sistema de transporte suficientemente estanco e inodoro. En cuanto a su aplicación al terreno, se respetarán los fines de semana, los días festivos y las distancias prudenciales a zonas sensibles y lugares habitados que se especifiquen en la normativa al efecto, incorporándose al suelo no más tarde de 12 horas después de su esparcido por el terreno, excepto en aquellos casos que la naturaleza del mismo lo impida. En cuanto a estos extremos, se tendrá en cuenta, en su caso, lo establecido al respecto en las ordenanzas municipales de aplicación.

En el supuesto de que el promotor utilice los servicios de una empresa externa para la gestión de los purines, suscribirá un contrato, preferiblemente utilizando el modelo normalizado disponible en la Web de la Junta de Castilla y León, que permita asegurar que la aplicación de las deyecciones se realiza bajo los condicionantes legales, las mejores tecnologías disponibles y las buenas prácticas agrarias.

B.1.6. NIVELES DE RUIDO.

Durante el funcionamiento de la actividad no se sobrepasaran los niveles ruido en el ambiente exterior que determina la normativa de ruido de Castilla y León:

ÁREA RECEPTORA EXTERIOR

Índice acústico

DÍA 8 h-22 h

NOCHE 22 h–8 h

Equiparable a Tipo 4. Área ruidosa

LAeq 5 s dB(A)*

65

55

(*) Cuando en el proceso de medición de un ruido se detecte la presencia de componentes tonales emergentes, componentes de baja frecuencia o ruido de carácter impulsivo se aplicará el LKeq,T.

Donde:

  • El índice de ruido LKeq,T es el nivel de presión sonora continuo equivalente ponderado A, (LAeq,T), corregido por la presencia de componentes tonales emergentes, componentes de baja frecuencia y ruido de carácter impulsivo, de conformidad con la expresión siguiente:

   LKeq, T = LAeq,T+ K t + k f + Ki   

Donde:

  • K t es el parámetro de corrección asociado al índice LKeq,T, para evaluar la molestia o los efectos nocivos por la presencia de componentes tonales emergentes, calculado por aplicación de la metodología descrita en el Anexo V.1;
  • k f es el parámetro de corrección asociado al índice LKeq,T, para evaluar la molestia o los efectos nocivos por la presencia de componentes de baja frecuencia, calculado por aplicación de la metodología descrita en el Anexo V.1;
  • Ki es el parámetro de corrección asociado al índice LKeq, T para evaluar la molestia o los efectos nocivos por la presencia de ruido de carácter impulsivo, calculado por aplicación de la metodología descrita en el Anexo V.1;
  • T= 5 segundos.

C. PRODUCCIÓN DE PURINES/ESTIÉRCOLES.

  • a) Producción de purines/estiércoles: La cantidad estimada de purines/estiércoles producida en la instalación, de acuerdo con los índices incluidos en el Real Decreto 306/2020, de 11 de febrero, por el que se establecen normas básicas de ordenación de las explotaciones porcinas, es de 10.965 m3 anuales, equivalentes a 20.945 kg de nitrógeno aplicable.
  • b) Almacenamiento de purines/estiércoles: La capacidad útil de almacenamiento de purines en el exterior a las naves y ubicada en la propia granja será de 4.097 m3 de capacidad efectiva descontando los márgenes de seguridad, lo que permite el almacenamiento de purines producidos en aproximadamente 4,5 meses de máxima producción.
  • En ningún caso podrán almacenarse estiércoles fuera de las instalaciones previstas para este fin ni computar a efectos del volumen antes indicado la capacidad de los emparrillados del interior de las naves. El llenado de las balsas será tal, que salvo circunstancias excepcionales no alcance más del 90% de su capacidad a fin de dejar un margen de seguridad.
  • Las balsas de purines carecerán de salidas o desagües a cotas inferiores a la de su máximo nivel. Deberán estar bordeadas por un murete de hormigón de 20-30 cm de altura, sobre el cual se dispondrá una valla metálica perimetral, de un metro de altura, para impedir el acceso incontrolado de personas y animales y contará con un dispositivo adecuado que permita la salida en caso de caída accidental.
  • Los accesos desde el exterior de las instalaciones a las balsas de purines se diseñarán de forma que se eviten los derrames y puedan cargarse las excretas de forma eficaz.
  • c) Características de las instalaciones de almacenamiento de purines/estiércoles: Las instalaciones se mantendrán buen estado de conservación, evitando o corrigiendo cualquier alteración que puedan reducir sus condiciones de seguridad, estanqueidad o capacidad de almacenamiento, reduciendo al mínimo el peligro de contaminación de los acuíferos superficiales o subterráneos.
  • En el SGA de la instalación se incluirá un procedimiento de control periódico de la estanqueidad de las balsas o de los depósitos y de sus dispositivos de seguridad.
  • De acuerdo con el sistema de gestión ambiental y la MTD 18 implementada, las balsas serán revisadas después de cada vaciado, comprobando el estado estructural de la misma. Esta revisión se realizará como mínimo una vez al año y se anotará en el correspondiente libro de registro. En caso de detectar alguna fisura u otro tipo de daño que pueda provocar una salida incontrolada de purines, se procederá a su inmediata reparación.
  • Además de las prescripciones anteriores, se deberán llevar a cabo las actuaciones que acrediten el cumplimiento de las MTD 16, 17 y 18.
  • MTD 16 y 17: La instalación cubre el depósito del purín con costra natural, disminuye el nivel de llenado y reduce la agitación del purín al mínimo.
  • MTD 18: Almacenar los purines en balsas con una base y paredes impermeables, comprobar su integridad estructural al menos una vez al año y construir instalaciones y equipos para la recogida y transferencia de purines a prueba de fugas.

D. GESTIÓN DE LAS DEYECCIONES GANADERAS.

  • a) Gestión de purines/estiércoles: El purín producido en la explotación se utilizará como abono orgánico-mineral mediante la aplicación en la superficie propuesta en la documentación, según contratos aportados. Cualquier variación de dicha gestión deberá ser comunicada para que el organismo competente preste su conformidad.
  • En el caso de que el purín se transporte a plantas de tratamiento, se informará al Servicio Territorial de Medio Ambiente de León y se anotará en el correspondiente libro de registro.
  • El titular de la explotación, para la gestión correcta de los purines, deberá tener en cuenta lo establecido en el Real Decreto 261/1996, de 16 de febrero, sobre la protección de las aguas contra la contaminación producida por los nitratos procedentes de fuentes agrarias, las medidas incluidas en el Código de Buenas Prácticas Agrarias, aprobado por Decreto 5/2020, de 25 de junio, las prescripciones contenidas en el Decreto 4/2018, de 22 de febrero, por el que se determinan las condiciones ambientales mínimas para las actividades o instalaciones ganaderas de Castilla y León, las Ordenanzas Municipales que resulten de aplicación, las características particulares de los terrenos y las necesidades de los cultivos.
  • Se preverá la aplicación del purín en las dosis y épocas más apropiadas para conseguir un grado óptimo de asimilación por las plantas, reduciendo al mínimo las pérdidas por escorrentía o infiltración de nutrientes y el riesgo de contaminación del entorno.
  • No se efectuarán aplicaciones cuando el suelo esté helado, nevado o encharcado.
  • No se realizará aplicación de purines en parcelas de alta permeabilidad, ya que su abonado supondría un elevado riesgo de contaminación de las aguas subterráneas.
  • El promotor se responsabilizará de la adecuada gestión de los purines producidos en su explotación y de la utilización de los medios necesarios para su adecuada distribución e incorporación al terreno.
  • Sin perjuicio de que la administración competente en materia agraria establezca elementos de control distintos.
  • b) Protección de la vegetación: Con carácter general no se efectuará la aplicación de residuos ganaderos en zonas forestales o arbustivas no cultivadas, salvo que se disponga de autorización expresa del Servicio Territorial de Medio Ambiente de León.
  • c) Protección de las aguas superficiales y subterráneas: En ningún caso se realizarán vertidos directos de efluentes sin tratar a las aguas superficiales, ni a los terrenos próximos a ellas, colindantes o no, así como cualquier actuación que implique la afección a los cauces, a la vegetación y a la fauna asociada o a la calidad de las aguas. Deberá cumplirse lo establecido al efecto en el Real Decreto 849/1986, de 11 de abril, por el que se aprueba el Reglamento del Dominio Público Hidráulico.
  • En la aplicación de las deyecciones ganaderas a los terrenos agrícolas, se respetarán las distancias establecidas en el Reglamento de Dominio Público Hidráulico, así como en el resto de normativa sectorial y ambiental establecida al efecto. El organismo de cuenca considera razonable establecer, como distancia mínima a respetar, 10 m a cursos de agua y 50 m a fuentes o pozos de agua para abastecimiento.
  • El almacenamiento de residuos ganaderos deberá realizarse en una zona debidamente adecuada, que se ubicará a una distancia mínima de 100 metros de cauces, lagos, lagunas, embalses, humedales, ampliándose a 200 m en el caso de pozos, manantiales y embalses de agua para abastecimiento público, así como zonas de baño tradicionales o consolidadas.
  • Para evitar las emisiones al suelo y las aguas subterráneas, en la instalación se aplica la MTD 18 y MTD 20. Las balsas de purines cuentan con una base y paredes impermeables, así como todos los elementos y tuberías de conducción de los mismos.
  • d) Protección de la atmósfera, adaptación a las MTD: Todas las instalaciones, además de las prescripciones hasta ahora detalladas, deberán cumplir también las que acrediten el cumplimiento de la MTD 21 para reducir o evitar emisiones a la atmósfera de amoniaco.
  • Para la aplicación de los purines se utilizará una cuba que dispone de un tren trasero desplegable en bandas, que comunican por una tubería con un distribuidor general que conecta con la cuba. Se prevé la implantación de un esparcidor con tubos colgantes.
  • e) Base territorial: Deberá permanecer ligada de forma continua con la explotación o actividad ganadera la superficie agrícola útil necesaria para cumplir lo establecido en el Real Decreto 261/1996, de 16 de febrero, y demás legislación aplicable y que permita llevar a cabo en todo momento una correcta gestión de los purines. En consecuencia, para la distribución y aplicación del purín producido anualmente en la totalidad de la explotación, se estima que es necesaria una superficie agraria mínima en zona no vulnerable de 100 hectáreas, siendo admisible la utilización de la superficie disponible acreditada de 156,79 hectáreas, y se considera acreditada su disponibilidad, mediante la presentación de los contratos aportados.
  • El promotor acreditará en cualquier momento que dispone de suficiente superficie agrícola para la aplicación controlada de los purines y que dicha superficie no podrá ser utilizada para el mismo fin por otras granjas. Cualquier cambio en la superficie acreditada deberá ser comunicado al Servicio Territorial de Medio Ambiente de León.
  • Si la empresa optara por ceder los purines a un gestor cuya finalidad sea la aplicación sobre el terreno de los purines como abono, dicha cesión deberá efectuarse mediante contrato normalizado.
  • f) Modificación del Plan de Gestión: Si se planteara un nuevo sistema de gestión de los residuos ganaderos o si se produjese alguna variación relativa a la utilización para el abonado de la superficie agrícola ligada a la granja por modificación de las superficies disponibles, de las características de las parcelas o del sistema de explotación, o del sistema de cesión de los residuos ganaderos, el promotor deberá comunicarlo al Servicio Territorial de Medio Ambiente de León.
  • g) Dosis máximas de estiércoles y/o purines: Las dosis máximas a aplicar de nitrógeno por hectárea y año está limitadas a una cantidad de purines que no supere el valor de 110 m3 de purín por hectárea y año, equivalente a 210 kilos de nitrógeno para zonas no vulnerables. No obstante lo anterior, la dosis a aplicar será siempre la estrictamente necesaria de acuerdo con todos los cálculos y análisis de suelos previos para el cultivo especifico que se pretende abonar.
  • La utilización de purín como fertilizante se realizará mediante medios que garanticen un reparto uniforme y homogéneo sobre toda la superficie apta de las parcelas, respetando, en todo momento, las limitaciones señaladas al respecto en el Real Decreto 306/2020, de 11 de febrero, sin perjuicio del cumplimiento de otras condiciones o limitaciones que, al respecto, puedan establecerse en futuras normativas de aplicación.
  • h) Reducción de estiércoles y purines: Para aminorar la producción de purines y lixiviados, se controlarán los consumos de agua, se corregirán las pérdidas o fugas, se efectuará la limpieza con sistemas de alta presión. Las áreas cubiertas no podrán verter sus aguas a parques de estancia del ganado, por lo que dispondrán en caso necesario de canalones para su derivación; y las fosas de purines y lixiviados estarán protegidos de la entrada de aguas de escorrentía procedentes de los terrenos circundantes.
  • En el SGA de la instalación se establecerá un procedimiento de control del uso eficiente del agua en cumplimiento de la MTD 5, que permita mantener un registro de los consumos, la detección y reparación precoz de fugas, contador, registro de consumo, así como el uso de un sistema de limpieza de alta presión para los alojamientos de animales.
  • Para la reducción del nitrógeno total y del fósforo total excretados, satisfaciendo al mismo tiempo las necesidades nutricionales de los animales, se aplica la MTD 3 y MTD 4, consistentes en realizar una alimentación multifases, con una formulación del pienso adaptada a las necesidades específicas del período productivo y uso de aditivos.

E. GESTIÓN Y PRODUCCIÓN DE RESIDUOS.

  • a) Jerarquía en la gestión de los residuos: Se dará prioridad a la prevención en la generación de residuos, así como a la preparación para su reutilización y reciclado. En caso de generación de residuos cuya reutilización o reciclado no sea posible, éstos se destinarán a valorización siempre que sea posible, evitando su eliminación.
  • b) Residuos domésticos: Los residuos domésticos generados se gestionarán independientemente de los residuos generados por la propia actividad. El resto de residuos no peligrosos serán gestionados adecuadamente de acuerdo a su naturaleza y composición y a los principios de jerarquía establecidos en la legislación vigente en materia de residuos.
  • c) Residuos peligrosos: Los residuos zoosanitarios infecciosos, químicos y otros residuos peligrosos, deberán ser almacenados, debidamente separados si es necesario, en contenedores homologados, en una estancia cubierta y sobre suelo pavimentado y serán entregados a gestor autorizado. El tiempo máximo de almacenamiento será de seis meses, contados a partir del momento de llenado del contenedor. El promotor deberá contar con el correspondiente contrato de tratamiento de residuos de forma previa al inicio de la actividad.
  • La explotación se dará de alta en el registro de producción y gestión de residuos y mantendrá actualizado un registro de las operaciones de gestión de residuos zoosanitarios, donde se anoten cantidades producidas, tiempo de almacenamiento y gestión final de dichos residuos, que estará a disposición de las administraciones competentes para su comprobación y control.
  • d) Otros residuos: Para cualquier otro tipo de residuo generado en la granja, el promotor deberá concertar con gestores autorizados un sistema de recogida selectiva y retirada de los mismos, cuando así esté regulado. Los residuos generados durante la fase de construcción deberán también ser gestionados conforme a lo exigido en la normativa vigente.

F. CONTROL DE LAS AGUAS SUBTERRÁNEAS.

Se instalarán al menos dos piezómetros, uno aguas arriba de las balsas y otro aguas abajo, teniendo en cuenta la piezometría del terreno. Se tomarán muestras y analizarán por una entidad acreditada el contenido de amonio, nitratos, nitritos, fosfatos y cobre.

El primer análisis se realizará en el plazo de un año desde la puesta en marcha de la actividad por una entidad acreditada.

También, a los efectos de este control, y con independencia de la necesidad de los equipos indicados en el párrafo anterior, se podrán tomar como referencia las características de las aguas subterráneas procedentes de captaciones próximas a la instalación o fuentes o manantiales superficiales del entorno.

4.– MEDIDAS A ADOPTAR EN SITUACIONES DE FUNCIONAMIENTO ANORMALES Y PREVENCIÓN DE ACCIDENTES.

Por las características de la actividad, no cabe establecer prescripciones en situaciones de parada o arrancada de la actividad.

Protección contra incendios: En materia de protección contra incendios, se estará a lo dispuesto en la normativa vigente.

Afecciones medioambientales sobrevenidas: Cualquier accidente o incidente que se produzca durante el desarrollo de la actividad con posible incidencia medioambiental deberá comunicarse inmediatamente al Servicio Territorial de Medio Ambiente de León.

5.– DISPOSICIONES RELATIVAS AL CESE TEMPORAL DE LA ACTIVIDAD Y CIERRE DE LA INSTALACIÓN.

El cese temporal de la actividad y cierre de la instalación se regirá por lo dispuesto en el artículo 13 del Reglamento de emisiones industriales. En particular:

  • El titular de la autorización ambiental deberá presentar una comunicación previa al cese temporal de la actividad ante el Servicio Territorial de Medio Ambiente. La duración del cese temporal de la actividad no podrá superar los dos años desde su comunicación.
  • Durante el periodo en que una instalación se encuentra en cese temporal de su actividad o actividades, el titular:
    • a) Deberá cumplir con las condiciones establecidas en la autorización ambiental integrada en vigor que le sean aplicables.
    • b) Vaciar en el menor tiempo posible las balsas de purines y gestionar adecuadamente todos los residuos presentes en la instalación.
    • c) Podrá reanudar la actividad de acuerdo con las condiciones de la autorización, previa presentación de una comunicación al órgano competente, y
    • d) Podrá realizar el cambio de titularidad de la instalación o actividad previa comunicación al órgano competente; el nuevo titular continuará en las mismas condiciones de la autorización ambiental integrada en vigor, de manera que no será considerada como nueva instalación.
  • Transcurridos dos años desde la comunicación del cese temporal sin que el titular haya reanudado la actividad o actividades, la Consejería competente en materia de Medio Ambiente le comunicará que dispone de un mes para acreditar el reinicio de la actividad, procediendo a continuación en consecuencia.

Una vez formalizado el cierre de la instalación ganadera, el titular deberá justificar que se ha realizado la descontaminación de la misma con la retirada y gestión de los residuos y productos químicos almacenados o existentes en el momento del cese de la actividad, así como la correcta gestión de los mismos, adjuntando documentación necesaria para acreditarlo.

En el caso de que se produzca la demolición y desmantelamiento de las instalaciones la gestión de los residuos de construcción y demolición generados en la ejecución de las obras debe realizarse conforme lo establecido tanto en la Ley 22/2011, de 28 de julio, como en el Real Decreto 105/2008, de 1 de febrero, por el que se regula la producción y gestión de los residuos de construcción y demolición.

6.– CONTROL, SEGUIMIENTO Y VIGILANCIA.

Prescripciones generales: En caso de incumplimiento de las condiciones impuestas en la presente autorización ambiental se estará a lo dispuesto en el Título IV. Disciplina ambiental, del Real Decreto Legislativo 1/2016, de 16 de diciembre y en el Título X Régimen sancionador del Texto Refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León.

Seguimiento y vigilancia: El seguimiento y vigilancia del cumplimiento de lo establecido en esta autorización ambiental corresponde a la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León de León, salvo las correspondientes a las condiciones establecidas por la legislación sectorial aplicable, que corresponderán a los órganos competentes por razón de la materia.

Programa de vigilancia ambiental: Se implantará un programa de vigilancia ambiental que garantice el cumplimiento de las indicaciones y medidas, protectoras y/o correctoras en su caso, incluidas en esta autorización.

Registro de operaciones de gestión de purines/estiércoles: Se dispondrá en la granja de un Libro de Registro de las operaciones de aplicación al terreno de los estiércoles producidos, o de su traslado a plantas de tratamiento, de acuerdo con lo establecido en la Orden MAM/1260/2008, de 4 de julio, por la que se establece el modelo de libro de registro de operaciones de gestión de deyecciones ganaderas para las actividades e instalaciones ganaderas en la Comunidad de Castilla y León, en el que constarán los transportes realizados, anotándose las fechas de distribución, volúmenes evacuados, parcelas de destino, dosis aproximada de abonado con purín en cada una expresado en t/ha, plazo de enterrado y cultivo previsto. El Libro de Registro estará a disposición de las administraciones competentes para su comprobación y control.

Registro de productores de residuos: La granja dispondrá de un archivo, físico o telemático, donde se recoja por orden cronológico, la cantidad y naturaleza del residuo, proceso que genera el residuo, identificación del transportista, frecuencia de recogida, identificación del gestor autorizado de destino de cada residuo y operación de tratamiento o eliminación de destino del residuo. En el archivo se incorporará la información contenida en la acreditación documental de las operaciones de producción y gestión de residuos.

El citado archivo afecta a cualquier tipo de residuo producido (residuo peligroso, no peligroso, comercial o doméstico). Se guardará la información archivada durante, al menos, tres años, y se mantendrán a disposición de las autoridades competentes a efectos de inspección y control.

A través de la aplicación informática Sistema de Información de Residuos de Castilla y León-SIRECYL (https://servicios.jcyl.es/sire/) se podrá realizar el mantenimiento on-line del archivo cronológico de la instalación (ACRO).

Informes periódicos: Antes del 1 de marzo de cada año, empresa remitirá al Servicio Territorial de Medio Ambiente de León el informe ambiental anual con el siguiente contenido: gestión de estiércoles, gestión de cadáveres de los animales y de otros residuos, copia de notificación de emisiones del reglamento E-PTR y cualquier otra medida como mejoras ambientales, modificaciones, ampliaciones o reformas de instalaciones en la explotación. Se acompañará al mismo copia de las hojas del Libro Registro de purines/estiércoles correspondientes al periodo de gestión de 12 meses, así como los resultados de los análisis realizados en el Plan de control y seguimiento de aguas subterráneas que se detallan más adelante en el apartado correspondiente.

En el supuesto de que se establezca un procedimiento informático específico de suministro de información, el titular de la actividad lo implantará en el plazo que a tal efecto se señale. Las obligaciones de suministro de información se realizarán en papel, y en soporte informático adecuado.

Notificación PRTR: En aplicación del Real Decreto 508/2007, de 20 de abril, por el que se regula el suministro de información sobre emisiones del Reglamento E-PRTR y de las autorizaciones ambientales integradas, y del artículo 7.2 del texto refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León, se notificarán a la Dirección General de Calidad y Sostenibilidad Ambiental las emisiones anuales de la instalación a través de la web: «PRTR España | Registro Estatal de Emisiones y Fuentes Contaminantes (PRTR-España)», del Ministerio competente en materia de Medio Ambiente.

Supervisión de los principales parámetros de la instalación y de las emisiones: En aplicación de las conclusiones sobre las MTD del sector porcino, se supervisarán los siguientes parámetros:

  • MTD 24. Supervisar el nitrógeno total y el fósforo total excretados presentes en el estiércol, mediante: Balance de nitrógeno y fósforo basado en la ración, el contenido de proteína bruta en la dieta, el fósforo total y el rendimiento de los animales.
  • MTD 25. Supervisar las emisiones de amoniaco a la atmósfera mediante:
    • Balance de masas basado en la excreción y del nitrógeno total (o del nitrógeno amoniacal total) presente en cada etapa de la gestión del estiércol.
    • Estimación utilizando factores de emisión.
  • MTD 29. Supervisar los siguientes parámetros del proceso al menos una vez al año:
    • Registro de Consumo de agua.
    • Registro de Consumo de energía eléctrica.
    • Registro de Número de entradas y salidas de animales, incluidos los nacimientos y muertes, cuando proceda.
    • Registro de Consumo de pienso.
    • Registro de Generación de estiércol.

Plan de control y seguimiento de las aguas subterráneas: Se analizarán reglamentariamente cada cinco años el contenido de amonio, nitratos, nitritos, fosfatos y cobre en las muestras de agua recogidas en los piezómetros (en su caso) mediante un Organismo de Control Acreditado (OCA), quien tomará asimismo las muestras para analizar, siendo los análisis que se presenten para el inicio de la actividad considerados como Blanco.

Cuando los análisis realizados por una entidad acreditada detecten concentraciones de amonio, nitratos, nitritos, fosfatos y cobre superiores al 10% entre el piezómetro de aguas arriba y el de aguas abajo, al blanco presentado con la documentación entregada para la instrucción de este expediente o, en su caso, a las características de las captaciones aguas subterráneas próximas a la instalación, se comprobará el estado de las fosas de purines y se realizará un estudio de la estanqueidad e impermeabilización de las fosas de purines.

Al mismo tiempo se seguirán mediante autocontroles trimestrales, las concentraciones de nitratos, nitritos y fosfatos, en los piezómetros instalados. Dichos controles se podrá realizar con kits colorimétricos comerciales. Las determinaciones se consignarán en un libro de registro que estará a disposición de las autoridades.

Si en algún autocontrol trimestral se detectan concentraciones superiores en un 10% de amonio, nitratos, nitritos, fosfatos y cobre respecto al análisis considerado como Blanco, el promotor estudiará el posible motivo y realizará un análisis mediante entidad acreditada del contenido de nitratos, nitritos y fosfatos en el plazo de tres meses.

7.– OTRAS PRESCRIPCIONES ADMINISTRATIVAS.

Modificación de la instalación: La modificación de una instalación sometida a autorización ambiental integrada podrá ser sustancial o no sustancial.

El titular de una instalación que pretenda llevar a cabo una modificación sustancial, lo justificará en atención a los criterios señalados en los apartados 4 y 5 del artículo 10 del texto refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación y en las normas que la desarrollan. La modificación sustancial no podrá llevarse a cabo hasta que la autorización ambiental no sea modificada.

En caso de que el titular proyecte realizar una modificación de carácter no sustancial deberá comunicarlo previamente a la Consejería de Fomento y Medio Ambiente, exponiendo las razones y adjuntando los documentos necesarios para su justificación, siendo de aplicación lo señalado en los artículos 10.4 y 10.5 del citado texto refundido Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación. La citada Consejería, en función de las características de la misma decidirá si procede, o no, modificar la autorización ambiental.

Responsabilidad del operador de la instalación: Cuando el operador de la instalación no coincida con el titular de la misma, le corresponderá a aquel el cumplimiento de todas las obligaciones impuestas en la presente autorización ambiental durante el periodo que dure su responsabilidad como tal. Tendrá condición de operador, cualquier persona física o jurídica que cumpla los requisitos recogidos, en este sentido, en la Ley 26/2007, de 23 de octubre, de Responsabilidad Medioambiental y en el artículo 27.2 de la Ley 22/2011, de 28 de julio.

Responsabilidad ambiental: La instalación está en el nivel 3, de acuerdo con la Orden APM/1040/2017, de 23 de octubre, por la que se establece la fecha a partir de la cual será exigible la constitución de la garantía financiera obligatoria para las actividades del Anexo III de la Ley 26/2007, de 23 de octubre, de Responsabilidad Medioambiental, clasificadas como nivel de prioridad 1 y 2, mediante Orden ARM/1783/2011, de 22 de junio, y por la que se modifica su Anexo.

De acuerdo con la Orden TEC/1023/2019, de 10 de octubre, por la que se establece la fecha a partir de la cual será exigible la constitución de la garantía financiera obligatoria, el titular de la explotación deberá haber realizado el análisis de riesgos y en su caso haber constituido la garantía financiera obligatoria antes del 16 de octubre de 2022, debiendo presentar la declaración responsable a esta administración, comunicando estas acciones antes de esa fecha, utilizando los modelos de declaración responsable del Anexo IV Real Decreto 2090/2008, de 22 de diciembre.

El análisis de riesgos se realizará de acuerdo con el reglamento de desarrollo de la Ley 26/2007, de 23 de octubre, de Responsabilidad Medioambiental, actualmente Real Decreto 2090/2008, de 22 de diciembre, modificado por Real Decreto 183/2015, de 13 de marzo.

Revisión de la autorización ambiental: En un plazo máximo de 4 años a partir de la publicación de las conclusiones relativas a las mejores técnicas disponibles del sector de la actividad principal de la instalación, el órgano administrativo competente en materia de medio ambiente garantizará que se hayan revisado y, si fuera necesario, adaptado todas las condiciones de la presente autorización ambiental para garantizar el cumplimiento del Texto Refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación y del Texto Refundido de la Ley de Prevención Ambiental de Castilla y León. A tal efecto, a instancia del órgano competente, el titular presentará toda la documentación referida en el artículo 12 del Texto Refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación, que sea necesaria para la revisión de las condiciones de la autorización ambiental. La revisión tendrá en cuenta todas las conclusiones relativas a los documentos de referencia MTD aplicables a la instalación, desde que la autorización fuera concedida, actualizada o revisada.

En cualquier caso la autorización ambiental será revisada de oficio cuando concurra alguno de los supuestos establecidos en el artículo 25.4 del Texto Refundido de la Ley de Prevención y Control Integrados de la Contaminación.

8.– OTRAS PRESCRIPCIONES.

Sector porcino: A la instalación objeto de la presenta autorización, le resulta de aplicación el Real Decreto 306/2020, de 11 de febrero, por el que se establecen las normas básicas de ordenación de las granjas porcinas intensivas, así como el Real Decreto 1135/2002, de 31 de octubre, relativo a normas mínimas para la protección de cerdos, el Real Decreto 599/2011, de 29 de abril, por el que se establecen las bases del plan de vigilancia sanitaria del ganado porcino y demás disposiciones que los desarrollan o modifican. Deberán cumplirse por tanto las condiciones mínimas de cría, funcionamiento, equipamiento, manejo, bienestar animal, protección agroambiental, separación sanitaria, y dotación de infraestructuras, entre otras, previstas en dichas normas.

Eliminación de cadáveres: En cuanto a la eliminación de cadáveres y otros subproductos animales se cumplirá el Reglamento (CE) n.º 1069/2009 del Parlamento Europeo y del Consejo de 21 de octubre de 2009, por el que se establecen las normas sanitarias aplicables a los subproductos animales y los productos derivados no destinados al consumo humano y el Real Decreto 1528/2012, de 8 de noviembre, que establece las disposiciones específicas de aplicación de la normativa comunitaria sobre la materia, en el Reglamento General de Sanidad Animal aprobado por Decreto 266/1988, de 17 de diciembre, y en cualquier otra normativa aplicable.

Los contenedores de cadáveres que deberán estar homologados, permanecerán en la granja hasta su retirada por gestor autorizado en un espacio específicamente habilitado al efecto, con acceso directo pero controlado desde el exterior del recinto ganadero.

Se acreditará la retirada de cadáveres mediante la presentación de contrato con empresa autorizada o seguro de retirada de cadáveres formalizado y en vigor.

Desinfección: Para la desinfección de las instalaciones, se utilizarán productos ecológicos que generen residuos de baja peligrosidad y biodegradables, de tal manera que los residuos arrastrados durante la limpieza de las naves no comprometan la utilización de los purines para el abonado de suelos agrícolas.

Estos productos desinfectantes estarán autorizados por el organismo competente y su aplicación se realizará con sistemas de pulverización de gota fina. Su manejo, utilización y almacenamiento se corresponderá con lo dispuesto en las fichas de seguridad de cada producto, que deberán estar en la explotación, a disposición y conocimiento del personal.

Desratización: Los tratamientos de desratización se realizarán únicamente cuando se consideren una actuación indispensable. Con el fin de evitar intoxicaciones sobre la fauna, en la desratización de las instalaciones se utilizarán aquellos métodos y productos que supongan una menor afección para aquélla, buscando con el principio activo y el método de aplicación la mayor especificidad posible sobre la diana. En este sentido son recomendables aquellos productos que, entre otras características, requieran de ingestas repetidas, aplicándose en portacebos herméticos rígidos de modo que no tengan acceso otros animales, o en la entrada de las huras posteriormente tapadas.

Con carácter general, los biocidas que se apliquen en desinsectación, desratización y desinfección deberán estar convenientemente autorizados por las administraciones competentes y sus características condicionan la formación del personal aplicador, o la contratación de una empresa de Servicios Biocidas, inscrita en el Registro Oficial de Establecimientos y Servicios Biocidas (ROESB) según el Real Decreto 830/2010, de 25 de junio, por el que se establece la normativa reguladora de la capacitación para realizar tratamientos con biocidas.

Pozo o captación de agua: Para la extracción de agua mediante sondeo deberá obtenerse la correspondiente concesión administrativa, al amparo del Real Decreto Legislativo 1/2001, de 20 de julio, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de aguas. Se recuerda que el uso del agua sin la correspondiente autorización o concesión supone una infracción y puede ser objeto de sanción.

Actualmente se utiliza como abastecimiento de agua un sondeo realizado en las proximidades del área de ubicación del proyecto, si bien se tiene constancia de que, con fecha 9 de abril de 2018, el promotor ha solicitado la concesión de un aprovechamiento de aguas subterráneas con destino a uso ganadero, en la parcela 44 del polígono 215 de Sahagún (León), encontrándose dicho expediente en fase de tramitación.

Eficiencia energética. Con el fin de realizar mejoras continuas y sistemáticas del rendimiento energético de la instalación, incluyendo el uso de la energía, la eficiencia energética y el consumo energético, se fomentarán las acciones tendentes a reducir los consumos de energías procedentes de fuentes no renovables y se estudiará la implantación de sistemas normalizados y certificables de eficiencia energética.

Para mantener en las naves unas condiciones controladas de temperatura, en su construcción se ejecutarán los aislamientos oportunos para conseguir una buena envolvente térmica, a fin de evitar o atenuar pérdidas de calor o la necesidad de aplicar sistemas de refrigeración.

Esta autorización no faculta por si sola a ejecutar obras en zonas sujetas a algún tipo de limitación en su destino o uso con la aplicación de la normativa vigente, por lo que el interesado habrá de obtener, en su caso, las pertinentes autorizaciones de los Organismos competentes de la Administración correspondiente. En todo caso se deberán cumplir tanto la normativa urbanística como el resto de normas vigentes que pudieran impedir o condicionar la actividad, en aquellos aspectos no regulados en esta autorización ambiental.

Para la resolución de las dificultades que puedan surgir de la aplicación o interpretación de las medidas incluidas en la presente autorización, así como para la valoración y corrección de los impactos ambientales imprevistos que puedan surgir durante la ejecución de las actuaciones, deberá contarse con la colaboración técnica de la Consejería competente en materia de Medio Ambiente, que podrá proponer la adecuación de dichas medidas a las circunstancias que puedan presentarse, así como su adaptación a la nueva normativa medioambiental de aplicación que pudiera promulgarse.